sábado, 20 de octubre de 2018 Actualizado a las 07:06

Los ejecutivos en Wall Street también lloran: "Vivimos hacinados en 120 metros y lavamos los platos a mano"

por 2 marzo, 2012

Los ejecutivos en Wall Street también lloran:
Ya no les alcanza para cubrir sus millonarios sueldos y mantener así la permanencia a un club de golf o la mantención de sus perros. Inclusive para viajar a otro Estado para participar como jurado de un concurso de Miss Camiseta Mojada.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Los ejecutivos de las grandes empresas y cercanos a Wall Streey también se quejan de la crisis económica. Así lo hace saber un reportaje de Bloomberg, el cual muestra testimonios de quienes han manifestado su preocupación al no poder gastar, por ejemplo, 13.000 euros en sus perros, tener que ir al supermercado, no poder ir a un concurso de Miss Camiseta Mojada a Nueva Orleans.

Según consigna La Información.com, es el caso de Richard Scheiner, un inversor que al ver recortado sus ingresos en un 15% que manifestó su dificultad para mantener: los 7.500 dólares anuales de pertenecer a un club de golf o los cerca de 13.000 euros por año de mantener a sus dos perros, sobre todo para pagar a la persona que los saca a pasear, que cobra casi 13 euros la hora.

Por su parte, Daniel Arbeeny, un headhunter de Wall Street, señala que solía ganar medio millón de dólares anuales, al tiempo que revela: "Un supermercado dejó una publicidad en casa. Me senté y me puse a analizarla". De esa forma, el ejecutivo se dio cuenta de la existencia de ofertas y de que si iba a ese supermercado encontraría salmón a seis dólares la libra.

Andrew Schiff, director de Marketing de Euro Pacific Capital, declara que con la baja de bonus ya no le alcanzan los 260.000 dólares anuales que ganaba: "No quiero lloriquear. Solo quiero dar a mis hijos lo que unos padres ricos deben ofrecerles".

Y agrega: "Estamos hacinados en 120 metros. Ni siquiera tengo lavavajillas. Estamos lavando los platos a mano". Y añade que quiere una casa de 180 metros: "¿De verdad es una locura querer una casa con un cuarto de invitados?".

En tanto, Hans Kullberg, que solía ganar 113.000 dólares anuales, ahora se vio obligado a decir que no ante una invitación a Nueva Orleans para ser de jurado de un concurso de Miss Camiseta Mojada. "Financieramente, es la decisión más prudente", dice.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV