Martes, 6 de diciembre de 2016Actualizado a las 11:12

Rousseff cumple maratón de reuniones con autoridades extranjeras en su debut

por 2 enero 2011

Rousseff cumple maratón de reuniones con autoridades extranjeras en su debut
"Fue un maratón de reuniones, que fueron muy buenas", explicó el canciller, Antonio Patriota, en una rueda de prensa en la que resumió el contenido de las siete charlas, que incluyó contactos con autoridades de Cuba, Portugal, Corea del Sur, Palestina y Japón.

La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, cumplió una agenda exterior "maratoniana" en su primer día en el cargo al recibir hoy de forma sucesiva al príncipe de Asturias, Felipe de Borbón, al mandatario de Uruguay, José Mujica, y otros cinco dignatarios extranjeros.

"Fue un maratón de reuniones, que fueron muy buenas", explicó el canciller, Antonio Patriota, en una rueda de prensa en la que resumió el contenido de las siete charlas, que incluyó contactos con autoridades de Cuba, Portugal, Corea del Sur, Palestina y Japón.

El príncipe Felipe fue el primero en entrevistarse con Rousseff en el palacio presidencial de Planalto, donde ayer recibió la banda presidencial de manos de Luiz Inácio Lula da Silva.

Ambos repasaron las relaciones comerciales, culturales, de defensa y cooperación entre España y el país suramericano y hablaron de la política de la región iberoamericana.

Rousseff manifestó su interés en atraer las inversiones españolas y también mano de obra cualificada, que el país necesita para impulsar sus políticas de desarrollo.

En el mismo sentido, el príncipe mostró su interés en aprovechar las oportunidades que se han abierto con la organización en Brasil de grandes eventos como el Mundial de fútbol de 2014 y los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro de 2016.

El príncipe Felipe invitó a Rousseff a que asista a España cuando considere, en sus primeros años de mandato, y antes de la Cumbre Iberoamericana que tendrá lugar en Cádiz en 2012, a la que también se espera la asistencia de la mandataria brasileña.

A continuación, Rousseff recibió a su homólogo uruguayo, José Mujica, con el que acordó mantener el régimen de encuentros trimestrales que se había implantado durante el gobierno de Lula.

Los dos mandatarios hablaron de la decisión de Uruguay de adoptar el modelo de televisión digital nipo-brasileño en lugar del europeo, lo que "abrirá áreas importantes de cooperación".

En la tercera cita del domingo, el primer ministro surcoreano, Kim Hwang-Sik, le comunicó a Rousseff el interés de su país en negociar un acuerdo de libre comercio con el Mercosur, bloque del que son miembros plenos Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay.

Esta reunión fue "bastante sustantiva", en palabras de Patriota, puesto que ambos países abogaron por estrechar sus lazos para llegar a un acuerdo estratégico en el área tecnológica, nuclear, petrolera y de industria naval.

Además, hablaron de la licitación del tren de alta velocidad que el Gobierno brasileño pretende construir entre Río de Janeiro y Sao Paulo, que está prevista para el próximo abril, y en la que Corea del Sur es uno de los países que más interés ha mostrado.

Después, Rousseff se entrevistó con el primer ministro portugués, José Sócrates, con el que habló de comercio, de la crisis económica en Europa y del estrechamiento de relaciones entre los dos países lusófonos.

Sócrates, que fue la única autoridad que se dirigió a la prensa tras su cita con la mandataria brasileña, vaticinó que la "sociedad estratégica" entre Brasil y la Unión Europea (UE) "será profundizada" durante la gestión de Rousseff.

La jefa de Estado brasileña también recibió al presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abás, quien le mostró su "satisfacción" por haber anunciado el pasado diciembre el reconocimiento del Estado palestino en sus fronteras de 1967.

Abás invitó a la mandataria brasileña a visitar Ramala "en la primera oportunidad que surja" y deseó que ambos Gobiernos mantengan una colaboración estrecha.

Con el vicepresidente de Cuba, José Ramón Machado Ventura, Rousseff mantuvo una charla "muy amigable", en la que repasaron varios proyectos comunes, como las obras del puerto de Mariel, en las que participan empresas brasileñas, o la asistencia que ha ofrecido el país suramericano en el cultivo de la soja.

El canciller brasileño aseguró que "buena parte de la conversación" se centró en Haití, donde decidieron que van a "intensificar" su cooperación para evitar nuevas epidemias, como la de cólera que causó miles de muertos el año pasado.

La colaboración de Brasil y Cuba en esta área podría contar con el apoyo de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y "tal vez" la Organización Mundial de la Salud (OMS), según Patriota.

Finalmente, Rousseff recibió al ex primer ministro japonés Taro Aso, que son "amigos" personales y mantienen contacto desde los actos de conmemoración del centenario del comienzo de la emigración de japoneses a Brasil, que se llevaron a cabo en 2008.

Ambos repasaron la agenda bilateral y, al igual que en la cita con el primer ministro surcoreano, hablaron de la licitación del tren de alta velocidad.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes