Miércoles, 7 de diciembre de 2016Actualizado a las 20:35

Autor Imagen

La CEP y la campaña sucia

por 2 agosto 2010

La opinión de los personajes políticos (de todos los sectores) se debilita cada vez más. Entre las figuras de la Concertación sólo la ex mandataria Bachelet le gana al “no sabe, no contesta”. En la Derecha nadie logra eso.

No cabe duda que los análisis más rigurosos se hacen con la base de datos y no con los gráficos en powerpoint (ojo que no hablaré de la encuesta Casen, aunque valga la analogía). No obstante, en este caso es improbable que cuando el CEP entregue dicha base de datos la tendencia sea muy distinta. Los resultados de esta encuesta dados a conocer el jueves permiten mostrar que la estrategia de crítica sistemática seguida contra la ex -Presidenta Bachelet no ha surtido efecto y que incluso puede estar teniendo consecuencias contrarias a las esperadas por sus líderes (filtraciones de minutas y de reuniones palaciegas que se han conocido por estos días me ahorra el tener que justificar que exista explicita o implícitamente tal estrategia).

Al constatarse que en un contexto de crítica permanente a su gestión, Michelle Bachelet, mantiene el 77% de aprobación de lo que fue su gobierno y que la adhesión al mandatario actual ha bajado respecto de la votación que obtuvo en enero, las palabras pronunciadas en Puente Alto el 4 de enero de 2010 por el entonces candidato Piñera parecen una cruel paradoja y amenazan con transformarse en una auto-profecía: "Si Frei quiere hacer una campaña sucia y caer en descalificaciones, que lo haga solo, nosotros no lo vamos a acompañar al barro".

La opinión de los personajes políticos (de todos los sectores) se debilita cada vez más. Entre las figuras de la Concertación sólo la ex mandataria Bachelet le gana al “no sabe, no contesta”. En la Derecha nadie logra eso.

La concepción de campaña negativa o “sucia” fue desarrollada primariamente en los EE.UU., y ha sido ampliamente analizada por académicos y comentaristas políticos. La base de esta estrategia consiste en destacar los aspectos negativos del oponente, de sus prácticas, de quienes lo apoyan, y de sus planes. Ello, en lugar de enfatizar las propuestas y virtudes propias. Una de las consecuencias más frecuentemente señaladas para el uso sistemático y virulento de este tipo de campaña ha sido el distanciamiento y, en ocasiones, el castigo ciudadano. Ello especialmente cuando la crítica se centra en las personas y no fomenta el debate de ideas y propuestas.

Los resultados de la encuesta CEP parecen estar dando a la razón a las proyecciones de los estudiosos de la campaña negativa. Qué es lo que vemos hoy en Chile: la percepción ciudadana de un país estancado y una clase política crecientemente desprestigiada. En efecto, respecto de la misma medición de octubre de 2009, los problemas que preocupan a los chilenos siguen siendo básicamente los mismos, la percepción económica se ve ligeramente empeorada, tal como ocurre con las expectativas sobre el estado de la economía y el manejo que se ha hecho en este ámbito. La opinión de los personajes políticos (de todos los sectores) se debilita cada vez más. Entre las figuras de la Concertación sólo la ex mandataria Bachelet le gana al “no sabe, no contesta”. En la Derecha nadie logra eso, ya que en ese sector la percepción de que “no existe ninguna figura” es la tendencia mayoritaria, con el ministro Lavín como el único personaje que recibe algún número relevante de menciones.

Es obvio que estamos hablando de percepciones que pueden cambiar en el tiempo. Claro que estamos ante una foto, que además puede haber salido corrida. Pero también es cierto que ha existido una confusión brutal entre fiscalización y descalificación. Resulta a estas alturas patente que el uso de la crítica al Gobierno anterior como estrategia político comunicacional (en lugar de gobernar para comunicar logros) es un error, y no ha conseguido mermar el apoyo a Bachelet como parecieran querer algunos. Su resultado parece estar siendo muy diferente: un fuerte daño a la política chilena y, como consecuencia lógica, el castigo ciudadano a la popularidad del gobierno de Piñera.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes