miércoles, 18 de julio de 2018 Actualizado a las 01:11

Autor Imagen

Naciones Unidas revisa el “problema” de las drogas

por 20 abril, 2016

El 19 de abril de 2016 comenzó la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre el “problema mundial de las drogas”, a petición de México, Colombia y Guatemala, países que han sufrido enormes daños debido a la actual guerra contra las drogas.

Efectivamente, han sido cientos de miles de muertos o desaparecidos, cientos de mujeres asesinadas de manera brutal, en su paso hacia la frontera norte –para verificar su carga de ovoides– y miles de encarcelamientos por faltas menores a la ley de drogas en toda la región americana, que es la mayor productora de cocaína del mundo. Hay países que hoy aplican la pena de muerte por delitos asociados a drogas, como en Irán, Tailandia, Indonesia, Malasia etc.

Pero los escenarios mundiales están cambiando. Hay estados que han legalizado de iure la cannabis, como Colorado, Alaska, Washington D.C., o países como Uruguay, etc. Otros países de facto han avanzado en medidas que tienen como raíz la descriminalización. Es el caso de algunos países europeos, como Holanda, Portugal, España, República Checa. Chile se encuentra entre los países de este último grupo, al tener un ramillete de cultivos de marihuana autorizados; las cortes autorizando a consumidores medicinales e incluso reconociendo a algunos cultivadores que consumen por razones no médicas.

El Estado chileno deberá dar cuenta de los avances que existen en regulación de drogas en el país. Nos gustaría ver al gobierno de la Nueva Mayoría apoyando una mirada progresista, que aporte marcos de comprensión de los fenómenos de consumo y comercio de drogas, para permitir mejores legislaciones y más humanas, basadas en salud pública y enfocadas sobre los derechos de las personas que consumen drogas en vez de la resaca de violencia y castigo a quienes osen usar drogas en el mundo. No obstante, es probable que nada cambie.

Para muestra un botón: el representante oficial del gobierno será el Dr. Mariano Montenegro, Director del Senda, quien cree que los rockeros mueren a causa del consumo de drogas o que en los ochentas fumabamos marihuana porque estábamos inhibidos y tristes.

Para muestra un botón: el representante oficial del gobierno será el Dr. Mariano Montenegro, Director del Senda, quien cree que los rockeros mueren a causa del consumo de drogas o que en los ochentas fumabamos marihuana porque estábamos inhibidos y tristes.

A favor de Montenegro, es probable que en Naciones Unidas no reformen la política de drogas en esta cita, pues se sigue pensando el fenómeno desde un marco equivocado. El error político se ensaña en criminalizar personas porque ellas son portadoras de “un mal” a las que hay que proteger. En efecto, la raíz de la prohibición es la creencia de que las drogas hacen mal, y por tanto nadie (Estado paternalista dixit) deberá consumirlas. El espíritu de las convenciones es proteger a la humanidad “de los males” de las drogas, palabra usada en el preámbulo de la Convención Única de drogas de 1961.

Sin embargo la prohibición no eliminó el consumo, pero siígeneró las condiciones mínimas necesarias para el florecimiento de los mercados negros. Junto con eso, la violencia y la muerte se transformaron en la única regulación posible al fenómeno del comercio ilegal. Pese a que las leyes se esforzaron en hacer lo imposible: lograr hacer desaparecer a los consumidores de drogas, el mercado de drogas nunca dejó de existir. Esta situación es la que ha hecho crisis, donde nuestros representantes en Naciones Unidas declamarán por los DD.HH, las personas y la salud pública, pero todo quedará igual.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV