jueves, 16 de agosto de 2018 Actualizado a las 02:01

La lucha de 'fondo' en el Minsal que desmembró al equipo de Artaza

por 28 febrero, 2003

En esta disputa, como reconoció una fuente de DC, lleva la delantera el PPD. La balanza se carga en favor de los girardistas tras el deterioro que ha sufrido el Minsal por los múltiples errores que se achacan al ministro Artaza.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

A horas de que el Presidente Ricardo Lagos concrete la esperada cirugía mayor de su gabinete, uno de los ministerios que con más expectativas espera los cambios es el de Salud. En dicha cartera, los funcionarios del Partido por la Democracia, encabezados por el subsecretario Antonio Infante, y los democratacristianos se enfrentan en una dura pelea de contenido: que se nombre a personas "técnicamente" capacitadas o que se continúe con el cuoteo político que ha favorecido a la tienda falangista.



En esta disputa, como reconoció una fuente de la DC que conoce el sector, lleva la delantera el PPD. La balanza se carga en favor de los girardistas a partir del deterioro que ha sufrido el estado mayor -incluido el propio ministro Artaza- que dirige actualmente al Minsal.



En el PPD responsabilizan al Dr. Osvaldo Artaza de la seguidilla de escándalos que han sacudido a la cartera, los cuales incluso han colocado en aprietos al propio Presidente Lagos. Artaza tiene la culpa, argumentan, por haberse rodeado de asesores "poco competentes". Muchos de ellos promovido por la maquinaria DC.



Un intento de reestructuración en la cartera se insinuó con la llegada de Infante a la subsecretaria en reemplazo de Gonzalo Navarrete quien debió salir, bruscamente, del cargo tras darse a conocer la sanción -en El Mostrador.cl- que le aplicó la Contraloría por los 'honorarios brujos' que recibieron funcionarios del ISP, durante el periodo que ejerció la dirección del organismo.



El nuevo subsecretario -miembro del círculo cercano de Lagos y uno de los gestores junto a Hernán Sandoval de la Reforma de la Salud-, recibió del Mandatario luz verde para iniciar una reestructuración de la cartera que se resume en poner en los puestos claves a funcionarios capacitados técnicamente para pavimentar el camino a la reforma, la cual debería iniciar su implementación el 2004.



Este cambio de timón no ha sido visto con buenos ojos por sectores de la DC, ya que es una amenaza directa a la hegemonía que han logrado al hacerse de los cargos estratégicos del ministerio. "Con la llegada de Infante, los PPD, en el fondo, tomaron la manija del Minsal", se lamenta la fuente falangista.



En este contexto se entiende la declaración formulada por la ex jefa de gabinete de Artaza, en la conferencia de prensa donde denunció su polémico despido de la Cenabast. En la ocasión, Carolina Rojas sostuvo que "Artaza no está en pie para oponerse a las decisiones de Infante".



Trascendió que tras los numerosos errores y escándalos que han sacudido al Minsal -la fiesta de los 28 millones de pesos, el tour de los diputados, los errores de la leche-, La Moneda monitorea de cerca a la cartera y toma parte en algunas decisiones. "Es el caso del despido de Rojas, Lagos llamó telefónicamente a la cartera y solicitó su renuncia", aseguró una fuente de la cartera.



Pese a todos estos yerros, a la gestión de Artaza se le reconoce la acelerada tramitación que ha tenido la reforma en el Congreso y que él mismo se ha encargado de destacar en reiteradas ocasiones. "A mí el Presidente me encomendó sacar adelante la tramitación de la reforma en el parlamento y en eso he cumplido", suele decir.



Sin embargo, en el Minsal muy pocos apuestan por la continuidad y se preparan para "recibir" al sucesor de Osvaldo Artaza. Entre los posibles reemplazantes suenan los DC Manuel Inostroza, actual director del CRS de Peñalolén; Martín Zilic, médico y ex Intendente de la Octava Región, Cristián Baeza y el actual director del ISP, Pedro García.



El desmembramiento



Un hecho que hasta al momento ha pasado casi inadvertido, pero que ha generado revuelo al interior de la cartera y que ha coronado la seguidilla de errores y traspiés del actual equipo, es el enroque de Carlos Manzi desde la División de Gestión de la Red de Salud a la dirección de la Cenabast. Además de esta unidad, en el Minsal existen dos divisiones más: Rectoría y Regulación Sanitaria, a cargo de Fernando Muñoz (PS) -tercero en la escala jerárquica-, y Planificación y Presupuesto dirigida por Enrique París (PPD).



La decisión de degradar a Manzi fue interpretada como un duro revés y una señal del fin de la era Artaza: Se sacaba a uno de los escuderos del actual ministro -el cuarto en la escala jerárquica del Minsal- para asignarlo a un servicio que se sabe que será reestructurado tras el escándalo de la leche rancia.



La división que dejó Manzi es la encargada de la gestión administrativa y de la optimización de los recursos humanos y financieros de la cartera, por lo que su control resulta fundamental para echar a andar la reforma del sector. Además, la unidad debe trabajar, mancomunadamente, con la subsecretaría.



El destino de Manzi estaba sellado. Su desempeño quedó resentido tras la evaluación entregada por la Dirección de Presupuesto de Hacienda (Dipres). El Minsal recibió una de la notas más bajas. Las falencias detectadas se centran principalmente en las áreas de auditoría, planificación y control de gestión, sistema de contratación y compras públicas, los cuales son, en gran parte, responsabilidad de la división de Manzi.



Otra baja sensible en el equipo de Artaza, fue la protagonizada por su jefe de gabinete, Claudia Miralles. Un hecho que gráfica la falta de cohesión del equipo fue la guerrilla permanente que libraron la dupla Rojas-Miralles con asesores del ministro e, incluso, con el subsecretario, que solo contribuyó a minar el proyecto que quería implementar su jefe.



"La idea del ministro y del subsecretario era la realización de un gabinete único que nunca se concretó por el enrarecimiento en el ambiente que produjeron las jefas de gabinete de Artaza", puntualizó una fuente del Minsal.



Asimismo, sufrieron la marginación del círculo cercano al ministro los asesores Hernán Sepúlveda (DC), Jaime Feliú (DC), el jefe de presupuesto y amigo de Artaza, José Miguel Arellano (DC). Miralles también tomó medidas contra Franklin Santibáñez (PPD). A todos ellos los acusó de filtrar información a la prensa.



Miralles y Rojas también tuvieron pugnas con Patricio Bustos, asesor de Infante, que asumirá el próximo lunes como jefe de gabinete del subsecretario en reemplazo de David Flores, quien se aleja por motivos personales.



Otro caso que gráfica que Miralles es de máquinas políticas, guarda relación con el rechazo que realizó Pablo Cox (PPD) a la dirección del ISP. Artaza conversó con él y éste aceptó el puesto. Sin embargo, luego lo rechazó tras conocer las imposiciones impuestas por la ex jefa de gabinete, quien amarró a dos DC en puestos claves del instituto fiscalizador.



Actualmente ocupa el cargo de jefe de gabinete del ministro, Luis Hormazábal (DC), quien junto al radical Rafael Méndez durante el período de Miralles fueron tratados con indiferencia. Hormazábal es visto por miembros del gabinete de Artaza como un asesor que establece equilibrios en los partidos y con un gran manejo político.



La polémica de la leche terminó por sacar del combate a Rojas, otro brazo derecho de Artaza, y terminar con la relación de lealtad que surgió, luego que su esposo un DC del círculo de Palma hiciera los contactos para que asumiera como jefa de gabinete del Ministro.



El otro error del Minsal



Durante el último período la cartera de salud se ha caracterizado por constituirse en un ministerio carente de equilibrio político. Los altos puestos en el Minsal están copados, casi mayoritariamente, por militantes DC y en menor medida por PPD. Dicha situación produce malestar y genera descontentos principalmente en el Partido Radical, por la escasa participación en los puestos de alzada.



El partido que está en desmedro en la cartera de salud, es el PRSD que hasta hace poco sólo contaba con el director del Servicio de Salud Occidente, Jorge Rodríguez, y el Seremi de la IX Región.



Tratando de emparejar la balanza, la subsecretaria nombró en el Servicio de Salud Oriente a la doctora radical Andrea Poblete. Este hecho molestó a la DC, quien vio truncada la posibilidad de mantener a un hombre de sus filas en el más importante servicio del país tras el nombramiento de Pedro Gracía como director del Instituto de Salud Pública (ISP).



"En el ministerio no hay ningún cargo directivo ocupado por los radicales. Solo cuatro militantes se desempeñan en puestos de mando medio", señala un asesor de la cartera.



En menor medida, el PS también está desplazado aunque ocupa dos puestos de importancia en la estructura del Minsal: La división a cargo de Fernando Muñoz y el Fonasa dirigida por Alvaro Erazo.



Incluso algunos altos funcionarios del Minsal insisten en señalar que dicho hecho les generó la dura oposición de los gremios de la salud a la Reforma del sector, cuyas cúpulas dirigenciales son encabezadas por socialistas, como es el caso del Colegio Médico con Juan Luis Castro y Carlos Villarroel y de la Confusam, presidida por Esteban Maturana.



Además, a comienzos del 2002 la cartera estaba encabezada por Michelle Bachelet (PS), quien tuvo una dura pugna de poder con la cabeza de la Comisión Reforma, Hernán Sandoval (PPD). A la comisión incluso se le llegó a considerar una especie de ministerio paralelo por el grado de poder que tenía.



Una muestra del gran poder que ostenta la DC en el Ministerio de Salud queda en evidencia al contar con alrededor del 50 por ciento de los 29 jefes de servicios que existen a lo largo del país. Además de los cuatro servicios autónomos del Ministerio de Salud sólo Fonasa no está en manos de la DC. Los otros, Superintendencia de Isapres, José Gómez (DC); ISP, Pedro García y la Cenabast, Carlos Manzi.



Cuando se realicen los cambios de directores de servicios previstos para marzo podría acentuarse la molestia al interior de la DC. "El subsecretario tiene elaborada las listas de las ternas de los nuevos directores de servicios que se seleccionaran en marzo", señala una fuente del Ministerio.



La misma fuente agrega que en elaboración de los nuevos jefes de servicios participó el ex rector de la Universidad de Chile, el médico Jaime Lavados (DC).



________________

Artículos relacionados:



Contraataque de Carolina Rojas provoca nuevo dolor de cabeza en el Minsal (25 de febrero de 2003)



Primera víctima por leche en mal estado, directora de Cenabast dejó su (24 de febrero de 2002)



Las razones y apuestas del ISP para participar en la licitación de vacunas (23 de febrero de 2003)



Minsal reconoció tour con diputados y no aclaró financiamiento (13 de enero de 2002)



Molestia en la DC gatilla salida de la jefa de gabinete de Artaza (08 de enero de 2002)



Artaza escuda a su cuestionada jefa de gabinete (07 de enero de 2002)



Ministerio de Salud, la vitrina empañada del gobierno (01 de enero de 2002)



'Grave error'' comunicacional del Minsal provocó enojo de Lagos (20 de diciembre de 2002)



Minsal: De ''fiesta''' millonaria a tour con diputados (12 de diciembre de 2002)



Navarrete, sumariado y sancionado por millonario pago de honorarios 'brujos' (30 de octubre de 2002)



Artaza reconoce existencia de fuertes tensiones en Ministerio de Salud (24 de octubre de 2002)



Pugna PPD-DC fractura cimientos del Ministerio de Salud (23 de octubre de 2002)



Segunda y dura batalla en 'guerra' PPD-DC se libra por dirección del ISP (23 de octubre de 2002)



La costosa celebración del Minsal en tiempos de 'recorte' hospitalario (17 de octubre de 2002)

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV

Plan Individual

Anual:
$89.900
Semestral:
$49.900
Trimestral:
$24.900
Mensual:
$9.900

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)