Sábado, 10 de diciembre de 2016Actualizado a las 11:20

Indagatoria apunta a pistas en las Islas Vírgenes

Fiscalía abre investigación por lavado de dinero contra la corredora Serrano

por 30 junio 2009

Fiscalía abre investigación por lavado de dinero contra la corredora Serrano
El asunto también podría salpicar al fondo de inversiones Toronto Trust, que realizó operaciones "poco explicables" con la empresa, según comentaron fuentes de la Superintendencia de Valores y Seguros. De hecho, en una declaración prestada a ese organismo, el gerente general de la intermediaria de acciones, Tomás Serrano, reconoció que mantenía en la banca off shore una sociedad llamada Accent Trading, cuyos bonos al portador mantiene en su poder.

El Ministerio Público abrió una investigación secreta por el delito de lavado de activos, en contra de la Corredora de Bolsa "Raimundo Serrano Mc Auliffe", indagatoria que promete remecer al mercado bursátil chileno. Esta empresa, que fue suspendida por la Superintendencia de Valores y Seguros (SVS), debido a graves irregularidades en el manejo de las acciones de sus clientes -que se calculan en US$ 30 millones con más de 300 afectados- tiene como cara visible a su gerente general -y principal sospechoso-, Tomás Serrano Parot.

La información, hasta ahora, era guardada en la más estricta reserva dentro de la Fiscalía Centro Norte, debido a que hay pistas que conducen a los paraísos fiscales, entre otras diligencias en curso.

Al mismo tiempo, la Unidad de Análisis Financiero (UAF) realiza sus propias averiguaciones a través de las cuentas corrientes y operaciones financieras de los dueños de la empresa para evacuar un informe detallado.

El caso está en manos de la Unidad de Delitos Económicos de la Zona Centro Norte, que dirige Iván Millán, funcionario con perfil de "hombre duro" y que ha tenido a su cargo investigaciones importantes, desde 2005 a la fecha, relacionadas con fraudes al Fisco y corrupción.
Esta indagatoria por blanqueo de capitales es la primera en su tipo en contra de un actor del sistema bursátil chileno.

Fuentes del mercado consultadas por El Mostrador explicaron que una investigación de este carácter "es muy delicada para la Bolsa de Santiago", entida presidida por Pablo Yrarrázaval y quien ejerce el mismo cargo en Enersis, debido a que en los últimos años se han extremado los esfuerzos para su correcto funcionamiento.

En Chile el delito de lavado de activos es sancionado por la Ley 19.913 que creó la UAF. En los últimos cinco años de existencia los reportes de operaciones sospechosas han subido un 800 %, desde 53 a 477 casos en 2008.
Desde su vigencia, el Ministerio Público ha logrado incrementar las condenas por este tipo de delitos en los tribunales de justicia.

El despeñadero

El caída en picada de la Corredora Raimundo Serrano McAuliffe comenzó la noche del 15 de mayo, cuando Felipe Lanas, un empresario automotriz, denunció a la SVS la venta de sus acciones "en custodia" por más de $ 1.600 millones, sin su autorización. La autoridad, luego de comprobar los hechos, suspendió a la operadora e inició una investigación que aún está abierta.

De allí en adelante todo ha sucedido muy rápido, reviviendo los temores del mercado que aún resiente los casos de la Corredora Alfa e Inverlink, donde en términos simples se "bicicleteaba" con papeles para mantener a flote el negocio.

Hasta allí, el tema no pasaba de ser uno de los delitos "habituales" que se producen en el mercado bursátil. Sin embargo, una declaración prestada por Tomás Serrano ante la SVS, encendió las luces de alerta. Este último, reconoció la existencia de una sociedad llamada Accent Trading, creada por un estudio de abogados de las Islas Caimán, un tradicional paraíso fiscal de la Commonwealth británica, cuyas acciones al portador mantenía en su poder, según publicó El Mercurio el 26 de junio pasado.

"Esta empresa pertenece formalmente a un par de abogados en ese país (Islas Vírgenes Británicas), pero en realidad soy yo quien la operó ostentando un mandato y siendo yo quien materialmente tengo en mi poder las acciones al portador que integran su capital", señala su testimonio.

Sólo para hacerse una idea de donde Serrano mantenía dineros y operaba financieramente, es preciso mencionar que las Islas Caimán son el segundo centro off shore más grande del mundo después de Suiza. Estos llamados también tax haven, mueven el 80 por ciento de las transacciones de capital existentes en el mundo y el 20 por ciento de la riqueza privada mundial, de acuerdo a los datos publicados por Flacso en una investigación sobre el crimen organizado en América Latina y el Caribe.

Junto con lo anterior, las sospechas del Ministerio Público se vieron acrecentadas por la respuesta que le entregó Serrano a la SVS, cuando le consultaron dónde estaban los faltantes $ 7.111 millones "en custodia": "En gran medida, los fondos han ido al inmenso costo financiero, el consumo de la corredora por sus balances negativos. No tenemos un peso nosotros". Más aún, porque los US$ 30 millones en deuda que se sospecha debe la corredora, son una altísima cifra, tomando en cuenta que las operaciones diarias bordeaban sólo los $200 millones.

"Quizás, quizás, quizás"

Dentro de los hechos que no cuadran -y que podrían incluirse en la investigación por lavado- está una operación de la corredora con Toronto Trust, cuyo dueño es el empresario de origen francés y residente en Canadá, Albert Friedberg, quien maneja un portafolio de inversiones de más de $ 60 mil millones en Chile.

De acuerdo a un reportaje aparecido el viernes en la revista Qué Pasa, hay datos que no coinciden, en el marco de actos financieros conocidos como "simultáneas", práctica que implica que la corredora le presta dineros a su cliente para comprar acciones. Posteriormente, este último devuelve los títulos quedándose con la diferencia en el precio.

Según el semanario, Toronto Trust conocía desde enero la precaria situación de la operadora bursátil, por lo que comenzó a presionar para obtener de vuelta cerca de $ 6 mil millones. Serrano le transfirió a Friedberg, a modo de pago, su casa en el Lago Ranco, una parcela en Peñalolén, la mitad de la inmobiliaria 2001, autos y motocicletas. Sin embargo, aún faltaban $ 1.300 millones que no alcanzó a cubrir, de propiedad de Enersis, cuyo presidencia ejerce Yrarrázabal, el también presidente de la Bolsa de Santiago.

Fuentes allegadas al caso, comentaron que "lo extraño" de esto, se produce porque si Toronto Trust conocía la falta de liquidez de la corredora, no es lógico que haya mantenido esa cantidad de dinero ante la sola posibilidad de perderlos. La explicación más cercana, entonces, sostiene la revista, es que la operación de "simultáneas" nunca ocurrió.

De hecho la semana pasada, de acuerdo a una información aparecida en el diario La Segunda, el empresario Felipe Lanas, a través de su abogado Cristián Rosselot, presentó una querella criminal en el Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago en contra de Toronto Trust, como también contra la corredora. En el libelo, Lanas acusa que se hicieron "operaciones para pagar deudas ficticias".

La indagatoria recién comienza y la caja de Pandora aún no está abierta del todo. En su interior puede haber toda clase de sorpresas.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes