Miércoles, 7 de diciembre de 2016Actualizado a las 15:18

Tras su discurso del 21 de mayo

Piñera trabaja con las ideas de la derecha, pero no rechaza incorporar a la oposición

por 2 mayo 2010

Piñera trabaja con las ideas de la derecha, pero no rechaza incorporar a la oposición
El Mandatario explica el porqué no incluyó la agenda valórica en su cuenta pública, negando de paso que en su decisión haya influido la posición de la UDI. Sobre el tema de la regulación patrimonial de las parejas de hecho, que incluye a los homosexuales, el jefe de Estado deja en claro estar en contra de cualquier tipo de discriminación, pero sostiene que este punto se va a analizar al interior de la Coalición de gobierno antes de plantear cualquier decisión al respecto.

Desestimando las críticas que le hacen tanto desde la oposición como de la propia Alianza con la que gobierna, el Presidente Sebastián Piñera asegura que su administración está basada en las ideas de la derecha, pero tampoco rechaza trabajar con la oposición.

En una entrevista dada a La Tercera, el Mandatario deja claro que está gobernando con las ideas de la Alianza por Chile y reitera su compromiso con los valores de la libertad política, económica y social “y eso ha estado en el centro, tanto de este discurso como de nuestro programa de gobierno. No me asusta coincidir con sectores que no están en nuestra coalición, ya que sólo los que no tienen confianza en sus ideas le temen al diálogo y a la búsqueda de acuerdos”.

Sobre los desencuentros que ha tenido, especialmente con la UDI, Piñera desestima esto y señala estar agradecido de la unidad y generosidad que han mostrado los partidos de la Alianza, especialmente de sus presidentes Carlos Larraís (RN) y Juan Antonio Coloma (UDI).

Uno siempre aspira a una familia constituida por un padre y una madre unidos por el matrimonio y con hijos. Ese es el ideal, pero no el único modelo. Hay muchos tipos de familias y yo como Presidente las voy a respetar y cuidar a todas

Sin embargo, no niega que hay posiciones distintas respecto a algunos temas, pero aclara que “el gobierno no es un convento ni un regimiento. Lo importante es que nuestras diferencias las sepamos analizar y solucionar con buena voluntad”.

Asimismo, sostiene que su anhelo es que haya una centroderecha profundamente comprometida con la libertad política, económica y con la igualdad de oportunidades.

Respecto al surgimiento de un “piñerismo”, el propio Mandatario sostiene que es obvio que se genere un liderazgo en torno a la figura del Presidente, pero “no pretendo crear mi propio partido, sino que trabajar con las colectividades de oposición y la Alianza”.

Además, rechaza las críticas que se han hecho en torno a que  ha gobernado sin considerar a los partidos políticos.

“Eso no es así. Nosotros gobernamos con los miembros de la Coalición por el Cambio, pero no sólo con ellos. Este no es un gobierno de cuoteos ni de operadores políticos y es el Presidente quien toma las decisiones, pero eso no significa que no tengamos un diálogo muy abierto con los partidos, especialmente con sus presidentes”, explica.

La agenda valórica

Uno de los temas que no fueron abordados por Piñera durante su discurso del 21 de mayo fue la agenda valórica, especialmente lo que respecta la regulación patrimonial de las parejas de hecho, que incluye a los homosexuales.

Sobre este punto, Piñera afirma tajantemente que su gobierno está en contra de cualquier tipo de discriminación, incluyendo que sea por una condición sexual.

“Por eso es que en nuestro programa nos comprometimos a resolver los problemas que afectan a parejas tanto hétero como homosexuales. Ese es un tema que vamos a analizar al interior de la Alianza, antes de plantear cualquier tipo de acción al país”, menciona.

Sin embargo, no deja clara su posición respecto a que el no incluirla en su discurso fue por una posición adoptada por la UDI.

“Porque es un tema que todavía está siendo debatida en la Alianza. Frente a este punto hay varias alternativas: está el proyecto de los senadores Andrés Allamand y Andrés Chadwick que yo conozco y estudié (Acuerdo de Vida en Común) y existen otras propuestas que apuntan a soluciones diferentes. Por eso estamos impulsando un diálogo más profundo frente a esta materia para consensuar una postura conjunta en la Alianza (…) Yo estoy de acuerdo en no discriminar a nadie por su preferencia sexual, pero también creo que hay que buscar fórmulas que no signifiquen debilitar a la familia y el matrimonio”, precisa.

Respecto a su posición sobre que la familia compuesta por un hombre, una mujer e hijos es el único modelo válido, Piñera explica que existen muchos modelos, pero para él consiste en un grupo de personas que comparten un proyecto de vida, de apoyarse y permanecer juntos.

“Son relaciones de amor y lealtad. Por eso, también son familia una madre o abuela que viven solas con sus hijos o nietos”, aclara.

Y agrega que su definición original es una relación de amor y vida mutua “sin embargo, uno siempre aspira a una constituida por un padre y una madre unidos por el matrimonio y con hijos. Ese es el ideal, pero no el único modelo. Hay muchos tipos de familias y yo como Presidente las voy a respetar y cuidar a todas”.

Críticas al gabinete

El Mandatario también se refiere a las variadas opiniones en torno a quién de los ministros debe tener preeminencia sobre los demás, afirmando que el secretario del Interior “es el jefe de gabinete y tiene enormes responsabilidades como la conducción política y la lucha contra la delincuencia. Ahí es donde Rodrigo Hinzpeter ejerce su liderazgo. El ministro Felipe Larraín, por su parte, tiene responsabilidades muy relevantes como velar por las cuentas fiscales y por el buen manejo macroeconómico. Es decir, son dos ministros que están colaborando y no compitiendo”.

Sin embargo, reitera que ambos secretarios de Estados colaboran como parte de un equipo que está dirigido y liderado por el Presidente.

Otro punto que aborda es la eventual disputa entre el ministro de Hacienda y el de Economía por el liderazgo en el equipo económico, ante lo cual Piñera menciona que cada uno tiene su campo “el de Hacienda está dedicado al buen eso de los recursos públicos, el de Economía en cambio se preocupa de la productividad y de las pymes. Ambos forman un equipo que rema para el mismo lado”.

Libertad y Desarrollos y el factor Büchi

Piñera también hace referencia a las críticas que ha recibido de Libertad y Desarrollo a raíz del alza de impuestos a las grandes empresas, afirmando que este instituto tiene el derecho a expresar su opinión, aunque no lo comparte.

Y explica que “el paquete tributario es claramente pro crecimiento y pro inversión, pero busca generar recursos adicionales que permitan enfrentar una catástrofe”.

Asimismo, sostiene que Hernán Büchi tiene la libertad de expresar su punto de vista, por lo que desestima que sea el ex ministro del Gobierno Militar el que aparezca encabezando estos cuestionamientos.

La venta de Chilevisión y Lan


Ante la consulta de qué hará con los dineros de la venta de Chilevisión y Lan, el jefe de Estado precisa que tales recursos están siendo administrados por un equipo de profesionales.

“Estamos esperando la aprobación de la ley de fideicomiso ciego para cumplir fielmente con ella. Quiero que esos recursos se inviertan cumpliendo el espíritu y la letra de la ley del fideicomiso, la que espero se apruebe pronto”, argumenta.

Asimismo, asegura que en la vida uno siempre enfrenta conflictos de interés, pero lo importante es resolverlos bien y añade que “este tema ha sido utilizado con ignorancia y mala intención por algunas personas para atacarme políticamente. Sin embargo, la gente es sabia y se da cuenta de que no estoy en la presidencia para preocuparme de mi interés personal”.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes