Anonymous perturba los Goya y difunde ‘online’ más datos privados - El Mostrador