Miércoles, 7 de diciembre de 2016Actualizado a las 05:44

Fiscalización reveló malas condiciones laborales de trabajadores peruanos en San Antonio

por 22 noviembre 2011

Una fiscalización del Ministerio del Trabajo reveló las precarias condiciones laborales de un grupo de trabajadores, en su mayoría peruanos, que se desempeñaban en dos fundos en la provincia de San Antonio.

Al lugar llegó la titular de Trabajo, Evelyn Matthei y la directora nacional del Trabajo, María Cecilia Sánchez, quienes verificaron las condiciones en que se desempeñaban veinte ciudadanos peruanos, siete de ellos ilegales, más un trabajador chileno.

"No tenían visas ni contrato de trabajo, probablemente ni siquiera se le estaba pagando el salario mínimo, de cotizaciones previsionales ni hablar. Las condiciones higiénicas son absolutamente inaceptables: ellos dormían en el mismo lugar donde habían balones de gas, fertilizantes, electricidad sin ninguna protección, con un piso que se podía inflamar en cualquier momento", sentenció la ministra.

Matthei aseveró que los trabajadores extranjeros están particularmente desprotegidos, pues "están en un país ajeno y no saben en quién confiar, no saben qué les puede pasar y tienen miedo que los manden de vuelta a su país sin un peso. Han venido acá porque tienen necesidades en su propio país. Es importante tratarlos bien y que ellos se sientan protegidos", sostuvo la secretaria de Estado.

En el predio de la zona de San Juan, propiedad de Claudio Armijo, se detectaron irregularidades con siete ciudadanos peruanos ilegales, dos hombres y cinco mujeres, mientras que en el terreno fiscalizado en la zona de El Ermitaño, la inspección encontró a 14 trabajadores en situación irregular, siete ciudadanos peruanos, seis mujeres de la misma nacionalidad y un chileno, de los cuales, ninguno tenía contrato de trabajo.

"Estoy impresionada de que chilenos puedan tener a otros seres humanos en estas condiciones asquerosas, inaceptables", afirmó Matthei, quien explicó que "habían roedores por todas partes y también químicos peligrosos. Justo a la entrada de la 'habitación' hay un signo con una calavera que dice 'no entrar'. En definitiva, no hay infracción que no se haya cometido en este lugar", sentenció.

La directora del Trabajo, en tanto, dispuso el cierre de las faenas por carecer de las condiciones mínimas para desarrollar el trabajo, quedando a cargo de la investigación el fiscal Álvaro Pérez.

"Se suspendieron las faenas en dos predios: uno en la zona del Ermitaño y éste que se encuentra en San Juan, por razones de higiene y seguridad. En estas condiciones no pueden seguir trabajando en estos predios. Ya hicimos un levantamiento de los hechos y encontramos infracciones graves de higiene y seguridad y como Dirección del Trabajo resolvimos la suspensión de faenas", sentenció Sánchez.

upi/so

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes