Tristan Harris, ex ingeniero de Google: “la premisa de Sillicon Valley es innovar, pero eso está corrompiendo a la sociedad, ahora todos somos adictos” - El Mostrador

sábado, 26 de mayo de 2018 Actualizado a las 20:04

El Invitado al Congreso Futuro formó un movimiento que busca generar conciencia sobre el tiempo que perdemos en internet

Cultura - El Mostrador

Tristan Harris, ex ingeniero de Google: "la premisa de Sillicon Valley es innovar, pero eso está corrompiendo a la sociedad, ahora todos somos adictos”

por 22 enero, 2018

Tristan Harris, ex ingeniero de Google: “la premisa de Sillicon Valley es innovar, pero eso está corrompiendo a la sociedad, ahora todos somos adictos”
Harris comenta que no es extraño pensar que nuestras decisiones se ven influenciadas, de alguna manera, por lo que hemos visto en las redes sociales a lo largo del día. “Sabemos que con tan sólo un 2% de cuentas falsas (bots) podemos influenciar sobre alguna materia y cambiar por completo la dirección de una conversación o tema, lo que significa que esta es la forma más fácil para lograr manipular a un gran grupo de personas. Esto está ocurriendo ahora mismo en Facebook y Twitter”.

Tristán Harris, elegido #16 de los 30 mejores empresarios menores de 30 años por la revista Inc en 2009 y seleccionado como una de las “25 personas que dan forma al futuro en temas de tecnología, ciencia y medicina” por la revista Rolling Stone en 2017, por años trabajó como “filósofo de producto” en Google. “Soy experto en la manera en que la tecnología secuestra nuestras vulnerabilidades psicológicas”, relata, y agrega que parte de su trabajo era encontrar la forma de persuadir a la gente para provocar una mayor atención hacia sus productos.

Sin embargo, tras darse cuenta del impacto que tiene en las personas el uso excesivo de la tecnología, este ingeniero informático norteamericano decidió formar Time Well Spent, un movimiento que busca generar conciencia colectiva sobre el tiempo que perdemos en internet. “La tecnología no es una herramienta neutra, tras la pantalla hay cientos de personas trabajando para diseñar aplicaciones que capturen nuestra atención”, comenta Harris, quien hoy está empecinado en abrir el debate para que dejemos de ser consumidores pasivos de información sin tomar el peso de lo que significa. “Luchamos para resguardar la atención de los ciudadanos como un valor humano, para proteger la salud mental en un entorno democrático”, comenta sobre el objetivo de su organización.

Hoy, las cifras son escalofriantes. Estudios revelan que cada persona revisa su celular, en promedio, unas 150 veces al día, y a pesar de que la mayoría son interacciones rápidas, esto supone un alto costo social debido al excesivo tiempo que estamos conectados. “El teléfono es lo primero que miramos al despertar, e incluso lo tenemos cerca cuando estamos tomando un café con alguien. Cada día estamos más impacientes y ansiosos cuando vemos una notificación, y cuanto más tiempo pasamos utilizando estas aplicaciones, más lejos estamos de optimizar el tiempo”.

La caja de pandora

Hoy en día Facebook es la aplicación de mayor uso diario en el mundo, a través de ella compartimos nuestras experiencias, nos informamos e incluso nos validamos con nuestros amigos virtuales. Pero, ¿cuestionamos lo que sucede cuando damos un “me gusta”?

Harris menciona que Facebook abrió una caja de pandora y que ya no hay vuelta atrás. “Ellos no tienen el control de lo que han creado, todo está diseñado para que seamos adictos a la tecnología, para que aumente nuestra ansiedad por saber qué nos estamos perdiendo”.

Es sabido que el gran negocio de internet se basa en cuánto tiempo permanecemos en algún sitio, y es por ello que las grandes empresas como Facebook, Twitter e incluso Netflix compiten por nuestra atención, ganan a costa de nuestro tiempo y consiguen tenernos constantemente distraídos. “Hoy ya no esperan que hagas click sobre el siguiente vídeo o capítulo de una serie para empezar a reproducirlo, no te dejan elegir. Si esta situación sigue creciendo sin regulación, no tendrá ninguna salida”, advierte.

De esta forma, Harris comenta que no es extraño pensar que nuestras decisiones se ven influenciadas, de alguna manera, por lo que hemos visto en las redes sociales a lo largo del día. “Sabemos que con tan sólo un 2% de cuentas falsas (bots) podemos influenciar sobre alguna materia y cambiar por completo la dirección de una conversación o tema, lo que significa que esta es la forma más fácil para lograr manipular a un gran grupo de personas. Esto está ocurriendo ahora mismo en Facebook y Twitter”. Además, agrega, “la premisa de Sillicon Valley es innovar, pero eso está corrompiendo a la sociedad, ahora todos somos adictos”.

Hoy, este joven ingeniero va dando vueltas por el mundo con su cruzada que busca crear conciencia y buscar crear alternativas a la forma en que estamos expuestos a la tecnología, “debemos generar un cambio en la manera en que las empresas influencian las decisiones que tomamos”. De esta forma, acciones como reducir las notificaciones de nuestros teléfonos, poner vibración sólo a las más imprescindibles o cargar nuestros aparatos fuera de nuestra pieza para evitar que sea lo último que veamos al acostarnos y lo primero al levantarnos, son algunos hábitos que podemos adoptar para volver a tomar el control de nuestro tiempo y decisiones.

En este link se puede revisar la nota original.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes

Plan Individual

Anual:
$89.900
Semestral:
$49.900
Trimestral:
$24.900
Mensual:
$9.900

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)