miércoles, 19 de septiembre de 2018 Actualizado a las 14:47

La incógnita de la Alianza

¿Hacia dónde apunta el cambio de imagen de Andrés Allamand?

por 11 junio, 2007

Tanto para RN como para la UDI no termina de quedar claro cuál es el objetivo que persigue el senador por la Décima Región Norte con el notorio endurecimiento de estilo que adoptó desde que llegó a la cámara alta. Algunos creen que responde a la necesidad de reposicionarse y recuperar el liderazgo que tuvo durante la década de los 90.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

"El Desalojo" pasó a convertirse en el caballo de batalla del senador Andrés Allamand (RN) para recorrer Chile sin tener que dar demasiadas explicaciones. Sin embargo, en todos los sectores políticos se especula acerca de las intenciones del parlamentario. Más que nunca, sus compañeros de partido y socios de pacto registran con verdadero interés los pasos de quien fuera durante la década de los 90 el líder indiscutido de la derecha chilena y que imaginan está trabajando para recuperar ese tan escurridizo estatus.



Por estos días, en que el Transantiago tiene a la Concertación contra las cuerdas, el parlamentario opositor colabora en profundizar la presión, haciendo del oficialismo el invitado central de sus presentaciones. No obstante, la pregunta recurrente en la Alianza por Chile a raíz de tanto viaje es "¿en qué está Allamand?".



Y aunque él ha sido el primero en descartar una opción presidencial, arguyendo que las encuestas demuestran que Sebastián Piñera tiene la mejor opción, la desconfianza que irremediablemente provoca en algunos políticos del sector -luego de que se asociara con Joaquín Lavín para destronar a Pablo Longueira y Piñera de las directivas de la UDI y RN, respectivamente- hace que más de alguno sostenga que hay que "estar atento" a sus movimientos.



Respuestas hay para todos los gustos. En todo caso, los más pragmáticos ya comenzaron a hacer los cálculos de que aún no se ha visto nada en cuanto a precandidatos presidenciales y que en el tiempo que queda, tanto en la Alianza como en la Concertación, van a aparecer muchos más de los que se han mencionado hasta ahora. El anuncio del ex intendente DC Marcelo Trivelli podría confirmar esta tesis.



En este sentido, una fuente de RN sentencia que "en política una semana es mucho tiempo" y que aunque ahora Piñera tiene, claramente, toda la ventaja para ser el candidato de la Alianza o, por lo menos del partido, en un año más el escenario podría ser totalmente distinto.



En este contexto, es que en la tienda de Carlos Larraín no faltan los que creen que Allamand está, de a poco, posicionándose no sólo en el partido, sino también a nivel del sector. Unos dicen que eso es bueno, porque no hay que encerrarse en uno solo candidato, porque a RN "podría pasarle lo que a la UDI, que cuando Lavín empezó a bajar en las encuestas no tenía con quien reemplazarlo".



"Siempre hay que tener una carta bajo la manga, pero en ningún creo que Allamand esté pensando en ser candidato el 2009", sentencia un dirigente. En esta línea, el análisis que se hace en RN es que es bueno para el partido tener varias figuras con liderazgo y estiman que eso incluso puede ser un punto favorable para las elecciones municipales.



Trabajo complementario



Otra respuesta a la nueva actitud de Allamand es que de alguna manera el senador está haciéndole la pega a Piñera, copando un espacio al que a éste le es más difícil llegar. La idea es que el senador podría convertirse en el "complemento", atrayendo al electorado que al empresario se le hace más complicado conquistar debido a su perfil más liberal.



Así, el senador "endurece su discurso teniendo ya legitimidad en el centro político, pasó a convertirse en un líder de sentido común, es decir, captando a quienes están hastiados con la Concertación ". En este aspecto, con su nuevo discurso -para algunos más cercano al de la UDI que al de su partido- estaría promoviendo la idea de que es necesaria la alternancia en el poder.



Por otro lado, esta nueva imagen de Allamand atrae también al sector más duro de la Alianza, donde Piñera siempre ha tenido un déficit, algo así como que el parlamentario está haciendo "la pega sucia" para el empresario. Ello porque si el empresario endurece su discurso pierde lo ganado hacia el centro político lo que, evidentemente, no le reditúa electoralmente.



Para la UDI, en tanto, también es un misterio en qué está Allamand. Algunos gremialistas no descartan que el senador esté mirando al 2009, pero no se calientan la cabeza con eso, porque tienen mucho en qué pensar desde que Pablo Longueira bajó su precandidatura. Así, mientras observan con curiosidad los movimientos de Allamand, analizan lo que pasa en su propio partido.



Si bien nada hace pronosticar que la directiva gremialista esté dispuesta a adelantar los plazos para nominar a su presidenciable, este período de espera está sirviendo para que varias figuras comiencen a posicionarse, pese a que ninguna de ellas ha manifestado abiertamente su interés por convertirse en el abanderado del partido.



Los nombres de el presidente de la UDI, senador Hernán Larraín; Evelyn Matthei y Jovino Novoa ya comenzaron a circular en la tienda de calle Suecia como eventuales reemplazantes de Longueira. Y aunque nadie ha dicho nada formal sus respectivos estilos permiten prever que tal vez de entre ellos surja, finalmente, la figura que encabezará a la UDI con miras a las presidenciales del 2009.



Todas estas especulaciones las hacen en uno y otro partido siempre sobre la base de que "en política, una semana es mucho tiempo".

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV