martes, 17 de julio de 2018 Actualizado a las 01:11

Alumnos de la Chile reviven el

"El Mercurio miente": la leyenda que persigue al decano

por 6 octubre, 2003

La irritación que produjo entre los directivos del diario de la familia Edwards el cartel puesto en el frontis de la Católica en 1967 se repite hoy con www.elmercuriomiente.cl. El Mercurio S.A. solicitó a NIC Chile la revocación del dominio, aduciendo que la inscripción fue abusiva y de mala fe. Los creadores responden: "la frase pertenece a los estudiantes".

En agosto de 1967, un grupo de alumnos de la Universidad Católica
instaló en el frontis de la Casa Central, con vista a la Alameda, un enorme cartel con la frase "Chileno: El Mercurio miente". Querían así hacer frente a las informaciones que ese diario publicaba sobre el país y el movimiento universitario de aquellos años.



La mítica leyenda permaneció en el inconsciente colectivo durante estos 36 años, hasta que un trío de estudiantes universitarios, esta vez de la Universidad de Chile, la revivió formalmente, creando una página web con ese nombre.



La irritación que produjo el cartel de la Católica entre los directivos del diario de la familia Edwards, se repite hoy con el sitio web www.elmercuriomiente.cl. El Mercurio S.A. ha solicitado a NIC Chile -organización encargada de administrar los nombres de dominio "punto cl"- la revocación de su uso por parte de los alumnos de la Universidad de Chile.



No es el primer caso de página web que no ha agradado al decano. Famoso fue el del portal El Merculo. La expresión la ocupó también la revista The Clinic para una de sus secciones.



La disputa de El Mercurio contra los estudiantes de la Casa de Bello debiera zanjarse en cosa de meses. Los creadores de la página están citados para el 21 de octubre a la primera audiencia de 'Mediación y Arbitraje' ante el NIC.



El reclamo del diario se funda en el reglamento de dominios, el que indica que "toda persona natural o jurídica que estime gravemente afectados sus derechos por la asignación de un nombre de dominio podrá solicitar la revocación de esa inscripción".



El texto especifica que son causales de revocación de un nombre el que su inscripción sea abusiva (nombre idéntico o engañosamente similar a una marca o producto), o que ella haya sido realizada de mala fe (para venderlo o arrendarlo por valores excesivos, por ejemplo).



Sin embargo, el reglamento de NIC-Chile estipula que no se podrá entender que se ha actuado de mala fe si "el asignatario esta haciendo un uso legítimo no comercial del dominio, sin intento de obtener una ganancia comercial, ni con el fin de confundir a los consumidores".



Creadores: "La frase pertenece a los estudiantes"



El sitio www.elmercuriomiente.cl nació hace tres meses. Fue puesto en marcha gracias al dinero obtenido por tres estudiantes cuando ganaron un concurso de "iniciativas creativas" destinado a alumnos de la Universidad de Chile, suma que ascendió a un millón 400 mil pesos. Con ese dinero compraron un computador, una cámara de video e inscribieron el nombre del sitio.



María Eugenia Horvitz, directora de Asuntos Estudiantiles de la Universidad de Chile y miembro de la comisión que evaluó el proyecto, considera que es "insólito" que un diario como El Mercurio esté preocupado por un tema así. Sostiene, sin embargo, que la Universidad no tiene una posición respecto al tema y que tampoco le corresponde, pues fueron los estudiantes los que acreditaron la página y certificaron el nombre. "El juicio es entre los estudiantes y el diario", señala.



Iván Mlinarz, uno de los fundadores de la página y también ex presidente de la Fech, cuenta que desde que el proyecto se iniciara, se han ido incorporando más personas, incluso estudiantes de otras instituciones, como de la Universidad Católica y el Duoc.



"La página ha tenido un buen impacto. La transmisión es gratuita. Algunos de los reportajes han sido vistos por más de mil personas, como lo que ocurrió con un reportaje sobre el 11 de septiembre. La idea es enfocarnos al ámbito estudiantil y llegar también a los colegios, mostrando las cosas que a los estudiantes les interesan. Recibimos colaboraciones de todas partes. Queremos que quien quiera y tenga una idea, pesque la cámara y vaya a registrar. La idea editorial es que todo suma y hoy hay como 20 personas trabajando en esto", explica.



Respecto a las razones por las cuales se escogió revivir la consigna "El Mercurio miente", Mlinarz señala que, además, de la evocación que ella provoca, la frase también refleja la mirada actual de los estudiantes: "escéptica a lo que se informa oficialmente", dice.



"No es una frase nuestra, de los creadores de la página, sino una que pertenece a los estudiantes, que tiene más de 30 años de historia", comenta.



Por eso, defiende la propiedad del concepto, cuestión que deberá analizar NIC Chile a la hora de resolver sobre la petición de El Mercurio.



Mlinarz dice que a menos que el diario de Edwards reconozca que su nombre es El Mercurio miente, el dominio debe ser de los estudiantes. Señala, en todo caso, que los contenidos del sitio no guardan relación alguna con el medio de comunicación mencionado. "En los reportajes no hemos hablado nunca de él, ni nos interesa".



La defensa de los universitarios que trabajan para la página web será asumida por estudiantes y egresados de la escuela de Derecho.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV