Jueves, 8 de diciembre de 2016Actualizado a las 22:18

Mario Desbordes, subsecretario de la PDI

“El actual sistema carcelario es espantoso y el Sename ha sido destruido”.

por 25 julio 2010

“El actual sistema carcelario es espantoso y el Sename ha sido destruido”.
En un tenor de franqueza no habitual entre las autoridades que comandan instituciones públicas, el responsable de las relaciones entre el gobierno y la policía civil lanzó una fuerte crítica al trabajo de prevención y rehabilitación penal emprendido por los gobiernos de la Concertación, destacando la “espantosa situación” en que se encuentra el sistema carcelario y la “destrucción” que se ha hecho del Servicio Nacional de Menores. Además, reveló que en el pasado tanto las PDI como Carabineros se habían sentido inhibidas de actuar contra los actos de delincuencia por no haber contado con el decidido apoyo ni la confianza de sus autoridades, lo cual, dijo, “nos ha sido entregado ahora por el presidente Piñera”.

Haciendo una excepción al bajo perfil que ha mantenido desde que el 11 de marzo pasado, cuando asumió la subsecretaría de la Policía de Investigaciones, Mario Desbordes dio a conocer la nueva forma en que la institución está encarando los delitos y las modificaciones que ha tenido que emprender para cumplir con el mandato del Jefe de Estado, que durante su campaña presidencial prometió librar una dura y sostenida batalla contra la delincuencia

Durante su participación en el programa “Actualidad Central”, de Telecanal, Desbordes dijo que “indudablemente, esta policía ya no es la misma de los últimos 20 años, en términos de posicionamiento frente a la sociedad y en prestigio. Así lo demuestran las encuestas”, indicó, añadiendo que la institución hoy se siente con un mayor apoyo para desempeñar su labor, lo cual sus hombres no lo sintieron en el pasado. “Faltó apoyo a las policías porque no hubo un respaldo mas firme”.

Señaló que frente a la sensación que existió de la “mano blanda” del gobierno para reprimir la delincuencia en lugar de enfrentar los delitos con decisión, esa fue una situación que inhibió a las policías para actuar. “Una vez que el presidente Piñera asumió su cargo, empezamos de inmediato a trabajar en el que sería el nuevo modelo de la policía civil”, dijo.

“Tuve la oportunidad de acompañar al actual presidente durante toda la campaña por Chile. Estuve a cargo de su equipo de avanzada, así que conozco cada uno de sus mensajes y él siempre hizo un reconocimiento a lo que se había hecho, pero insistió en que había cosas que cambiar”.

“Uno de esos cambios era diseñar una estrategia del control del delito -bastante fuerte-, centralizándose en cuatro o cinco temas. El primero era la prevención. Los gobiernos anteriores hicieron una prevención importante, pero nosotros sentimos que al igual que en otros programas se invirtió mucho dinero pero no se lograron resultados”.

“Hay áreas en que estamos “al debe”. Una de ellas es el actual sistema carcelario, que está en forma espantosa porque salvo dos o tres cárceles concesionadas a medias, no se ha logrado paliar en nada el problema que tenemos. En 20 años no se hizo nada efectivo para avanzar en este tema”.

“El Sename, por su parte,  también está absolutamente destruido. Hay varias áreas problemáticas en las que no se avanzó y que son gravitantes a la hora de controlar el delito, y este servicio es una de ellas por su importancia en la rehabilitación. Yo trabajé  en el Sename y en Gendarmería,  y la verdad es que desde el año 2000, en que yo dejé de trabajar en esta última institución, hoy día el avance es cero”.

Apegada a derecho

El subsecretario de Investigaciones relató que la delincuencia ha ido evolucionando al paso de los tiempos y que la mayoría de los delincuentes hoy actúan drogados, lo que hace que sean más agresivos. “Casi todos son muy jóvenes y no tienen respeto por absolutamente nada. Por eso buscamos la fórmula de tratar este problema con mecanismos más actualizados”.

Consultado acerca de dónde va a estar el quiebre, el gran cambio en el manejo de cómo se enfrentará a la delincuencia, Mario Desbordes señaló que la nueva política ya está en el actuar, siguiendo al pie de la letra el estado de derecho y las órdenes recibidas del Presidente de la República. “Nosotros, como gobierno, y esto es válido para las dos policías, les hemos pedido a nuestra gente que en el marco del estado de derecho –sin pedir atribuciones especiales para ir botando puertas, como las películas norteamericanas, sacando a los delincuentes del pelo-, les estamos pidiendo que usen todas y cada una de esas facultades que les otorga la ley para que trabajen con toda la confianza del mundo”.

“Hasta hace poco tiempo atrás –y ellos mismos lo han manifestado- no sentían el respaldo para actuar frente a la delincuencia. Pero cuando el presidente Piñera va al área de Fuerzas Especiales en el Día del Combatiente  y les dice “señores, yo los voy a apoyar en la medida que cumplan la ley dentro del marco legal; cuenten conmigo y usen todas sus facultades para este propósito, la disposición cambia. Igual situación se produce cuando el Presidente va a Narcóticos y los apoya con las mismas palabras”.

Al concluir la entrevista, Mario Desbordes hizo un pedido a la ciudadanía y también una advertencia a los malhechores: “Nosotros queremos que la gente de bien, el ciudadano que trabaja y se esfuerza,  que es la enorme mayoría del país, le tenga aprecio y respeto a su policía, pero que el delincuente también no sólo le tenga respeto sino también temor. Yo sé que esta frase del Presidente Piñera no ha sido bien acogida por algunos, pero nosotros seguiremos adelante haciéndola realidad”.

“Queremos creer que todo el trabajo efectivo que ha realizado la policía en los últimos meses corresponde también al apoyo que hemos recibido del gobierno para mejorar nuestro labor”, concluyó.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes