miércoles, 17 de octubre de 2018 Actualizado a las 14:22

Un filme de Michael Moore

Cultura - El Mostrador

Bowling for Columbine: Un suicidio americano

por 22 junio, 2003

Transitando entre la tragedia y el humor, este interesante, potente y revelador documental intenta retratar la loca carrera armamentista urbana en Estados Unidos, acrecentada fuertemente tras al atentado a las Torres Gemelas el 11 de septiembre de 2001. Mordaz e incisivo, el realizador plantea una especie de ensayo o reflexión crítica en torno al asustado corazón estadounidense y su manía por defenderse de un enemigo invisible.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Con una visión directa, potente, certera y enjuiciadora, Michael Moore (ganador del Oscar 2003 al mejor documental) crea un documento veraz sobre la brutalmente violenta historia y desarrollo de la mayor potencia mundial, haciendo hincapié en el eterno y cínico doble discurso de paz de EEUU que durante años ha obnubilado a millones de personas, tanto dentro como más allá de sus fronteras.



Con datos irrefutables Bowling for Columbine pone en jaque a la nación más poderosa del planeta desnudando el constante terror de sus habitantes -provocado por sus mismos gobernantes-, la despiadada discriminación existente, el alocado e incomprensible descontrol en la venta y tenencia de armas y por supuesto la paranoia asesina consciente o inconsciente que habita en cada uno de los miembros de esa sociedad.



Con una escalofriante tensión y exactitud, este filme logra analizar el espíritu de destrucción en Estados Unidos, pero no desde el punto de vista de sus asesinos, sino más bien de las formas y mecanismos en que el gobierno -mediante los medios- inculca terror entre su gente transformando ese sentimiento en un negocio millonario. Las empresas venden y venden con la aprobación de los políticos, quienes otorgan el derecho a portar armas sin control para después sentarse a ver en la noticias cómo la gente se asesina entre sí.



Mediante una especie de estudio sobre la violencia en EEUU, Moore, en un tono de comicidad e ironía agónica, establece una serie de drásticas interrogantes: ¿Por qué 11 mil personas mueren cada año en Estados Unidos víctimas de las armas de fuego? ¿Es tan diferente Estados Unidos de otros países? ¿En qué se diferencia de otros? ¿Por qué Estados Unidos se ha convertido en autor y víctima de tanta violencia?



Bowling for Columbine es una obra vigorosa que deja una profunda huella en el público. Para los estadounidenses, es la condena despiadada de una cultura del miedo que ha empujado a un pueblo a armarse hasta los dientes y a perder el control. Para los demás, es una advertencia en clave humorística sobre lo que podría pasar en cualquier país del mundo que decidiera adoptar el "modelo americano" para crear un subproletariado numeroso y permanente que debe ser combatido por un ejército armado protegido por la Constitución.



Moore es bastante tajante y crítico al hacer una revisión histórica de su país en la que plantea las sangrientas intervenciones (con sus inevitables bajas civiles) en un sinnúmero de gobiernos tercermundistas, incluido Chile. Además se encarga de dejar latente una serie de preguntas sobre la posible responsabilidad yanqui en uno de los hechos más impactantes en la historia de Estados Unidos: los atentados a las Torres Gemelas el 11 de septiembre de 2001.



Con el mayor índice de muertes por armas de fuego, EEUU ha sido carcomido por la cultura del miedo desde sus inicios. Este hecho ha provocado que cada norteamericano sienta el irrefrenable deseo por protegerse de algo. Dos sucesos lamentables (la matanza perpetrada por dos estudiantes en la Columbine School y la muerte de una pequeña de 6 años a manos de un chico negro de su misma edad que había encontrado una pistola en la casa de un pariente) son el eje del relato de Moore, que incluye numerosos testimonios tales como una notable entrevista a Marilyn Manson (acusado de promover la violencia a través de sus canciones) en la que este define a su pueblo como: "la industria y el consumo del miedo", y un potente y tenso encuentro con Charlton Heston, presidente de la Asociación Nacional del Rifle.



Apasionado, valiente y decidor, Michael Moore se encarga de mezclar de gran forma el cine y la investigación para crear un documento sagaz y representativo de la actual cultura del miedo en Estados Unidos. Con un intachable nivel de producción, un riguroso seguimiento del tema, una agilidad narrativa impecable y un incalculable valor social, Bowling for Columbine viene a convertirse en una alarmante advertencia sobre la despiadada y sangrienta violencia que tiñe de rojo a la máxima potencia del globo.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV