Jueves, 8 de diciembre de 2016Actualizado a las 22:18

Los números y estrategias que maneja en silencio el comando oficialista

Aleuy raspa la olla buscando votos para Frei

por 14 enero 2010

Aleuy raspa la olla buscando votos para Frei
Maracanazo. Ese es el concepto que usan como amuleto los expertos electorales de la Concertación y La Moneda para no perder la fe de ganarle el balotaje a Piñera el próximo domingo. Y aunque todos los números que manejan son cuesta arriba, el diagnóstico es que se produjo un cambio de clima que les permite pensar en el “milagro”. Pero en la derecha no están para beaterías y simplemente lo califican de “imposible”.

Un grupo de analistas electorales despliega los resultados de su último estudio sobre un universo de más de 30 mil mesas de votación de la primera vuelta en todo el país. Con aspecto sombrío insisten: “No da, no da”. Según ellos, aún cuando consigan los votos, no alineados con la derecha, de Marco Enríquez-Ominami, y todos los de Jorge Arrate, Eduardo Frei sigue en 48 puntos y Sebastián Piñera en 52.

La escena corresponde a una reunión de principios de enero en el comando del abanderado presidencial oficialista y grafica el estado de consternación que hasta hace poco embargaba a círculos del equipo de Frei, incluidos algunos de sus voceros, que en privado manifestaban que estaban perdidos.

Entonces, Mahmoud Aleuy, el experto electoral del comando, sacó lápiz y papel y desplegó una estrategia de mapeo para identificar las zonas de regiones y del Gran Santiago donde Frei está gastando sus fichas para captar el voto “meoísta”.

Tres claves

Según los cálculos de expertos ligados a la Concertación, son 200 mil votos (equivalentes a un 3% de la votación) los que le faltarían a Frei para hacer saltar la banca. Y tres los métodos usados para tratar de ganarle el balotaje a Piñera:

1. Apretando operadores locales: En el universo de más 30 mil mesas medidas en base a la votación anterior se compararon los votos que fueron a parlamentarios de la Concertación con los obtenidos por ME-O. Si en las mesas de una comuna o sector, los parlamentarios oficialistas tuvieron una votación alta y Enríquez también, Aleuy y su equipo presumen que los dirigentes locales concertacionistas apoyaron al díscolo y les están “tirando las orejas”. Como “Pancho” Aleuy tiene años de circo electoral en campañas anteriores, conoce casi todas las comunas y operadores locales. Algo que le ha permitido “apretar las tuercas” y darlos vuelta.

eduardo-frei-por-nariz
2. Despliegue en terreno con caudillos de regiones: Según encuestadores, que piden reserva para no afectar su negocio, Frei necesita el 75% de la votación de ME-O para ganarle a Piñera y es en lugares como Iquique, donde Jorge “Choro” Soria ronca, Arica y otros puntos como Punta Arenas, donde el comando cree tener mayores opciones. Un personero de La Moneda, afirma que el trabajo en dichas zonas ha dado frutos y cuentan con apoyos superiores al 75%. “En cambio –dice- en el Gran Santiago y la Quinta Región (donde Enríquez-Ominami consiguió la mayor parte de su apoyo) tenemos más problemas, es más lento, no existen liderazgos locales tan decisivos”.

Según encuestadores, que piden reserva, Frei necesita el 75% de la votación de ME-O para ganarle a Piñera.

3. Zonas populares de la Región Metropolitana: Todos los entrevistados coinciden que en Santiago y la Quinta Región es donde se decide todo. Son centros urbanos donde los caciques locales no tienen gran peso y donde Enríquez-Ominami tuvo su mejor votación. En el Gran Santiago, “La Florida, Puente Alto, La Pintana, Pudahuel, son zonas populares donde se castigó a la Concertación votando ME-O”, dice un analista. De ahí que Frei anunciara el bono marzo para útiles escolares y uniformes y optara por cerrar su campaña esta tarde en la población San Gregorio, en La Granja, en lo que se espera, sea un acto multitudinario. “La orden es clara: hay que atacar los sectores populares urbanos donde le fue bien a Marco”, sintetiza un miembro del comando.

“Maracanazo”

Todas las encuestas reservadas que barajan en La Moneda, el comando de Frei y el equipo de Piñera promedian 52% para el abanderado de la Coalición por el Cambio y 48% para el senador DC. Con excepciones como la de Mori (Piñera 50,9%, Frei 49,1%) dada a conocer este miércoles.

En el mejor de los casos, se habla de un “Maracanazo”, recordando la final del Mundial de Fútbol de 1950 donde Uruguay le ganó a Brasil e hizo enmudecer al estadio.

“Hace una semana perdíamos”, reconocen en La Moneda. “Pero la tendencia es hacia arriba”, aseguran inyectados por nuevas fuerzas, debido al nuevo clima que según ellos existe estos últimos días. “Lo de Patricio Navia y sus condiciones a Piñera de excluir el pinochetismo fue un regalo póstumo de él a la Concertación. Podrán decir que el tema no le importa a mucha gente pero si son 20 mil votos, son 3 décimas. El gesto de Marco a Frei, por frío que haya sido, son 30 mil votos más, cinco décimas. Así vamos sumando. Si tuviéramos una semana más ganamos sin problemas”, sintetizan.

Pero la cosa no está tan fácil. En el mejor de los casos, se habla de un milagro, un partido de cinco sets a lo Nicolás Massú, de un “Maracanazo”, recordando la final del Mundial de Fútbol de 1950 donde la selección de Uruguay se enfrentó a Brasil en el estadio Maracaná e hizo enmudecer a los más de 150 mil fanáticos brasileños, cuando Alcides Edgardo Ghiggia anotó el gol de la victoria para los uruguayos a sólo 11 minutos del término del partido.

En el comando de Piñera dicen que este escenario es imposible. Como el apoyo de ME-O a Frei era imaginable, midieron todas las opciones -como lo han hecho durante todos estos meses. “El 40% del apoyo de Marco se va con Sebastián. El 60% restante y los votos de Arrate, no hacen que Frei pase la barrera de los 48 puntos”, dice uno de los expertos electorales del piñerismo, que recuerda que ellos se adelantaron a Frei en la caza del voto ME-O.

Indecisos decisivos

Independiente de las diferencias mínimas de porcentajes, con una diferencia tan estrecha de dos puntos o menos, se hace difícil que las encuestas tengan un nivel predictivo debido al margen de error, explica un socio de una de las empresas del rubro más reputadas de la plaza.

En ese contexto, en los sondeos reservados mencionados existe un 10% de indecisos y los nulos. Es decir, un grupo decisivo que no ha revelado su voto o decidió castigar a la clase política en primera vuelta. Si un cuarto de los indecisos opta por Frei, este podría ganarle a Piñera, literalmente, por media nariz. Pero eso seguirá siendo un misterio hasta el domingo. Mientras tanto, su comando corre contra el tiempo y Aleuy sigue “raspando la olla”.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes