Martes, 6 de diciembre de 2016Actualizado a las 14:28

Mineros rescatados: "Nosotros ponemos el trabajo, pero los empresarios deben poner la seguridad"

por 22 octubre 2010

Mineros rescatados:
Víctor Segovia, Ariel Ticona, Esteban Rojas y Pablo Rojas acudieron anoche a una entrevista de cuatro horas en Antena 3.

Cuatro de los 33 mineros atrapados durante 70 días en la mina San José pidieron a los empresarios del sector que aumenten las medidas de seguridad para evitar accidentes como el que ellos han vivido.

"Nosotros ponemos el trabajo, pero ellos tienen que poner la seguridad", exigió Víctor Segovia, que junto a Ariel Ticona, Esteban Rojas y Pablo Rojas, acudieron anoche a una entrevista de cuatro horas en Antena 3, donde destacaron también la importancia de la cohesión del grupo durante los 70 días que estuvieron atrapados.

"Éramos como una familia, y como en toda familia hay discusiones y peleas y también reconciliaciones, y eso es lo que nos pasó a nosotros, cualquier discusión la resolvíamos enseguida", explicó Ariel Ticona.

Asimismo, los cuatro han reconocido que "la fuerza" para no perder la esperanza de ser rescatados la encontraron en Dios y en sus familias.

Los mineros han rehusado comentar lo que ocurrió durante los primeros 17 días después del derrumbe ya que hay un juicio pendiente por el accidente en la mina San José.

Los cuatro han anunciado que volverán a trabajar en la mina. "Hay que trabajar porque nosotros somos mineros", ha dicho Segovia.

Pero han advertido: "nosotros ponemos el trabajo, pero ellos tienen que poner la seguridad", ha dicho refiriéndose a los empresarios mineros.

Víctor Segovia, que durante los 70 días estuvo escribiendo un diario en el que -asegura- "está todo lo que ocurrió" y que pronto será publicado, ha afirmado que para él escribir fue un desahogo que le ayudó a no pensar tanto en el dolor.

"Yo prefería no pensar en mi familia, porque me sentía peor, así que me dediqué a escribir", ha reconocido.

Ariel Ticona, por su parte, ha destacado que precisamente el ser consciente de la angustia que vivían sus familias durante los 17 días en los que todavía no habían sido localizados era la mayor preocupación de los mineros .

Tras ver algunas de las imágenes que se tomaron poco después del hundimiento de la mina, se ha mostrado "emocionado" por la angustia de las familias que esperaban noticias.

"Nosotros sabíamos que estábamos bien, vivos, psicológicamente y anímicamente estábamos bien, pero nuestra familia no lo sabía", se ha lamentado.

Ha asegurado que nunca pensó que no fuese a salir con vida de la mina San José. "Siempre tuve fe, nunca pensé que nos íbamos a quedar allí", ha explicado.

En este sentido, ha destacado que ninguno de los mineros "se echó a morir", porque "había que luchar".

Pablo Rojas, que está decidido a volver a trabajar en la mina, ha reconocido que ellos nunca pensaron que iban a estar tanto tiempo atrapados. "Pensábamos que íbamos a estar sólo una semana".

Pablo se ha dirigido a su hijo para pedirle que estudie y no tenga que trabajar en la mina.

"No quiero que sea minero porque para eso estoy trabajando yo, para que él no tenga que ser minero", ha subrayado.

Esteban Rojas ha pedido a los dueños de las minas que se preocupen más por la seguridad. "Cuando uno es minero el miedo siempre está ahí, pero no volvería a trabajar en la mina San José, porque en esa mina no hay seguridad".

El día del accidente Esteban no debía ir a trabajar, pero finalmente acudió a la mina.

"Al llegar a la mina entramos y sucedió la tragedia", ha recordado.

Rojas, que tiene problemas de tensión, ha reconocido que pensó "que todo se podía complicar, pero la fuerza de pensar en mi familia fue suficiente para no darme por vencido".

Ha destacado que el calor y la humedad en el interior de la mina era "terrible" y que, a pesar de la falta de luz no perdieron la noción del tiempo: "teníamos reloj, aunque abajo todo era oscuro, no había día ni noche".

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes