Lunes, 5 de diciembre de 2016Actualizado a las 21:22

Obama enviará 1.200 soldados a la frontera con México

por 25 mayo 2010

Obama enviará 1.200 soldados a la frontera con México
Obama cedió así a las peticiones de legisladores de Arizona de ambos partidos, que han presionado a la Casa Blanca para que envíe tropas desde el asesinato el pasado 27 de marzo del ranchero Rob Krentz, un crimen aún no esclarecido.

El presidente de EE.UU., Barack Obama, desplegará 1.200 soldados adicionales en la frontera con México, al tiempo que intenta convencer a los republicanos de que apoyen la reforma migratoria, informó este martes la Casa Blanca.

El mandatario también pedirá al Congreso 500 millones de dólares adicionales para mejorar la protección de la línea de más de 1.000 kilómetros que separa a Estados Unidos y México, dijo un funcionario del Gobierno, que pidió no ser identificado.

Las tropas, de la Guardia Nacional, se ocuparán de labores de inteligencia y vigilancia, respaldarán actividades de combate al narcotráfico y darán formación a los agentes fronterizos, según la fuente.

Obama cedió así a las peticiones de legisladores de Arizona de ambos partidos, que han presionado a la Casa Blanca para que envíe tropas desde el asesinato el pasado 27 de marzo del ranchero Rob Krentz, un crimen aún no esclarecido.

"Los ciudadanos de Arizona saben que tener más soldados sobre el terreno significa una frontera más segura. Washington ha oído nuestro mensaje", dijo Gabrielle Giffords, una congresista demócrata.

El republicano John McCain, que representa a ese estado en el Senado, afirmó que la decisión de la Casa Blanca "es un reconocimiento de la violencia en la frontera, que ha superado toda descripción, especialmente en el lado mexicano".

McCain dijo que el despliegue de los 1.200 soldados "simplemente no es suficiente" y urgió el envío de 6.000.

Los republicanos planeaban introducir un proyecto de ley para obligar al Gobierno a mandar las tropas, pero la Casa Blanca se les adelantó con el anuncio de hoy.

El funcionario reveló la decisión después de que Obama se reuniera en el Congreso con los senadores republicanos, a los que pidió que apoyen la reforma del sistema migratorio.

"Continuaremos trabajando con el Congreso para arreglar nuestro sistema migratorio, que no funciona, mediante una reforma amplia", insistió el funcionario.

La reforma, que regularizaría a los 12 millones de trabajadores indocumentados que residen en el país, está pendiente desde el Gobierno de George W. Bush (2001-2009), que también reforzó la frontera con 6.000 soldados de la Guardia Nacional entre 2006 y 2008.

Bush optó por tomar medidas de mano dura contra la inmigración en un intento por ganarse el apoyo de los legisladores a la reforma migratoria, una estrategia que no le funcionó, principalmente porque no logró ganarse a la mayoría de su propio partido.

El debate sobre la reforma se ha intensificado después de que el estado de Arizona aprobara una ley que criminaliza la inmigración ilegal y da poderes a los agentes de policía para pedir los papeles y detener a quienes ellos sospechen que son indocumentados.

Esa legislación, que entrará en vigor a finales de julio, ha movilizado a los grupos de defensa de los derechos de los inmigrantes y a los latinos en general.

Terry Goodard, fiscal general de Arizona y candidato demócrata a gobernador, manifestó su apoyo a la decisión del Gobierno de Obama de desplegar tropas en su estado, que él pidió hace un mes en una carta al presidente, según dijo hoy.

Señaló que el objetivo de la Administración es combatir la "criminalidad" en la frontera, pero que eso no quita para que impulse al mismo tiempo la reforma migratoria.

Según el funcionario de la Casa Blanca que hizo el anuncio, las nuevas tropas "mejorarán de forma inmediata" la protección de la zona fronteriza, donde en el último año y medio se ha incautado un volumen récord de armas y dinero "negro".

La medida "complementará la fuerte alianza de seguridad con México que se exhibió durante la visita de estado" del presidente Felipe Calderón la semana pasada, indicó.

La fuente explicó que los 500 millones de dólares que el presidente solicitará al Congreso se usarán para mejorar la tecnología de vigilancia en la frontera, elevar el número de agentes, investigadores y fiscales federales, y respaldar a los cuerpos de policía locales y estatales.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes