sábado, 21 de julio de 2018 Actualizado a las 20:17

Tribunal de alzada de la Sexta

Ministro de Corte intentó presionar a jueza en favor de su hija

por 14 octubre, 2004

Durante meses se mantuvo en reserva la investigación de la Comisión de Ética de la Suprema respecto al intento de un magistrado por modificar un fallo en una causa que afectaba a su hija. Todo indica que mañana el organismo se pronunciará sobre este caso.

Pese a que en los comentarios de pasillos en tribunales e incluso por boca del propio presidente del Colegio de Abogados, Sergio Urrejola, se ha comentado que la Comisión de Ética de la Corte Suprema estaba "dormida", lo cierto es que el trabajo de los ministros que la componen es más bien silencioso. Pero esto no impide que sea fructífero, como lo demuestra el hecho que durante meses mantuvieron en el más absoluto secreto una investigación en contra del ministro de la Corte de Apelaciones de Rancagua, Alejandro Arias Torres.



Así lo confirmaron a El Mostrador.cl varios ministros del máximo tribunal, quienes agregaron como dato, el significativo detalle que a este magistrado aún no se le ha evaluado su desempeño y su "nota" está "pendiente", según se indicó. Este hecho, a juicio de muchos, revelaría la gravedad de la acusación que pesa en su contra ante el organismo que rige el comportamiento de los jueces a nivel nacional.



La denuncia ante el máximo tribunal la hizo una magistrada de un tribunal de menores de la Sexta Región, cuya identidad este medio se reserva, a petición de las fuentes consultadas, y que ahora se trasladó a otra región del país con el fin de seguir con sus labores judiciales.



La historia se inició a partir de un juicio de pensión alimenticia, donde una de las partes era una de las hijas de Arias Torres. A la magistrada aludida le correspondió sustanciar dicha causa.



El fallo dictado no gustó a Arias Torres, ni a los abogados de su hija. Y para modificarlo le habrían presentado una reposición a la jueza. Fue en ese momento, cuando, de acuerdo a la denuncia presentada ante la comisión, el ministro Arias Torres llamó a la magistrada hasta su oficina, donde la conminó a cambiar la resolución que afectaba a su familiar.



Pero hasta donde este diario ha podido indagar, la jueza habría hecho caso omiso de la petición, cuestión que Arias Torres no pasó por alto ni tampoco olvidó, ya que la calificó en mala forma e incluso hizo una serie de observaciones, que otros ministros no hicieron, y que a juicio de la afectada revelarían su animadversión por no tomar en cuenta su irregular pedido que afectaba su fuero interno e independencia judicial.



La Comisión de Ética, de acuerdo a fuentes de la Corte Suprema, consultadas por este diario, ya terminó la investigación y tiene redactado el informe que evacúa en estos casos. Sin embargo, este órgano rector no emite juicios de sus indagaciones, sino que lo eleva al Pleno del máximo tribunal, que es la instancia judicial colegiada y mandatada por el artículo 76 de la Constitución Política, la que decide qué hacer ante esta situación en particular.



El ampliado de supremos puede amonestarlo con una declaración en su hoja de vida, suspenderlo con goce de medio sueldo e incluso echar del Poder Judicial a un ministro por este tipo de conductas.



Otros antecedentes



La denuncia recuerda a otra de similares características hecha por la jueza María Inés Collins en contra del ex ministro Luis Correa Bulo, quien la habría presionado para liberar a una persona que había sido detenida en estado de ebriedad y que era amigo cercano del actual embajador de Chile en España, Enrique Krauss. Correa Bulo, por estas y otras denuncias en su contra, fue expulsado de las filas del Poder Judicial.



El Pleno, en general, dijeron algunos ministros a este medio, espera a que los imputados en este tipo de investigaciones renuncien antes de echarlos. Y casos han habido, como el del relator de la Suprema Juan Oporto, y el ministro de la Corte de Apelaciones de San Miguel, Germán Hermosilla.



Pero en contra de Arias Torres pesan también otras denuncias. De hecho, en noviembre del año pasado, el diario La Cuarta publicó la acusación de Raúl González, quien aseguró que el abogado de su contraparte era yerno del ministro de la Corte de Rancagua y que en distintos fallos había resuelto a favor de su familiar y no se había inhabilitado, en el marco de un juicio por un terreno en la Sexta Región.



Pero como el informe ya está terminado, dijo un ministro que integra la comisión, es posible, aunque no pudo ser confirmado oficialmente, que el Pleno supremo analice los antecedentes este mismo viernes, en su tradicional reunión semanal.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV