domingo, 22 de julio de 2018 Actualizado a las 12:53

El gremialismo se lanza en picada contra Carlos Figueroa

Las declaraciones de la discordia de un ex jefe de Gabinete

por 11 enero, 2009

Parlamentarios consideraron grave que le haya dicho en una oportunidad al Vicepresidente cubano, Ricardo Alarcón: ‘’Sabemos que ellos están en Cuba –los frentistas fugados de la CAS-, lo único que les pido es que se queden allá, que los cuiden ustedes. No queremos que vuelvan a Chile a hacer actividades subversivas’’. Para ellos, las afirmaciones son un peligro para el Estado de Derecho, debido a que un Vicepresidente sabía el paradero de los escapados, entre ellos dos involucrados en el asesinato del senador Guzmán, mientras que la justicia y las policías trabajaban para encontrarlos.

Las declaraciones del ex ministro del Interior durante el gobierno de Eduardo Frei Ruiz-Tagle, Carlos Figueroa, a un matutino de circulación nacional no dejaron indiferente a la UDI, cuyos parlamentarios consideraron grave para el Estado de Derecho que un funcionario de Gobierno conociera el paradero de quienes aparecen involucrados en la muerte del senador Jaime Guzmán y, además, se pida a las autoridades de ese país que los cuiden y que no los hagan regresar a Chile para que no cometan “actos subversivos”.

En la entrevista a La Tercera, el ex secretario de Estado asegura haber sentido una gran responsabilidad cuando se escaparon los cuatro frentistas desde la Cárcel de Alta Seguridad (CAS) en un helicóptero y que luego aparecieron en Cuba.

“Fue un momento duro. Curiosamente no era mi responsabilidad, pero me hizo sentir muy responsable ese tema. Por eso me preocupé intensamente de la búsqueda de los fugados. Hice gestiones personales”, menciona.

Respecto a cuáles fueron estas gestiones, el ex jefe de Gabinete señala que fue partidario de declarar persona non grata al embajador de Suiza en Chile, cuando este declaró que en el país no había garantías para juzgar a Patricio Ortiz, quien se exilió en ese país.

Agrega que “después me preocupé de seguirle los pasos a Mauricio Hernández Norambuena. Estuvimos a punto de capturarlo”.

“Hernández Norambuena se encontró con su novia en Buenos Aires. Digo que estuvimos a punto de capturarlo porque yo estaba aquí involucrado con este tea, lo tomaba como personal”, apunta.

Consultado sobre qué ocurrió, responde que “en Argentina hay dos policías y se produjo un desencuentro entre ellas… Cuando una vez estuvo acá el entonces Vicepresidente de Cuba, Ricardo Alarcón, yo estaba de Vicepresidente y le dije: ‘’Sabemos que ellos están en Cuba, lo único que les pido es que se queden allá, que los cuiden ustedes. No queremos que vuelvan a Chile a hacer actividades subversivas’’”.

El gremialismo molesto

En tanto, los parlamentarios UDI, Marcelo Forni y Andrés Chadwick, consideraron como gravísimas las declaraciones hechas por Figueroa, afirmando que “parece no estar consciente de la gravedad de sus declaraciones y de la connotación del asesinato de Jaime Guzmán. Estamos hablando del primer asesinato de un senador de la República en democracia y de la primera fuga de un penal de alta seguridad en helicóptero del mundo."

"Particularmente grave me parece que Figueroa en su carácter de Vicepresidente de la República, mientras los tribunales de Justicia y las policías trabajaban en encontrar el paradero de los frentistas ante la convicción de que debían enfrentar nuestra Justicia, Figueroa declare saber que estaban en Cuba y no sólo eso, sino que les pida que los deje allá y que los cuiden ellos. Más grave resultan aún las declaraciones de Figueroa si pensamos que todos sabemos como "cuidan a los guerrilleros en Cuba", indicaron.

Los parlamentarios gremialistas afirmaron que "esto aumenta todas las dudas que tenemos respecto del asesinato y posterior investigación del crimen del senador Guzmán y nos hacen pensar que nunca sabremos toda la verdad".

Chadwick y Forni aclararon que en los próximos días se reunirán con los abogados de la familia Guzmán para tomar nuevos cursos judiciales, tras los dichos de Carlos Figueroa.

"Evidentemente que las declaraciones de Figueroa tienen que ser investigadas. Hablaremos con los abogados de la familia Guzmán para que Figueroa sea citado a declarar, porque me parece que sí el conocía el paradero de los frentistas, no le informó a los tribunales y más encima le entrego su cuidado al Gobierno cubano, debe investigarse una posible obstrucción a la justicia chilena", puntualizaron

Por último, los parlamentarios gremialistas emplazaron al ex Presidente Frei a que "le diga al país si su Vicepresidente y ex Ministro del Interior le informó de este hecho y las decisiones que tomó en esta materia".

La fuga y los implicados

Ricardo Palma Salamanca, Pablo Muñoz Hoffmann, Mauricio Hernández Norambuena y Patricio Ortiz Montenegro, militantes del Frente Patriótico Manuel Rodríguez (FPMR), procesados por el asesinato de Jaime Guzmán, se fugaron en diciembre de 1996 de la cárcel de alta seguridad de Santiago y se trasladaron a Cuba.

La fuga se logró con la ayuda de otros militantes que secuestraron al piloto de un helicóptero, que fue obligado a llevar la aeronave hasta la cárcel en donde hicieron descender una improvisada canastilla de lona, sin que los gendarmes atinaran a disparar contra ellos.

Esta evasión fue considerada como la “Fuga del Siglo” debido a los ribetes hollywoodenses que tuvo, puesto que en una canasta blindada, permitió a los subversivos arrancarse del penal considerado como el más seguro del país.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV