Sábado, 10 de diciembre de 2016Actualizado a las 22:27

La decisión la tomó la Corte de Justicia de la Nación

Homosexuales mexicanos celebran fallo que les permite adoptar niños

por 16 agosto 2010

Homosexuales mexicanos celebran fallo que les permite adoptar niños
El dictamen se produce 11 días después que el mismo tribunal avalara los matrimonios entre personas del mismo sexo en Ciudad de México. Uno de los argumentos de los jueces es que la Constitución del país norteamericano tiene un compromiso con la defensa de la familia, sin importar quién la forma.

Las organizaciones de defensa de los derechos de los homosexuales alcanzaron en México una importante victoria contra la homofobia al lograr que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) avalara este lunes las adopciones por personas del mismo sexo del Distrito Federal.

"Hoy la SCJN ha enterrado la 'homofobia institucional' en México. A partir de ahí se termina el 'closet social' y las personas lésbico-gay-transgénero y bisexuales (LGTB) podremos salir a caminar libres sintiéndonos libres e iguales", dijoen declaraciones a la agencia de noticias EFE Jaime López Vela, director de la organización Agenda LGTB.

Esta mañana el pleno de la Corte Suprema de México desestimó por nueve votos a favor y dos en contra una petición de inconstitucionalidad presentada por la Procuraduría General de la República (PGR, Fiscalía) contra las adopciones a parejas del mismo sexo.

Con la decisión los homosexuales del Distrito Federal contarán con los mismos derechos para adoptar a niños que las parejas heterosexuales.

Fuentes de la SCJN explicaron que, como "acto civil" que es, una adopción concedida a una pareja homosexual del Distrito Federal "debe ser reconocida en el resto del país", no nada más en Ciudad de México.

En las discusiones, que comenzaron el pasado 12 de agosto, sólo dos magistrados de la SCJN, el presidente de la Corte, Guillermo Ortiz Mayagoitia, y el magistrado Salvador Aguirre Anguiano, se opusieron a la decisión final argumentando que matrimonio sólo lo hay entre una mujer y un hombre con el propósito de la procreación.

Ambos señalaron que el matrimonio es una institución preexistente a la Constitución mexicana, que une "permanentemente" a un hombre con una mujer.

Sin embargo, el Alto Tribunal ya había discutido y desestimado esos planteamientos después de que el pasado 5 de agosto avalara los matrimonios entre homosexuales en Ciudad de México, y hoy volvió a hacerlo y colocó al Distrito Federal en la vanguardia del reconocimiento a este tipo de parejas en el país.

Varios de los magistrados señalaron que estaban a favor de aprobar las adopciones por considerar que lo que hay en la Constitución mexicana es un compromiso con la defensa de la familia sin importar quién la forma.

Para Jaime Vela, de Agenda LGTB, el fallo final del Supremo respaldando la constitucionalidad de las adopciones aporta "tranquilidad" a "nuestras parejas, familias" y sobre todo, a "los niños que vamos a adoptar".

Detalló que la semana próxima una pareja de mujeres lesbianas, ya casadas, tiene previsto formalizar la que será la primera petición de adopción de una menor, hija biológica de una de ellas.

La pequeña, nacida en febrero pasado, podría convertirse en la primera niña que forme una familia legalmente reconocida con su madre biológica y la compañera de ésta, indicó el activista.

Momentos después de la decisión del Supremo simpatizantes de las parejas homosexuales expresaron con pancartas y gritos su alegría, y lanzaron algunos ataques contra la Iglesia católica, que se ha opuesto con firmeza a estas adopciones.

Incluso ayer el cardenal de Guadalajara, Juan Sandoval Íñiguez, descalificó a la Corte Suprema en términos muy duros, sugiriendo que se habían dejado sobornar para orientar el fallo en favor de las adopciones.

"No sé si a alguno de ustedes (declaró el religioso ante varios periodistas en Aguascalientes) les gustaría que lo adoptaran un par de lesbianas o un par de maricones. Creo que no", agregó el cardenal de Guadalajara, quien llegó a referirse al Alto Tribunal como la "Suprema Decepción".

Así leyendas como "Todos los derechos para todos, sin discriminación", e "Hipócritas amorales", aparecieron hoy en las pancartas que enarbolaron a las puertas del Supremo los simpatizantes de los homosexuales.

También se congratuló por el fallo el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred).

El organismo anunció que estará "vigilante" y dispuesto a "impulsar las acciones que lleven al pleno reconocimiento de los derechos de parejas del mismo sexo para que puedan tener en condiciones de igualdad el reconocimiento y el ejercicio efectivo de derechos y libertades, así como gozar de la protección del Estado" en México.

En América Latina, Uruguay es el primer país en permitir la adopción de menores por parejas homosexuales, ley que fue aprobada por las dos cámaras del Parlamento en septiembre y ratificada por el Ejecutivo el 16 de octubre de 2009. EFE

Compartir Noticia

Noticias Relacionadas

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes