Viernes, 2 de diciembre de 2016Actualizado a las 16:28

Jefe de Guantánamo dice no haber recibido aún la orden de cierre

por 19 agosto 2010

Jefe de Guantánamo dice no haber recibido aún la orden de cierre
Algo a lo que se comprometió el presidente de EEUU, Barack Obama, en enero de 2009.

El almirante Jeffrey Harbeson, comandante de los siete campos de detención en la base estadounidense de Guantánamo, no ha recibido aún la orden de cerrarlos, algo a lo que se comprometió el presidente de EEUU, Barack Obama, en enero de 2009.

Incluso si recibiese ahora mismo una orden de la Casa Blanca para el traslado de los prisioneros que continúan en la base, tardaría seis meses en implementarla, un año después del plazo que se fijó Obama al firmar su orden ejecutiva, declaró Harbeson al diario británico "The Independent".

El retraso de los planes refleja, según el periódico, la creciente oposición de la opinión pública norteamericana y del Congreso al traslado de los reclusos al propio territorio de los Estados Unidos.

Los planes para llevar al grueso de los 176 detenidos actuales a una prisión de máxima seguridad especialmente construida en las cercanías de Chicago han tropezado con una fuerte oposición tanto local como nacional.

El Congreso ha bloqueado también la asignación de más fondos para la construcción de nuevas instalaciones en las que alojar a los reclusos.

El almirante Harbeson, que asumió el cargo en junio, señaló por otro lado a "The Independent" que la CIA (servicio secreto estadounidense) ha reducido fuertemente sus interrogatorios de prisioneros y ahora sólo se hacen a los sospechosos de Al Qaeda y los talibanes que declaran voluntariamente.

Su predecesor, el también almirante Tom Copeman, dijo el año pasado que cerraría Guantánamo el pasado mes de enero y agregó que esperaba que un número importante de los 223 reclusos que había entonces fuesen repatriados a sus países respectivos.

Pero Harbeson declaró a "The Independent" que el cierre de la base no es su principal preocupación y que no quiere necesariamente que se le recuerde como el hombre que clausuró Guantánamo.

"Mi misión -explicó al periódico- es asegurar que esos individuos (los reclusos) son tratados humanamente, que todo lo que hacemos es legal y transparente y que sus condiciones de reclusión son acordes con el artículo tres de la Constitución de EEUU (que se refiere al poder judicial).

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes