Beyer justifica publicidad en libros escolares: “No somos un organismo censor, creemos en la libertad editorial” - El Mostrador

Martes, 12 de diciembre de 2017 Actualizado a las 16:57

Descartó que el Mineduc adopte medidas frente a esta nueva polémica

Beyer justifica publicidad en libros escolares: "No somos un organismo censor, creemos en la libertad editorial"

por 16 febrero, 2012

Beyer justifica publicidad en libros escolares:
Aunque fue su antecesor Joaquín Lavín quien el año pasado anunció que la publicación de avisos en los textos se había prohibido, el ministro aclaró que ello sólo rige para aquellos distribuidos por el Mineduc a establecimientos municipales y subvencionados. Sus declaraciones sobre la información que dio a conocer El Mostrador no convencieron al presidente de la Fundación Educación 2020, Mario Waissbluth, quien se quejó de que "todo el esquema educativo en Chile es de libertinaje de mercado”.

“Nosotros creemos que, como Ministerio de Educación, no nos corresponde esta regulación. No somos un organismo censor, creemos en la libertad editorial”. Así respondió el ministro de Educación, Harald Beyer, al ser consultado sobre la venta de textos escolares Santillana que contienen avisos de publicidad de marcas como Adidas, Popeye, Ades y Watts, entre otras.

La información dada a conocer este jueves por El Mostrador gatilló numerosas críticas en las redes sociales, sobre todo, porque la inclusión de publicidad como parte de la materia escolar había sido prohibida por el ex ministro de Educación Joaquín Lavín en abril del año pasado. Sin embargo, este año se encontraron algunos de los mismos ejemplares en el mercado.

Beyer justificó la existencia de estos avisos afirmando que “las bases curriculares establecen precisamente —y esas no las construimos nosotros, vienen de antes— el uso de publicidad y reflexión crítica respecto a la publicidad y básicamente sobre la persuasión que hace la publicidad”.

En el caso de las editoriales, Beyer explicó que: “dadas las bases curriculares, hay algunos textos que han interpretado libremente, editorialmente. Es válido usar eso y nosotros no podemos censurarlo”, descartando así que se tomen medidas frente a esta situación. Y dijo que lo mismo ocurre con el uso de la palabra dictadura. "Como dije en su oportunidad, las bases curriculares no mandatan específicamente qué es lo que tiene que usar cada libro, hay libertad de edición. Queda a criterio de la editorial".

El secretario de Estado explicó que la promesa la había hecho el Ministerio de Educación en relación a los libros que el organismo entrega a los colegios municipales y particulares subvencionados del país, y no incluye los textos que exigen los colegios privados en sus listas de útiles escolares. “El compromiso nuestro es que los libros que nosotros adquirimos no tienen publicidad. Ustedes pueden revisar los libros que nosotros hemos adquirido y que les hemos ofrecido a los colegios la oportunidad de elegir, no tienen publicidad”, afirmó.

En relación a los colegios particulares y/o subvencionados que piden otros libros distintos a los que otorga el Mineduc, el ministro pidió a los establecimientos que no hagan esa exigencia y defendió la calidad de los textos enviados por la cartera.

“Nosotros esperamos que los colegios no hagan estas exigencias. Los textos que hemos enviado son de calidad, son adecuados. Le pedimos a los colegios que sean conscientes, que sean prudentes. No creemos que sea necesario exigir otros textos que los que nosotros estamos enviando a los establecimientos educacionales”, señaló.

Mario Waissbluth: hay una “desregulación total”

Uno de los más indignados con el hecho que los libros escolares sigan incluyendo publicidad fue el presidente de la fundación Educación 2020, Mario Waissbluth, quien emitió duros juicios contra las políticas educacionales en el país.

“Mañana yo podría poner un colegio particular subvencionado o particular pagado y no tendría ningún problema. Todo el esquema educativo en Chile es de libertinaje de mercado en el más amplio sentido de la palabra”, manifestó a través de Twitter.

Y agregó que: “otra cosa es imponerle este tipo de cosas a niños chicos. Una publicidad de Adidas no es adecuada para niños de básica. Pero el marco de política pública de Chile ha sido de desregulación total”, añadió.

Asimismo, Waissbluth aseguró que ha recibido denuncias de apoderados respecto a que en algunos colegios particulares subvencionados se les exige a los padres comprar libros complementarios a los que entrega el Ministerio de Educación. En este sentido, dijo: “el Mineduc tiene un rol de supervisar estos colegios y no debería permitir que exijan libros con este contenido. Me parece que son nocivos para los niños y un abuso de la confianza del público”.

Noticias Relacionadas

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes

Plan Individual

Anual:
$90.000
Semestral:
$40.000
Trimestral:
$20.000
Mensual:
$10.000

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)