Sábado, 24 de septiembre de 2016Actualizado a las 16:10

A partir de hoy la plataforma está disponible desde El Mostrador Cultura+Ciudad

Cultura - El Mostrador

"Mira Santiago": el dispositivo interactivo que revela hacia dónde va nuestra capital

por 6 mayo 2014

Esta herramienta es parte del plan de difusión de la encuesta "Santiago cómo vamos" que mide la calidad de vida en la capital y la gestión urbana. Su acceso es gratuito y su objetivo es servir de insumo para la elaboración de proyectos que emanen de la sociedad civil como de los gobiernos locales. En esta fase del proyecto, que ha sido elaborado por la Universidad Diego Portales, se pueden consultar los datos del ítem "Movilidad y transporte cotidiano".

¿Sabía usted que menos del 5 por ciento de la población del gran Santiago usa la bicicleta como medio de transporte para viajes cotidianos, pero que sin embargo lo califica como uno de sus medios de transporte ideales? ¿O que menos del 20 por ciento de los habitantes de cualquier comuna hace sus trámites coloquiales a pie, en circunstancias que para estos fines prefieren los servicios de sus barrios, cuyas distancias abarcan apenas 10 minutos de viaje?

Estos datos y muchos más forman parte de una completa encuesta elaborada bajo la dirección técnica del Instituto de Investigación en Ciencias Sociales sobre la calidad de vida y gestión urbana, llamada "Santiago cómo vamos" y que ahora de manera interactiva se puede conocer a través de la plataforma web "Mira Santiago", disponible a partir de hoy en el magazine Cultura+Ciudad, de El Mostrador.

mira santiago

"Mira Santiago" es una iniciativa impulsada y desarrollada por la Facultad de Arquitectura, Arte y Diseño de la Universidad Diego Portales desde su Escuela de Diseño y el Laboratorio Ciudad y Territorio y consiste en un dispositivo digital en donde a partir de visualizaciones de datos interactivos se busca poner a disposición de un público amplio los conocimientos obtenidos tras la primera versión de la encuesta. En este espacio se pueden encontrar las percepciones, hábitos, conductas y expectativas que los santiaguinos hacen sobre su ciudad y la forma en que ella es dirigida y administrada.

Como la primera parada de un recorrido escalonado, la plataforma Mira Santiago pone a disposición del público los resultados de la encuesta sobre "Transporte y Movilidad cotidiana".

Los objetivos de "Mira Santiago" son poner a disposición los datos de forma gratuita y a través de un lenguaje visual amigable, rompiendo con ello la lógica tradicional de divulgación de datos estadístico; promover el aprendizaje respecto a las realidades territoriales del Gran Santiago; visualizar los datos de forma interactiva, permitiendo seleccionar, agrupar y analizar la información desde distintas perspectivas; contrastar cuatro macro áreas de Santiago, relacionando los resultados de la encuesta con información secundaria proveniente de fuentes de datos públicos; proveer información para la toma de decisiones de distintos actores sociales, tanto del sector público, como del sector privado y la sociedad civil.

Foto: Agencia Uno

Foto: Agencia Uno

Uso del automóvil en crecimiento

La encuesta "Santiago cómo vamos" a diferencia de otras herramientas similares, incorporó como elementos estadísticos las percepciones de los santiaguinos, vale decir sus nociones de qué es lo que cree que es mejor y las relacionó con las preferencias en movilidad que actualmente usa.

Así por ejemplo determinó que más allá que existe una noción ideal de que el automóvil es un medio de transporte que debiera desincentivarse en el gran Santiago, debido a la saturación del parque automotriz y que las autoridades hace más de 20 años intentan -en vano- reducirlo a través de modificaciones al sistema de transporte público, lo cierto es que este parque sigue creciendo más y más.

Esto ha venido comportándose así -puede suponerse- por las facilidades de acceso a créditos orientados al consumo automotriz. En ese sentido, es relevante -según la encuesta- el crecimiento que han tenido los autos privados en hogares de clase media. Relacionado con esta tendencia, es posible advertir cómo el automóvil goza de buena salud y es visto por muchos capitalinos como su medio de transporte ideal; en una pregunta donde se les plantea un hipotético escenario favorito de transporte cotidiano por Santiago, un 42,7% de las personas afirma tener al automóvil como su opción predilecta, algo que se acentúa en el sector Oriente –donde representa un 54,7% sobre el total de las respuestas- en contraste con el 29,4% en el área Centro-Norte del Gran Santiago que sostiene esa opción.

