martes, 21 de agosto de 2018 Actualizado a las 13:08

Ausencia de ''grandes nombres'

Cambio de gabinete: ¿y eso era todo?

por 1 marzo, 2003

El Presidente Lagos se tomó cuatro meses para resolver el cambio en siete carteras y una subsecretaría. Pero su propuesta y la nómina que entregó evidencian que el mítico "impulso refundacional" de su gobierno y de la Concertación no fue el factor que más pesó en este reajuste ministerial.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Ninguno de los análisis políticos que se hacían ayer por la noche en los partidos logró establecer una ecuación satisfactoria que explicara a cuenta de qué ameritaba que La Moneda se tomara cuatro meses para nombrar el equipo de ministros que finalmente se designó. Cuatro meses que significaron desgaste, expectativas y semi paralización en los ministerios para presentar como gran novedad un terna formada por José Miguel Insulza, Francisco Vidal y... Francisco Huenchumilla.



El Presidente Lagos hizo cambios en siete ministerios y una subsecretaría, pero en definitiva, su propuesta y la nómina que entregó evidencian que el mítico "impulso refundacional" de su gobierno y de la Concertación no fue el factor que más pesó en este diseño. De hecho, parece que ni siquiera lo hubiese tenido en cuenta si se considera que mantuvo a José Miguel Insulza en su puesto y puso en la Secretaría General de Gobierno a Vidal, un rostro típico del laguismo, a quien apenas movió desde la subsecretaría de Desarrollo Regional a un ministerio.



La nueva fórmula de gobierno develada ayer en la tarde por Heraldo Muñoz en su última vocería contempla a los tres ya mencionados en la Moneda; a Sergio Bitar -otro clásico del laguismo- en Educación; a Luis Bates -quizás la única sorpresa- en Justicia; Pedro García (DC), fue ascendido desde el Instituto de Salud Pública al ministerio de Salud; Andrés Palma entró en Mideplan y Cecilia Pérez (DC), fue desplazada desde Mideplan a Sernam. Adriana Delpiano pasó a la Subsecretaría de Desarrollo Regional. Todo el resto, se queda en sus cargos.



Se indicó que la próxima semana se llenarán los cupos vacantes en subsecretarías, como la de la Presidencia -después de la renuncia de Gonzalo Martner-, y la de Marina, dejada por Huenchumilla. Ha trascendido que también se cambiarán otras. Al menos dos subsecretarios sectoriales pasaron ayer por La Moneda. Los relevos de intendentes quedarían para fin de mes.



Heraldo Muñoz, que ayer fue arropado por Guido Girardi y Patricio Hales en su postrera presentación, saldría rumbo a Washington para asumir como embajador.



El record de Insulza



Algo que este proceso de renovación no dirimió fue la competencia que Insulza mantiene con Soledad Alvear por tener el record de ser el ministro más antiguo de la Concertación. Ambos continúan.



En el caso del ministro del Interior esto encierra, fundamentalmente, una señal de que la conducción política del gobierno de Lagos va a seguir en las mismas manos. El hecho que las metas futura estén definidas -Auge, Agenda Transparencia, Agenda Pro Crecimiento y Agenda Modernización- indica que además, para bien y para el mal, el rumbo también parece que será el mismo.



Insulza continuará siendo el sostén político del gobierno laguista. Es cierto que el Presidente es el elemento aglutinador y el soporte del gobierno, pero eso -como indican siempre las encuestas- es su persona. El gobierno seguirá dirigido políticamente por el mismo Insulza de siempre.



Huenchumilla, una incógnita



Fueron muchos los nombres que salieron al ruedo en estos meses como "el nombre de la DC en La Moneda": Jaime Ravinet, Belisario Velasco, Patricio Rojas, e insistentemente, Soledad Alvear.



El ex diputado por Temuco, Francisco Huenchumilla, no estaba en las previsiones. Es toda una apuesta -de no muy buen pronóstico- la que hizo el Presidente al designar al ex parlamentario en un ministerio cuyo desafío es impulsar y asegurar a través de una negociación eficiente en el Congreso los proyectos de ley propuestos por el Ejecutivo.



Huenchumilla es un hombre que estuvo antes ligado al mundo DC de "los guatones" y que ahora ha transitado hacia los colorines. Habiendo perdido la elección interna de la DC para repostularse a su sillón de diputado, tuvo que dejarle el cupo a Eduardo Saffirio. Posteriormente, se le designó en un cargo de gobierno, la subsecretaría de Aviación, de la cual pasó a la de Marina.



Sin embargo, esta trayectoria plantea la duda de si los senadores considerarán a un ex diputado como interlocutor válido cuando se discutan los proyectos de interés del Ejecutivo. El lugar donde se aseguran o se pierden la mayoría de las propuestas de Gobierno es el Senado. Al menos, Huenchumilla cuenta con la ventaja de saber cómo son trámites parlamentarios. Mario Fernández, el ministro saliente, no la tenía.



¿Qué ganó Adolfo?



Si el jueves por la noche Adolfo se había crecido a niveles insospechados gracias a su osadía de no entregar su consenso a la fórmula ministerial de Lagos, una vez conocidas las nominaciones de ministros la pregunta era qué fue lo que ganó después de toda su ofensiva.



Si la meta de los colorines era instalar en el núcleo del poder -para compartirlo- figuras representativas de la tendencia como Patricio Rojas, Enzo Pistacchio, Patricio Santa María, no lo consiguieron. Varias versiones plantean que el hecho que ninguno de ellos fuera considerado es lo que "entrampó", temporalmente, las noninaciones.



Los DC que entraron no son colorines 100 por ciento, son colorines de reciente cuño. Es el caso de Huenchumilla y de Andrés Palma, ex chascón, que al menos, es ex cuñado de Adolfo Zaldívar.



Huenchumilla podría llegar a ser un periscopio en el lugar donde se toman las decisiones y un canal directo con el gobierno, pero igualmente podría llegar a ser aislado por dos laguistas tan cercanos al Presidente como Insulza y Vidal y quedar tan desactivado como quedó Peta Fernández.



Si bien Mideplan es un sitio interesante para los colorines -controla temas de superación de la pobreza, platas para la Pyme, fondos solidarios- el lugar por el que más ha bregado Adolfo, la Subdere, no lo consiguieron.



Esta subsecretaría, desde donde "se cortan" las platas para las municipalidades, quedó en manos celosamente laguistas. Este lugar clave en un año de pre campaña municipal fue puesto fuera del alcance de un responsable partidario. Siendo PPD, Adriana Delpiano más que reportarse al partido, se ha reportado a Lagos durante toda su carrera política en el gobierno.



Si no se puede decir que la DC haya ganado mucho, al menos no perdieron como los radicales. Hasta ayer contaban con mantenerse en dos ministros y creían que sería inaceptable ser castigados por el Caso Coimas, en el cual está siendo procesado el ex subsecretario de Transportes y ex hombre fuerte de PRSD, Patricio Tombolini. Anoche, el partido analizaban la mermada situación en que quedó tras el cambio de gabinete, no descartándose la opción de "separar aguas" del gobierno y la Concertación, si no se obtiene "compensaciones". Las cuales podrán venir por el lado de las subsecretarias.



Después de todo el recuento, la tesis más razonable es pensar que aquellas figuras señeras que el Presidente, presuntamente, seleccionó y trató de reclutar a lo largo de cuatro meses se negaron a aceptar el honor de ser ministros.



Queda la sospecha de que el esperado gabinete que conduciría al país a su segunda etapa -dejando atrás los escándalos de corrupción-, el equipo que culminaría el proyecto presidencial camino al Bicentenario e iría en paralelo a la refundación de la alianza, terminó estructurándose con los nombres sobrantes.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV

Plan Individual

Anual:
$89.900
Semestral:
$49.900
Trimestral:
$24.900
Mensual:
$9.900

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)