Zapatero anuncia un nuevo impuesto para los 4.600 españoles más ricos - El Mostrador