Jueves, 8 de diciembre de 2016Actualizado a las 08:54

Elecciones internas en la UDI

El factor Longueira

por 23 abril 2010

El factor Longueira
De a poco, el gremialismo comienza a calentar motores para elegir a su próximo presidente. Y todas las miradas están puestas sobre el senador por Santiago Oriente, quien aún no se ha pronunciado. Para el kasismo el ex timonel es una figura clave en el partido y en el proceso electoral interno. Nadie olvida que el triunfo del actual presidente se debió a que los “coroneles” cerraron filas en torno a su candidatura.

La disputa por la presidencia de la UDI comienza a tomar cuerpo. Mientras todavía hay quienes pretenden evitar una batalla campal interna, volviendo a la antigua fórmula de la mesa de consenso, un importante sector del partido apuesta por la competencia. Y aunque oficialmente ninguno de los dos más probables candidatos ha confirmado estar en carrera, en la casona de calle Suecia se empiezan a alinear las fuerzas para enfrentar un proceso en el que, a juzgar por los últimos acontecimientos, el actual timonel Juan Antonio Coloma podría estar en ventaja respecto de su retador José Antonio Kast. Por esto,  cobra especial relevancia la posición que adopten importantes figuras históricas de la tienda, como Pablo Longueira.

Hace ya casi dos años Kast sorprendió a los “coroneles” osando levantar una lista para enfrentar a Coloma con el discurso del recambio generacional. Pero éstos cerraron filas y el diputado sucumbió ante el poderío de quienes históricamente han llevado las riendas de la UDI. Si bien ha pasado mucha agua bajo el puente, el kasismo está “evaluando” asumir nuevamente el riesgo. Y si en su discurso actual hay también un componente generacional, el otro elemento que cobra fuerza en el sector que apoya al diputado es el de “retomar los valores fundacionales” de la colectividad nacida al alero ideológico de Jaime Guzmán.

Así, el miércoles 21 recién pasado se publicó en Las Últimas Noticias la convocatoria “a elecciones para renovación de directiva en todo el país” a partir del 26 de abril, para concluir el 28 de julio con la elección de la directiva nacional. Este llamado no sorprendió a nadie, a diferencia del que se había efectuado en febrero y que quedó inválido por causa del terremoto, a raíz de lo cual la comisión política de la tienda optó por postergar el proceso.

Rayada la cancha, se dio la partida al proceso eleccionario y con ello se iniciaron también los consabidos preparativos para armar listas y definir los candidatos. En la tienda aseguran que Coloma irá a la reelección, mientras que en el entorno de Kast se dividen entre quienes dan por segura su postulación y los que prefieren ser más cautos. Estos últimos estiman que hay que “evaluar” hasta qué punto es conveniente que el diputado compita. Y es aquí donde entra en juego la figura de Longueira.

Neutralidad

Entre todos los elementos que están en consideración para definir la candidatura del diputado, uno de los más importantes es la postura que asumirá Pablo Longueira. Ello porque algunos kasistas estiman que si el senador da señales concretas de que se mantendrá neutral, Kast “tiene mayores posibilidades de ganarle a Coloma”. Lo que se debe a que en el kasismo tienen la convicción de que el respaldo de los coroneles a Coloma fue lo que inclinó la balanza hacia el actual timonel en julio del 2008.

  Entre todos los elementos que están en consideración para definir la candidatura del diputado, uno de los más importantes es la postura que asumirá Pablo Longueira. Ello porque algunos kasistas estiman que si el senador da señales concretas de que se mantendrá neutral, Kast “tiene mayores posibilidades de ganarle a Coloma”.

De hecho, una fuente cercana a Kast cree que el factor Longueira es primordial para el resultado electoral. De allí la importancia de la posición que asuma en las internas de este año. Por lo pronto, aunque el senador no se ha pronunciado públicamente respecto al tema, aún se recuerdan algunas declaraciones que efectuó el año pasado, en que se mostró abiertamente partidario del recambio generacional y que fueron recogidas por el kasismo como “gestos” de apoyo al diputado en una eventual contienda. Pero subsisten algunas voces que, al interior de la UDI, insisten en que el nombre de Longueira podría ser el que concitara el apoyo de todos los sectores. Esto, en momentos que el senador sigue en su mutismo y cercanos a él sostienen que no tiene intención alguna de volver a encabezar la tienda.

Mientras tanto y siendo su postura uno de los principales elementos a considerar, también es necesario, dicen en el entorno de Kast, tomarle el pulso al partido. Para ello, el legislador comenzará a reunirse con quienes deseen conocer su postura y está abierto a aceptar invitaciones a distintos eventos que organicen los militantes gremialistas a lo largo de todo el país. Ese es  el caso de un seminario que se realizará el próximo martes en Temuco y donde expondrá frente a un grupo de militantes.

Pero también hay otras actividades en las que se pretende conocer la posición de los propios parlamentarios. Ese es el sentido de una cena a la que Kast invitó la semana pasada a los nuevos integrantes de su bancada. Si bien quienes conocieron de esta invitación aclaran que se trata de un encuentro de “camaradería” que debió efectuarse el martes pasado, pero que se postergó debido a la cena que el Presidente Sebastián Piñera realizó ese mismo día en Cerro Castillo. En todo caso, al encuentro de Kast, además de los nuevos legisladores, fueron convocados algunos de los antiguos como Felipe Ward y Gonzalo Arenas, reconocidos kasistas, entre otros.

El Cameron chileno

A pesar de que entre quienes apoyan al diputado los más optimistas creen que debe competir a toda costa, la cautela se ha impuesto hasta ahora, porque para algunos es impensable que quien fuera visto el 2008 como el David Cameron chileno, se arriesgue a perder por segunda vez.

Si la competencia con Coloma fue un hito en el que era aceptable perder con un nada despreciable 36 por ciento de la votación, para marcar un punto político, ahora sería una derrota difícil de asumir, después de dos años de silencioso aunque constante trabajo de proselitismo interno.

Y eso se entiende, porque en la vereda del frente sostienen que Coloma “está mejor parado que la primera vez, para competir” y que Kast ha ido perdiendo apoyo. Los colomistas ponen sobre la mesa los resultados electorales que, aseguran, puede exhibir el senador. Pese a las críticas que algunos parlamentarios siguen haciendo directa o indirectamente a su conducción. Lo que sí está claro, es que de producirse un vuelco y, finalmente, se opta por una mesa de consenso, José Antonio Kast no la integrará, porque “iría en contra de lo que él siempre ha dicho”, sostienen en su entorno.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes