Domingo, 4 de diciembre de 2016Actualizado a las 05:06

La CIA crea grupo de trabajo para evaluar impacto de filtración de WikiLeaks

por 23 diciembre 2010

La CIA crea grupo de trabajo para evaluar impacto de filtración de WikiLeaks
Aunque en los cables son limitadas las referencias que se hace al organismo, éste igualmetne resolvió evaluar las consecuencias que pueden tener por ejemplo a la hora de reclutar nuevos informadores, ya que en los papeles diplomáticos se cita a las fuentes.

La Agencia Central de Inteligencia de Estados Unidos (CIA) creó un grupo de trabajo para evaluar el impacto de la ultima filtración de la página WikiLeaks de cientos de miles de cables diplomáticos estadounidenses.

Según explicó a EFE Jennifer Youngblood, una portavoz de la CIA, el director del organismo, Leon Panetta, ha pedido a este grupo recién creado que examine si las filtraciones "pueden afectar a las relaciones de la agencia en el extranjero o a sus operaciones".

El grupo está compuesto por agentes especializados que llevarán a cabo una exhaustiva investigación y presentarán sus resultados más adelante a los jefes de la agencia, indicó.

WikiLeaks publicó a fines de noviembre más de 250.000 documentos, que en su mayor parte son mensajes intercambiados por el Departamento de Estado con más de 270 embajadas, consulados y misiones diplomáticas estadounidenses en todo el mundo.

En los cables son limitadas las referencias que se hace a la CIA, pero la agencia ha decidido evaluar las consecuencias que pueden tener por ejemplo a la hora de reclutar nuevos informadores, ya que en los papeles diplomáticos se cita a las fuentes.

Youngblood no especificó el número de agentes que participarán en el equipo, pero según el diario Washington Post lo compondrán más de dos docenas de expertos de diferentes departamentos de la agencia, que estará dirigido por el Centro de Contrainteligencia de la CIA.

El gobierno estadounidense se enfrenta a un dilema sobre la necesidad de intercambiar información entre las agencias para aumentar la efectividad en la lucha contra el terrorismo y otros asuntos y la de protegerla.

Según el Washington Post, la CIA rechazó en 2008 aumentar su participación en la red SIPRNet (Secret Internet Protocol Router Network), una red que permite a los departamentos del gobierno de EE.UU. compartir mejor sus informaciones y de donde se cree que fueron extraídos los documentos.

De momento el único sospechoso de las filtraciones es Bradley Manning, un soldado de 23 años que tuvo acceso a este sistema como analista del Pentágono.

SIPRnet se diseñó para resolver un problema de cómo distribuir de manera secreta información confidencial entre muchos funcionarios que pueden estar en diferentes partes del mundo.

Manning fue detenido a finales de mayo después de que un pirata informático, Adrian Lamo, denunciara que el analista había presumido de haber descargado más de 200.000 documentos clasificados y habérselos enviado a WikiLeaks.

El Pentágono presentó el 5 de julio ocho cargos contra Manning, a quien se acusa, entre otras cosas, de haber filtrado a WikiLeaks un vídeo de un ataque aéreo estadounidense en Irak en julio de 2007.

También se cree que es el responsable de la filtración de 90.000 documentos sobre la guerra de Afganistán en julio pasado y casi 400.000 sobre la guerra de Irak en octubre último.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes