Sábado, 10 de diciembre de 2016Actualizado a las 03:20

Teillier (PC) califica de "absurdas" acusaciones de vínculos con las FARC

por 11 agosto 2010

Teillier (PC) califica de
"Que el Partido Comunista de hace 40 años tuviera relación con las FARC no significa que nosotros compartamos, estemos de acuerdo o estemos financiando actividades de las FARC en Chile, eso es absurdo", aseguró el diputado.

El presidente del Partido Comunista, Guillermo Teillier, calificó este miércoles de "absurdas" las acusaciones que apuntan a un supuesto apoyo suyo y de otros dirigentes de su partido a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

"Que el Partido Comunista de hace 40 años tuviera relación con las FARC no significa que nosotros compartamos, estemos de acuerdo o estemos financiando actividades de las FARC en Chile, eso es absurdo", aseguró el diputado.

Según publica hoy el diario El Mercurio, un dossier que recibió la pasada semana el Ministerio Público chileno de parte de la Fiscalía General de Colombia contiene documentos sobre las redes de la guerrilla colombiana en Chile que apuntan a la participación y apoyo de siete integrantes del partido, entre ellos el propio Teillier y el diputado Lautaro Carmona, en actividades de las FARC.

La información se relaciona con un supuesto nexo entre la guerrilla colombiana y agrupaciones mapuches.

Según el capítulo del dossier titulado "Influencia de las FARC en Chile", entre los documentos hallados en el computador de alias "Raúl Reyes", segundo al mando de las FARC, muerto por militares colombianos el 1 de marzo de 2008 en Angostura (Ecuador), se han identificado documentos que evidencian el trabajo realizado por la comisión internacional de las FARC en Chile.

Teillier admitió que su partido ha hecho en más de una ocasión alguna declaración en relación a las FARC, pero aseguró que las acusaciones sobre los vínculos con la guerrilla colombiana "no tienen asidero por ningún lado" y que no son más que una "mentira" que intenta involucrar a la dirección de su partido.

"No se quién lo va a creer", matizó tras asegurar que las acusaciones le producen "risa".

El presidente del PC aprovechó la ocasión para reiterar la posición del partido sobre la situación en Colombia.

"Nosotros hemos apoyado las ultimas declaraciones en el sentido de que es necesario buscar una salida política negociada. Nosotros apoyamos el intercambio humanitario de prisioneros", señaló.

El dossier, que es fruto de un acuerdo de cooperación entre las fiscalías de ambos países, apunta además que las actividades de las FARC en Chile comenzaron el año 2001 de la mano de Jairo Lesmes Bulla, alias "Javier Calderón", capturado en 2008.

Según el documento, las actividades de las FARC fueron posteriormente asumidas por Manuel Olate Céspedes, alias "Roque", el chileno que apareció en las primeras fotos que se obtuvieron del computador de Reyes en las que se les ve días antes del bombardeo que terminó con la vida del líder de las FARC.

Asimismo, la pasada semana se supo que el informe contiene testimonios de ex guerrilleros y analistas de inteligencia que supuestamente prueban que algunos mapuches acusados por delitos terroristas recibieron instrucción paramilitar en campamentos de las FARC.

Esta documentación la recibió la pasada semana el fiscal jefe de Pudahuel, Emiliano Arias, quien está a cargo de la investigación sobre los posibles vínculos entre mapuches y la guerrilla colombiana.

En la Araucanía se desarrolla desde hace varios años un conflicto entre comunidades mapuches, que representan el 6 por ciento de la población total del país, y reclaman como propias tierras que consideran ancestrales, y en las que sus actuales propietarios han desarrollado empresas agrícolas o forestales.

Según publica El Mercurio, el dossier se refiere también a un supuesto ofrecimiento de ocho toneladas de armas a la guerrilla por parte del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR).

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes