Martes, 6 de diciembre de 2016Actualizado a las 14:28

Piden conocer cómo se resolvió "Plan de Destinaciones"

Embajadores de carrera ponen "en jaque" a Van Klaveren con Ley de Transparencia

por 18 agosto 2009

Embajadores de carrera ponen
Desde junio a la fecha la asociación gremial ha mantenido un filoso intercambio epistolar con el subsecretario, donde han denunciado desde "irregularidades" en los nombramientos, hasta el uso de criterios anómalos, hecho que no cayó nada bien en el gabinete de la Cancillería. Con esta nueva presentación -cuya respuesta será negativa de parte de la autoridad según se señaló- insisten en acceder a información que consideran pública.

Exactamente hace una semana llegó hasta el gabinete del subsecretario de Relaciones Exteriores, Alberto Van Klaveren, una solicitud inédita por Ley de Transparencia que promete provocarle más de un dolor de cabeza. Presentada por la Asociación de Diplomáticos de Carrera (Adica), en esta se solicita tener acceso a todo el "Plan de Destinaciones" (Plan DAT) 2009-2010.

En los hechos, la entidad gremial quiere conocer no sólo el listado, sino también los criterios, puntajes, respaldo documental, metodología, ponderaciones de recursos humanos y otras variables como las actas deliberativas para confeccionar las propuestas a la autoridad, y que constan en una carta de dos páginas que publica íntegramente El Mostrador.

Esta petición tiene como contexto dos cartas anteriores  -también enviadas a Van Klaveren- donde la Adica denunció anomalías  e irregularidades en la designación de cargos en embajadas importantes para el servicio  exterior "como las Jefaturas del Consulado General de Chile en Munich y del Consulado General de Chile en Sao Paulo, así como puestos de Secretarios en las Embajadas de Chile en China, Hungría y Nueva Zelanda". En la oportunidad la Adica manifestó sus suspicacias respecto a por qué no habían vacantes en esas legaciones para que fueran destinados funcionarios "fuera del plan regular".

A lo anterior se suma la situación vivida por el abogado Ricardo Herrera Rocuant. Este último había sido destinado, previo concurso en el que participó siguiendo todas las formalidades, a la embajada de Chile en Lisboa. Sin embargo, como en esa legación fue nombrado el ex jefe de protocolo Fernando Ayala, fue sacado de la lista a pocos días de partir, cuando ya había arrendado su casa en Santiago y vendido algunos bienes. El asunto no sólo motivó la ira de Rocuant y la Adica, sino también derivó en una presentación ante la Contraloría.

En la Cancillería se acusó el golpe, dijo una fuente que conoció los hechos, y se prefirió evitar que el organismo fiscalizador pudiera hacer "reparos",  negociando con Rocuant y destinándolo finalmente  a España.

En todo caso, a Van Klaveren las cartas de la Adica no le hicieron gracia. En su respuesta, fechada el 9 de julio pasado el subsecretario manifestó su molestia por el tono de la misiva.

"Las aprehensiones expuestas por su asociación evidencian una presunción de mala fe por parte de la autoridad que es del todo inaceptable, pero además, parecen desconocer completamente y de nuevo, el marco jurídico que regula toda esta materia, en el cual la autoridad, si realmente tuviera la intenciones que se le sospechan, estaría siguiendo un camino extraordinariamente complicado -por no decir irracional- para lograrlas, ya que el marco legal existente es muy flexible en este ámbito", escribió Van Klaveren.

Y para la última presentación por Ley de Transparencia, Van Klaveren -señalan fuentes del Minrel-, tiene preparada una negativa, aduciendo que existen terceros involucrados y que la revelación del Plan DAT puede afectar el cumplimiento de las obligaciones de la autoridad.

En todo caso, es altamente probable que la Adica apele por la vía del amparo al Consejo de la Transparencia (CPLT), debido al rechazo a entregar la información que consideran de carácter público, lo que constituirá un hito desde la entrada en vigencia de la ley estrella de la administración Bachelet, si es que se acoge a tramitación y se resuelve positivamente.

En todo caso, la Adica ya perdió una presentación ante el CPLT. Esta última, por la remoción -antes de cumplir dos meses en el cargo- del segundo en la Dirección de Protocolo (Diprot), Patricio Becker, reubicado en la Dirección Consular. En la oportunidad se pidió explicaciones a Van Klaveren, pero este no respondió a la Adica.

¿Maquillaje?

En los últimos dos años la Cancillería inició un proceso modernización y profesionalización del servicio. Se presentó un proyecto ante la Cámara que aún está siendo tramitado, no sin los reclamos de los embajadores que carecen de título profesional, quienes se sienten excluidos de la iniciativa. Tanto así que hubo hasta reuniones "secretas" para tratar el tema, cuando que el entonces ministro Alejandro Foxley se encontraba fuera del país, lo que generó más de una molestia del secretario de Estado.

En materias de recursos humanos, en tanto, la autoridad incluyó factores objetivos para las evaluaciones de desempeño, como otro de los ítems dentro del mejoramiento de las condiciones laborales e igualdad de oportunidades a la hora de la postulación a un cargo.

Sin embargo, aunque los funcionarios consultados reconocen que hay un avance, aseguran que fue una "medida de maquillaje" y que es "insuficiente", porque al mismo tiempo la legislación permite a la autoridad usar la frase "razones de buen servicio" para fundamentar sus decisiones. Tanto es así, que en varios departamentos del Minrel, hay empleados que no postulan a determinadas embajadas, conscientes de que no llegarán ni a la primera selección aunque tengan los méritos para ello, porque la decisión es política, señalan.

De hecho, se realizan concursos -específicamente una "polla", donde apuestan asados, dinero, comidas- respecto a dónde irá tal o cuál persona antes de conocerse los resultados de las destinaciones. Muchos de estos "desafíos a la suerte", dicen, se aciertan. "Es como si las personas fueran al hipódromo y apostaran sabiendo cuál es el caballo que va a ganar", aseguró.

A raíz de lo anterior y de las noticias que desde fines de año han puesto a la Cancillería en el ojo público por casos de corrupción en distintas legaciones diplomáticas - una de ellas Lima-, como en Tacna y fraudes dentro del edificio de Teatinos 180, es que la Adica y la Asociación Nacional de Funcionarios del Ministerio de Relaciones Exteriores (Aemre), suscribieron un documento en conjunto con la ANEF,  llamando a la probidad  y que fue dado a conocer el pasado 4 de agosto.

En él manifestaron su estricto apego a las normas que rigen el actuar de los funcionarios públicos, señalando que las informaciones sobre aspectos negativos en el Minrel, afectaban no sólo la imagen del servicio exterior, sino también la de los funcionarios que cumplen su labor cumpliendo a la legalidad y dándole buen uso a los recursos del Estado.

Este medio intentó obtener una versión de Van Klaveren sobre la solicitud pero no hubo respuesta.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes