lunes, 24 de septiembre de 2018 Actualizado a las 00:06

"Coca" de Castro, la mujer clave en las campañas de Zalaquett y Longueira que declaró ante el fisca Gajardo por el Pentagate

por 17 noviembre, 2014

Pedagoga básica de profesión, fanática del montañismo, tiene en el cuerpo tres de las siete cumbres más altas del mundo y no pudo sumar este año el Everest por los dramáticos estragos causados por una avalancha. Histórica jefa de campaña de Pablo Zalaquett y su jefa de gabinete en las alcaldías de La Florida y Santiago, fue también coordinadora de la campaña senatorial de Pablo Longueira por Santiago Oriente y encargada de gestionar las tres fundaciones creadas por el ex candidato presidencial de la UDI.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Una mujer alta, de pelo negro y físico atlético llegó a la Fiscalía Oriente –en Los Militares con Alonso de Córdova– el pasado lunes 10 de noviembre , a declarar ante el Fiscal de Alta Complejidad, Carlos Gajardo, que investiga el fraude al FUT y la llamada arista política del “caso Penta”.

Fue interrogada durante tres horas en su calidad de ex jefa de la campaña de Pablo Zalaquett (UDI) a senador por Santiago Poniente e imputada por haber sido facilitadora de boletas ideológicamente falsas presentadas por la consultora Reactor SpA y declaradas como gasto por Penta antes del período electoral. Su nombre apareció en correos electrónicos incautados por Gajardo y también en información proporcionada por el Servicio de Impuestos Internos (SII).

En el mundo de la política su rostro no es fácilmente identificable. De hecho, su nombre y apellido suelen ser mal escritos: se llama Carmen Gloria de Castro y aparece como Carmen Castro o Carmen Luz de Castro. No milita en la UDI, no figura en actividades públicas junto a quienes ha trabajado, porque su estilo de trabajo se caracteriza por estar detrás.

Conocida por el apodo de "Coca", ha sido clave en la vida política de Zalaquett. Fue jefa de todas sus campañas: las dos a la alcaldía de La Florida, de Santiago en 2008, la repostulación que perdió en 2012 frente a la PPD Carolina Tohá, y la senatorial por Santiago Poniente en 2013, en la que fue derrotado por el PPD Guido Girardi.

Ella armó los equipos de trabajo, levantó el financiamiento, organizó las actividades para los distintos grupos etarios, se encargó de los recorridos del candidato, pero no se la vio en público.

Después de ser elegido senador, Longueira le pidió ayuda a De Castro para gestionar tres nuevas fundaciones que tenían por fin ser un soporte para una eventual campaña presidencial. Eran Chile Cultura, que apoyaba a jóvenes músicos a grabar discos; Fundación Web, la única que todavía existe y que crea y mantiene páginas web para microempresarios; y Chile Justo, dedicaba a promover políticas públicas.

Cuando salió elegido alcalde de Santiago en 2008, Zalaquett declaró a La Segunda “he construido mi vida política sobre tres grandes pilares y las tres son mujeres”, refiriéndose a su hermana Mónica, a "Coca" de Castro y a Cristina Bitar, con quien fundó la agencia de comunicaciones HK Captiva antes de lanzarse a la política.

De Castro ha sido, además, su jefa de gabinete en todos los períodos como alcalde. Son amigos desde la época del colegio; él estudiaba en el Grange, ella en las Monjas Inglesas y juntos iban todos los sábados a un hogar de niños de escasos recursos en Quilín.

En la Municipalidad de Santiago algunos la consideraban la alcaldesa en las sombras por el poder que ostentaba.

Según un artículo del diario La Nación, en 2008 María Francisca Sepúlveda, una de las encargadas del área social de la Municipalidad de La Florida, aseguró que fue despedida por Zalaquett después de recibir una advertencia de "Coca" de Castro: “O te dejas de vestir como una prostituta o te vas del municipio", ante lo cual presentó una demanda por despido injustificado.

Es descrita como una mujer ejecutiva, de mucho carácter, organizada, que trabaja mejor en equipos pequeños y muy atractiva físicamente.

La segunda de la campaña senatorial de Longueira

Cuando Longueira se presentó a senador por Santiago Oriente buscó apoyo en los alcaldes de las comunas más grandes de la circunscripción. Zalaquett estaba en La Florida –una de las más populosas junto con Puente Alto–, reducto del RN Manuel José Ossandón.

“Longueira conocía a la ‘Coca’ de Castro, pero Zalaquett se la puso en valor, le dijo es mi mano derecha, lo más seca que hay. Y ella se fue a trabajar con Pablo (Longueira)”, revela un diputado UDI cercano a Longueira.

De Castro fue la coordinadora de la campaña, oficiaba de segunda después de Gabriel Ruiz-Tagle, quien hizo de cabeza. Organizó a los equipos, contrató a gente, y se encargó de poner de acuerdo a los distritos, mientras Ruiz-Tagle estuvo en los grandes temas, entre ellos, el financiamiento.

Después de ser elegido senador, Longueira le pidió ayuda a De Castro para gestionar tres nuevas fundaciones que tenían por fin ser un soporte para una eventual campaña presidencial. Eran Chile Cultura, que apoyaba a jóvenes músicos a grabar discos; Fundación Web, la única que todavía existe y que crea y mantiene páginas web para microempresarios; y Chile Justo, dedicaba a promover políticas públicas.

Ella las armó y levantó el financiamiento. Las tres operaban en Costanera con Los Leones, la sede de campaña de Longueira y donde se ubicó también el comando de la postulación a senador de Zalaquett. De hecho, el día en que su rostro apareció en la prensa debido a su declaración en la Fiscalía, a algunos en la derecha les extrañó que no explotara el estrecho vínculo entre Longueira y De Castro.

En la breve campaña presidencial de Longueira, De Castro apareció en la prensa encabezando un comando femenino que, según un ex colaborador, no alcanzó a tomar forma. “La Coca estuvo activa, pero no sé qué rol jugó. Siempre ha estado a cargo de las platas y de la administración de las campañas”, afirma un diputado UDI. Otra colaboradora sostiene que no cumplió un papel, que los más activos en la campaña fueron Francisco de la Maza y Joaquín Lavín, jefes de campaña –primero uno y después el otro– y Cristián Leay.

De Castro, 47, separada, madre de dos hijas de 24 y 25 años, abuela de un nieto, pedagoga básica que estudió en el Educares y nunca ejerció, ha hecho noticia por su afición al montañismo. Tiene en el cuerpo tres de las siete cumbres más altas del mundo –Aconcagua, Kilimanjaro y Pirámide de Carstensz– y este año iba a sumar una cuarta. Junto al gerente general de Lan, Ignacio Cueto; al gerente general de alfombras Wiener, Hernán Abumohor; al ex gerente de programación macroeconómica del Banco Central, Patricio Rojas, y a Paola Luksic, se prepararon para subir el Everest, pero en el campamento base se produjo una avalancha que dejó a 16 personas muertas y el gobierno nepalés prohibió los ascensos.

Es muy amiga de Cueto y Luksic, con quienes practica montañismo habitualmente. Con ellos ascendió en 2008 la Pirámide de Carstensz, la montaña más alta de Oceanía.

En el pasado corrió maratones, entre ellos, el de Nueva York. De Castro es hijastra del ex ministro de Hacienda Sergio de Castro, de quien adoptó su apellido en la adolescencia.

El Mostrador intentó comunicarse con "Coca" de Castro, pero no fue posible.

 

 

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV