Las voces silenciadas se hacen presentes en el MAC Quinta Normal - El Mostrador

Jueves, 23 de noviembre de 2017 Actualizado a las 19:30

Agenda Vida

Presentado por:

Cuatro Mujeres/ Cuatro Miradas

Cultura - El Mostrador

Las voces silenciadas se hacen presentes en el MAC Quinta Normal

por 30 noviembre, 2007

Se trata de una revisión crítica sobre procesos vigentes en la sociedad, como el tema de la migración, que está a cargo de cuatro videastas, tres chilenas y una iraní.

Tres chilenas y una iraní presentan sus particulares miradas sobre temas locales y globales. María Pía Serra, Claudia del Fierro, Ingrid Wildi y Ghazel son cuatro videastas reconocidas internacionalmente que se reúnen por primera vez en una exposición que se podrá visitar hasta el 9 de diciembre.



Se trata de "Cuatro Mujeres/ Cuatro Miradas", una revisión crítica sobre procesos vigentes y latentes en la sociedad actual y la manera en que han sido abordados. La migración campo- ciudad, la situación de los inmigrantes en Australia, la realidad de las mujeres musulmanas y el desarraigo son interpretadas y reformuladas por estas cuatro artistas por medio del video arte.



Del Fierro y Serra coinciden en que la problemática femenina y el desarrollo de corrientes migratorias son temáticas muy repasadas. Sin embargo, esto no significa que el asunto se trate desde la correcta perspectiva. "Se habla tanto de las migraciones y no se les pregunta nada a los migrantes, qué les está pasando, qué están sintiendo", dice Serra, refiriéndose al trabajo que exhibe del Fierro en la muestra.



"La promesa dulce" presenta un monitor donde se emiten fragmentos de entrevistas realizadas a inmigrantes que han llegado desde distintos lugares al mundo hasta Australia. Producto de su estadía en el país por una residencia en Melbourne y motivada por las últimas variaciones en las políticas migratorias del gobierno de Australia, se contactó con 12 personas en esta situación y registró sus impresiones.



Cuestionando sus vivencias en torno a tres ejes -la pérdida, la partida y el desplazamiento de la identidad-, Del Fierro capta dramáticos testimonios y los confronta a una experiencia con estudiantes de arte australianos, quienes realizan una lectura dramatizada y descontextualizada de los textos, evidenciando de esta forma la banalización que sufren los discursos. "Estos son temas que se hablan mucho, pero empiezan a perder la relevancia y el sentido a medida que se muestran", dice la realizadora.



"Estoy jugando con traspasar un discurso de esta gente que está en una realidad más o menos marginal a estos jóvenes que están en el centro, que son australianos, estudiantes, etc. Esto me sirvió como una manera de relacionarme y generar discusión entre los dos grupos en relación a estos temas. Ellos hablaban mucho de una pérdida, de un cambio de identidad, de un olvido. En general hablan de vivir una vida simulada, esta situación forzada de ya no tener ninguna expectativa más que la sobrevivencia", cuenta del Fierro. Completa el cuadro un autorretrato donde la artista remite a la incomodidad en que viven los migrantes.



Voces hegemónicas



Según del Fierro, en ambos trabajos "hay un intento por hacer algo con una voz, darle una imagen, otro lugar". Serra agrega que "es rescatar lo silenciado, no sustituir su voz", como denuncia al hablar de su obra.



Inspirada en los planteamientos de la intelectual india Gayatri Chakravorty Spivak, Serra pretende construir una imagen sobre la condición femenina, particularmente en los países del Tercer Mundo, "a partir de lo que no tiene imagen en la historia, que no tiene representación. Ahora está cambiando, pero pasaron siglos en que no fue así, hay muchas mujeres que quedaron en un silencio total", dice.



Serra resume las ideas de Chakravorty. Afirma que el feminismo occidental lo único que ha hecho es volver a sustituir esas voces, es decir, volver a hablar por quienes no han hablado. "Y es un discurso hegemónico que viene de los centros poderosos, se instala en el tercer mundo y vuelve a predicar lo mismo. En el fondo, dice que las huellas silenciadas van a estarlo siempre, pero que existe la posibilidad de señalar el lugar donde se silencian las voces, se pierde la huella".



Según la pensadora india, esto sería posible a través del estudio de las identidades culturales locales, contextualizando de esta forma a las mujeres en su propia historia. María Pía Serra encontró el nexo con el mundo femenino local en dos claves: el texto "Todas íbamos a ser reinas", de Gabriela Mistral, y la música de la tonada.



Excluyéndose del discurso feminista imperante "para saber verdaderamente qué pasaba con esta ausencia de mujeres, con la condición femenina en nuestro país", Serra escogió a Mistral porque "ella es una mujer que viene "de un contexto difícil y se abrió paso a partir de ahí. Todas hemos leído o recitado alguna vez ese poema".



A la tonada la escogió por ser una manifestación musical híbrida que viene de la colonia y es privativa de la mujer. Según ella, es un canto "de la desolación, del desengaño, porque era el destino que tenían la fuerza laboral doméstica que venía a la ciudad. Salían de su contexto rural para venir a un infierno".



A partir de estos contextos textuales y territoriales, la artista crea un video díptico en que dos escenas se alternan: en la primera, la imagen verdosa de un paseo por los bosques, desde donde cuelgan telas con nombres femeninos; en la segunda, la vista enrojecida de un cuerpo femenino sumergido en una tina de baño y el desagüe por la cañería. Una clara alusión a los abusos patronales y la consiguiente sucesión de abortos.



"Tus ojos, tus oídos" es un video que busca señalar dónde se pierden las huellas de estas mujeres que se trasladan del campo a la ciudad. Según Serra, la idea es "construir ese paisaje cultural donde la mujer se disuelve y también en esta pérdida de identidad, de sentido, mediante un recurso del cuerpo inserto en una tina de baño. Es una migración que las mujeres han vivido históricamente del campo a la ciudad y en que les esperaba puro dolor"



Del Fierro y Serra coinciden en que sus obras buscan la empatía del público hacia temas erróneamente abordados en la actualidad. "La idea es hacer un puente entre el silencio de las mujeres y el espectador, producir un principio de alteridad", dice Serra.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes

Plan Individual

Anual:
$90.000
Semestral:
$40.000
Trimestral:
$20.000
Mensual:
$10.000

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)