Lunes, 5 de diciembre de 2016Actualizado a las 17:46

Berlusconi pasó una noche tranquila tras la agresión

por 14 diciembre 2009

El jefe del gobierno italiano fue ingresado el domingo por la noche tras recibir un golpe en la cara al final de un mitin electoral en Milán.

El presidente del Gobierno de Italia, Silvio Berlusconi, pasó una noche tranquila en el Hospital San Raffaele de Milán donde está ingresado tras ser agredido al término de un mitin y hoy podrá ser dado de alta, según informan los medios de comunicación italianos.

Los médicos que le han tenido bajo observación toda la noche emitirán un boletín a las 12.00 hora local (11.00 GMT) sobre el estado de salud del primer ministro.

Los medios de comunicación locales informan de que Berlusconi se despertó hoy tranquilo y pidió que le llevaran los periódicos.

Tras la agresión, Berlusconi se sometió anoche a una tomografía axial computerizada (TAC) y se le pronosticó un tiempo de recuperación de 20 días.

Berlusconi presenta, según los primeros diagnósticos, una lesión lacero-contusa interna y externa en el labio superior, que ha necesitado varios puntos, así como la rotura de dos dientes y una fractura en el tabique nasal, que no tendrá que ser operada.

El agresor Massimo Tartaglia, un hombre de 42 años que está sometido a tratamiento desde hace diez años por problemas mentales y sin antecedentes penales, golpeó a Berlusconi con una estatuilla que representaba en miniatura la Catedral de Milán.

Tartaglia fue inmediatamente arrestado y sobre él recae la acusación de lesión agravada.

El ministro del Interior, Roberto Maroni, se reunirá hoy con el delegado de Gobierno de Milán Gian Valerio Lombardi y el jefe de policía de la ciudad, Vincenzo Indolfi, para informarse de lo ocurrido ayer en la Plaza del Duomo, donde fue agredido Berlusconi tras celebrar un mitin.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes