Fundación Guatita de Delantal Chile duda que abdominoplastía se incluya en el auge: “Si entra, será en muchos años más” - El Mostrador

Sábado, 18 de noviembre de 2017 Actualizado a las 21:18

Controversia

Fundación Guatita de Delantal Chile duda que abdominoplastía se incluya en el auge: “Si entra, será en muchos años más”

por 26 octubre, 2017

Fundación Guatita de Delantal Chile duda que abdominoplastía se incluya en el auge: “Si entra, será en muchos años más”
Diputados pidieron que operación sea incluida en el plan Auge, pero las mismas mujeres que durante años pidieron que se considerara no creen que vaya a pasar y decidieron formar una fundación. También advierten que es necesario aclarar que se trata de eliminar la piel sobrante y que no es una operación para bajar de peso.

Marcela tenía 29 años el día en que tuvo a sus mellizos. Ese día, los médicos decidieron practicarle una cesárea horizontal, por encima del pubis, lo que marcaría un antes y un después en la vida de Marcela como mujer, ya que relación con su cuerpo nunca volvió a ser la misma. Con la cicatrización y el paso del tiempo, la operación terminó partiendo esa parte de su cuerpo en dos. “Quedé con algo que parece ‘poto’ en mi vientre”, cuenta.

Nunca más volvió a usar traje de baño en las playas y con la posterior separación de su marido, le costó mucho volver a retomar su vida y tener una relación por el miedo que significaba que la vieran desnuda. Pasaron varios años para que tan solo lo intentara. Hasta que logró volver a aceptar su cuerpo y vivir su vida más allá de los complejos. Sin embargo, su sueño es poder corregir alguna vez su abdomen.

Marcela no es la única mujer que ha debido enfrentar ese complejo. En la actualidad, tener piel sobrante en el abdomen afecta a más de 250.000 personas en nuestro país, tanto hombres como mujeres, porque no está solo relacionado al embarazo de la mujer, si no a personas que han tenido bajas drásticas de peso que los ha dejado con colgajos de piel sobrante que pueden llegar a pensar 5 kilos.

Es por eso que la Cámara de Diputados aprobó una solicitud a la Presidenta de la República para que se incluya la abdominoplastía como parte integrante del tratamiento contra la obesidad mórbida, en el Plan de Garantías Explícitas de Salud (GES), considerando además el aumento sostenido que tiene la obesidad en Chile.

También incluiría a las embarazadas como Marcela, que quedaron con piel sobrante lo que repercute directamente en su calidad de vida y autoestima.

Bien lo saben en el movimiento Guatita de Delantal que durante años buscó que esta condición se incluyera dentro de las patologías Auge, defendiendo que no era sólo un asunto estético, sino que de autoestima y dignidad.

Y es que entre los casos que han llegado a la agrupación, está el de Teresa quien ha atentado con su vida en
reiteradas ocasiones, cuyo principal motivo es su vientre caído. O el de Carmen, que se operó de bypass gástrico luego de pesar 150 kilos y con la baja de casi 100 kilos quedó con una masa deforme en su cuerpo.

Natalia Rodríguez es secretaria general de la ahora constituida Fundación Guatita de Delantal Chile. “Desde un principio estuvimos trabajando en un movimiento llamado Guatita de Delantal al Auge y trabajamos alrededor de un año con parlamentarios”, recuerda. Asistieron varias veces al Congreso y organizaron diversas marchas para visibilizar el problema y lograr ser oídas, pues el gran componente del grupo son mujeres, aunque también acogen hombres que han sufrido esta condición.

“Al pasar el tiempo, nos dimos cuenta que se estaba politizando, que pedían firmas, lo encontramos irregular”, sostiene Rodríguez para contar por qué decidieron formar una fundación después de años de lucha, la que se constituyó oficialmente en mayo de este año.

Pero además hubo un cambio interno en la esencia de su petitorio. “Estábamos luchando para que esto fuera al Auge cosa de que no va a ser así, es muy difícil de que este servicio de lipectomía o abdominoplastia entre al Auge dado que hay muchas enfermedades graves que todavía no están, así que va a ser muy difícil que este problema en sí estético lo tomen en cuenta antes que otras enfermedades. Y si llegase a entrar, va a ser yo creo que en muchos años más”, explica.

“Nosotras nos desvinculamos de ellos dado que no veíamos frutos y en sí queríamos trabajar con las mujeres, los hombres y las personas que sufren hoy en día lo que es guatita de delantal. Por ende, toda la Quinta Región decidió formar lo que hoy es Fundación Guatita de Delantal Chile. Desde el mes de mayo estamos trabajando a nivel país, contamos con directores regionales y ellos cuentan con directores comunales, nos estamos organizando y así trabajamos de forma continua”, señala Rodríguez.

Los objetivos de la fundación son claros y buscan llegar a todas las personas que sufran con su abdomen flácido y no tengan recursos para operarse. "No todos contamos con el dinero para poder costear esta cirugia, donde día a día se sufre el calvario de tener algo que sobra en tu cuerpo, siendo humilladas, vejadas y violentadas por esta condición del abdomen flácido, y queremos devolver la felicidad y dignidad a todos aquellos que lo necesiten", plantea el organismo.

Su idea es funcionar a través de donaciones de socios, empresarios, proyectos y todo ente que quiera aportar de forma voluntaria para costear las operaciones que realiza un equipo médico especializado que trabaja con ellos.

La idea es que cada socia llene una ficha con sus datos, luego realicen un tratamiento en el Cesfam y luego se les realice una evaluación médica con sicólogos, nutricionistas, y luego pasen por un proceso de selección con asistente social para definir la necesidad y urgencia de la operación.

"Nuestra prioridad es poder operar a todos los hombres y mujeres que necesiten en sí cambiar su vida, tener otro estilo de vida. Hemos conocido muchos casos de mujeres que no tienen espejos en sus casas, le dicen 'monstruo' a sus guatitas, no pueden bajar de peso por enfermedades como hipertiroidismo por ejemplo, que por más que ellas traten no pueden bajar de peso. También hay mujeres que han intentado suicidarse, que han sido dejadas por sus maridos, que se visten de una sola forma porque no encuentran algo más para ponerse, lo cual también es un tema, porque lo que a nosotras más nos preocupa es el tema de la dignidad de toda mujer", señala la secretaria de Gutita de Delantal Chile.

Eso sí, Natalia Rodríguez sostiene que existe una confusión sobre lo que significa la operación. "Nos hemos dado cuenta que existe mucho sobrepeso y mucha obesidad en sí, y la mayoría de las personas no entienden que Guatita de Delantal busca operar el colgajo, o sea el pellejo que tienen las mujeres y los hombres para así sacarlo. Pero nos ha tocado que hay muchas personas que sí son gorditas, con sobrepeso, que ellos sienten que es toda la guata la que le van a sacar y no es así, aludimos al colgajo", explica.

Y es que efectivamente las operaciones que busca hacer la fundación no son la solución para la obesidad. “La abdominoplastía no es un tratamiento para bajar de peso, sino para corregir el exceso de piel con o sin grasa que queda una vez lograda la reducción de peso y que produce molestias funcionales en los pacientes, como dificultades para realizar las actividades diarias, y además muchas veces genera hongos e infecciones”, explica la Dra. Montserrat Fontbona, presidenta de la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica (SCCP).

En ese sentido, también puede afectar a quienes han sido madres. "Tras los embarazos en los que se ha producido un gran aumento de peso es posible evidenciar esta condición de “guatita en delantal”, que produce molestias similares a las de los pacientes postbariátricos, teniendo que recurrir al cirujano plástico. De hecho un 25% de las operaciones a nivel nacional corresponden a la abdominoplastía”, dice Fontbona.

Los médicos especilistas con claros: “Es importante recalcar que ni la Abdominoplastía ni la Liposucción son tratamientos para la obesidad. Creemos que este problema debe ser abordado desde un punto de vista integral y no solo tratar sus consecuencias. Así, una guía GES debería incorporar el manejo nutricional, promover vida saludable y la cirugía bariátrica, que es la que permite bajar de peso y mejorar las enfermedades metabólicas asociadas a la obesidad. Debe ser un tratamiento integral de los pacientes en la prevención y terapia de la obesidad y sus secuelas”. Dice el Dr. Stefan Danilla, director científico de la SCCP.

En Guatita de Delantal Chile también han detectado el interés de quienes se acercan por lograr bajar de peso. Es por eso que decidieron incluir la cirugía bariátrica para que "todas las personas tengan acceso de poder cambiar su vida, tener un nuevo estilo de vida,  sentirse bien, sentirse mujer, sentirse digna y contenta. Muchas personas nos han dicho que en la vida su mayor sueño es poder operarse y la mayoría de las personas no tienen los recursos para ello", dice Rodríguez.

En la fundación no se cierran a la posibilidad de que esta condición sea Auge, aunque lo ven difícil. "Si esto más adelante llegase a ir al Auge para nosotros también sería genial dado que de igual forma nos ayudaría, pero hay que tener en cuenta de que no van a ser todas operadas, no se van a tomar el tiempo de operar por ejemplo a una persona antes que operar a otra con alguna condición grave, entre una y otra no van a ocupar una camilla en  operar a una persona con un colgajo a otra que tenga más prioridad y en eso así van a seguir siendo filas inmensas, listas de espera, etc", explica la secretaria y vocera del organismo.

"Nosotras no tenemos la certeza de que sí vamos a operar todas las mujeres de Chile, porque eso es imposible, pero sí vamos a tomar los casos más extremos los cuales ya tenemos una estadística de poder realizar dos operaciones por región a contar del próximo año. Esperamos tener los medios para esto", sostiene Rodríguez.

Más información sobre El Mostrador

Plan Individual

Anual:
$90.000
Semestral:
$40.000
Trimestral:
$20.000
Mensual:
$10.000

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)