Las promesas de la Junta Militar no frenan los disturbios en El Cairo - El Mostrador