Foto: Agencia Uno

Foto: Agencia Uno

La bicicleta

En la evaluación del uso de la bicicleta y la motocicleta para la realización de viajes cotidianos, ambos medios de transporte tuvieron una representación minoritaria (para ningún caso constituyen más del 5% del total de los viajes, en algunos casos ni siquiera superando el 1%). Sin embargo, si se observa cuál es el medio de movilización ideal para los santiaguinos, la bicicleta ocupa el cuarto lugar, representando el 9,4% de las preferencias.

Esta preferencia, sin bien es mayoritariamente juvenil con mayor incidencia en los sectores de altos ingresos, donde la bicicleta es vista como una herramienta de vida saludable, en el sector poniente de la capital, su incidencia también es relevante, pero difiere en la edad y el motivo de su uso, ya que en este sector el promedio de gente que lo usa es mayor de 30 años y su finalidad es el transporte.

Percepción del transporte público

Como podría suponerse, allí donde es predominante el automóvil privado, menor es el uso de transporte público. Sin embargo, casi un 60% de los santiaguinos utiliza algún medio de transporte público varias veces a la semana.

Si se analiza el nivel socio-económico alto, es posible observar que hay un núcleo consistente de personas que lo utiliza todos los días (35%), que proporcionalmente es mayor que las personas de otros niveles socioeconómicos que lo ocupan a diario. Probablemente esto se explique por jornadas laborales y estudios regulares, aunque también puede estar vinculado a los lugares por los cuales transitan los santiaguinos, según su nivel socioeconómico.

Respecto a otros medios de transporte público, llama la atención la relevancia que tienen los colectivos para algunos tipos de viajes, en ciertas áreas de la capital, y por cierto tipo de usuarios. Así por ejemplo, es posible advertir que las personas mayores de sesenta años, de nivel socioeconómico medio y bajo, de las áreas Poniente y Sur de la capital, tienden a ocupar mayoritariamente este medio de transporte, especialmente para ir a hacer compras, resolver un trámite o ir al consultorio. Asimismo, para los residentes de estos mismos sectores capitalinos, el colectivo es su medio de transporte elegido para volver a la casa después del trabajo, lo cual lleva a pensar la infraestructura –mobiliario, vías, terminales, etc.- que sustenta a este medio de transporte.

Ahora en cuanto de la evaluación del sistema general de transporte, la encuesta revela que los puntos más críticos a vista de los usuarios son los niveles de aglomeración (76% dice que es algo que no le gusta del sistema), la congestión del sistema (74,2%) y la frecuencia del servicio (68,6%). Llama la atención que la tasa de respuestas críticas es proporcionalmente mayor en el sector Poniente que en el resto de la capital, lo cual enciende una alerta a los operadores de los servicios de esas áreas, así como al equipo de planificación de Transantiago, pues, salvo la congestión –que depende de la infraestructura vial disponible y otras variables de contexto-, las soluciones pasan por mejoras de gestión de la operación.

Sedentarismo: una cuestión de actitud

Más allá de los problemas y de las malas evaluaciones que tiene en general el sistema de transporte y la obligatoriedad que exige su uso, tomando en cuenta las grandes distancias que separan generalmente a las personas de sus lugares de trabajo, la encuesta "Santiago cómo vamos" logró determinar en el apartado sobre vida de barrio, que aún cuando las distancias pueden ser breves, el santiaguino, definitivamente no camina.

Si observamos las cifras para cada destino, como puede ser ir a hacer trámites, ir al consultorio o de compras, ninguna  de estas categorías sobrepasa el 21% del total de los viajes. Aunque la mayoría de los destinos están a un tiempo de viaje de 10-20 minutos, una alta proporción de los traslados se hace en vehículos motorizados.

¿Qué hay detrás de eso? ¿sedentarismo? ¿falta de infraestructura adecuada para los peatones? ¿o, más bien, una geografía de oportunidades –bienes y servicios- inadecuadamente distribuidos por la ciudad?

Preguntas como estas son las que pueden ir respondiéndose a través de la plataforma Mira Santiago, una herramienta de gran utilidad para las organizaciones civiles y municipales, pero también para el santiaguino común y corriente que se pregunta ¿hacia dónde vamos?.

Compartir Noticia

Noticias Relacionadas