Viernes, 9 de diciembre de 2016Actualizado a las 00:29

Cultura - El Mostrador

Alejandro Sanz repleta el Movistar Arena

por 18 marzo 2010

Alejandro Sanz repleta el Movistar Arena
"Me preocupa Chile, me preocupan también ustedes, esto va por Chile", sostuvo el cantante español.

El español Alejandro Sanz, que esta noche ofreció un concierto en el Movistar Arena de Santiago, supo recordar a las víctimas y a los damnificados del terremoto del pasado 27 de febrero.

"Me preocupa Chile, me preocupan también ustedes, esto va por Chile", señaló Sanz antes de comenzar su presentación en medio de aplausos y gritos ensordecedores de sus seguidores.

Todas las canciones que Sanz interpretó fueron coreadas por el público mayoritariamente femenino, aunque también se veían parejas que, seguramente, se habían enamorado con los temas de uno de los más destacados artistas españoles de los últimos años.

"Mi Peter Punk", "Lo que fui es lo que soy", "Desde cuando", "Viviendo de prisa" y "Nuestro amor será leyenda", fueron las canciones con las que Sanz inició su concierto, coreado por unas 8.000 personas.

Alejandro Sanz, que ya grabó la parte que le corresponde de la canción "Gracias a la vida", de Violeta Parra, a la que se sumarán otras grandes voces como Miguel Bosé y Michael Buble, entre otros, y cuyos fondos irán en beneficio de los damnificados, supo del gran cariño que le tienen sus admiradores en Chile.

Desde que el artista español entró al escenario, el público se levantó de sus asientos para cantar y, en algunos casos, llorar con las letras de las canciones de Sanz.

"Corazón partío", uno de sus primeros éxitos, que estuvo por meses en los primeros lugares de las listas de discos más escuchados y más vendidos, fue coreado con tanta fuerza por los presentes que la voz de Sanz no se escuchaba.

De pocas palabras, el artista siguió con una batería de canciones como "Cuando nadie me ve", "Sin que se note", "Si hay Dios", "Quisiera ser" y "Mala".

Con el acompañamiento de una banda en que las cuerdas se destacaron por sobre los otros instrumentos, el cantante español le sacó partido al final de cada canción, con una escenografía totalmente "electrónica y abstracta".

Tras un pequeñísimo descanso, aparecieron los músicos y Alejandro Sanz interpretó "No es lo mismo" y "Looking for Paradise", éste último grabado junto a Alicia Keys, que el público bailó, cantó y llevó el ritmo con los brazos en alto.

Con su presentación, el español hizo olvidar por momentos la angustia, el estrés, el nerviosismo y el síndrome del vértigo que sufren cientos de chilenos a causa de las más de trescientas replicas que se han sentido tras el terremoto que dejó casi 500 muertos.

Sanz también interpretó "Lo ves", "Tu no tienes la culpa" y "Tu letra podré acariciar".

En el escenario, el artista español señaló bastante emocionado: "Espero que con estas canciones hayan olvidado un poquito lo que ha ocurrido en vuestro país". "Cuidénse mucho, Viva Chile", gritó Sanz, esta vez con el emblema patrio chileno colocado en el atril del micrófono.

Sus últimas canciones fueron "A la primera persona", "Mi soledad y yo" y "Amiga mía".

Este jueves, el artista español, repetirá el concierto en el mismo recinto, cuyos boletos están casi todos vendidos.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes