Los Chadwick-Piñera: el germen Dávalos del próximo Gobierno - El Mostrador

Sábado, 20 de enero de 2018 Actualizado a las 01:39

La rama más conectada en la extensa familia del Presidente electo

Los Chadwick-Piñera: el germen Dávalos del próximo Gobierno

por 9 enero, 2018

Los Chadwick-Piñera: el germen Dávalos del próximo Gobierno
La capacidad de llegar sin que lo llamen a “ofrecer” soluciones cuando una actividad económica se encuentra en crisis, es una de las características que con más insistencia se le reconoce a Herman Chadwick Larraín, el sobrino del Mandatario electo para el que hoy el CDE solicita un pena de 11 años, por el delito de soborno en el marco del Caso Caval. Junto a su rol en este caso, está el del cierre de la Universidad del Mar, en cuyo marco uno de sus socios denunció presiones secretas para que el establecimiento fuera cedido a terceros. Las presiones secretas para influir en los destinos de una empresa son, en efecto, el peligro inminente con Chadwick Jr., a quien le aparecen otros flancos de posibles conflictos de interés con su padre, primo cercano de Sebastián Piñera y director en empresas reguladas por el Estado, como Enel, Aguas Andinas y algunas carreteras concesionadas. A ellos se suma su sobrina, ex jefa de programación en la anterior administración y que ahora es socia en una agencia de comunicación estratégica y lobby.

No es lo mismo la familia presidencial de Michelle Bachelet que la del Mandatario electo Sebastián Piñera. Bachelet tiene un núcleo más disperso, del que solo se conocieron los negocios fallidos de Sebastián Dávalos; sus dos hijas, Francisca y Sofía, mantuvieron una posición distante de los medios y permanecieron alejadas de las vicisitudes de la política y el poder. Lo mismo con sus ex parejas o su prima Vivianne Bachelet, que ha tenido una discreta militancia política.

Aunque el escándalo inmobiliario de Caval, la consultora en que era socio Sebastián Dávalos, fue suficiente para golpear al Gobierno de forma irreversible, para el Presidente electo Sebastián Piñera puede ser mucho más probable encontrarse con algún pariente que pueda causarle un problema. Simplemente porque son muchos más y, la mayoría, influyentes en distintos ámbitos de la opinión pública, la política y los negocios.

Unidos por Caval

El peligro inminente, por ahora, se llama Herman Chadwick Larraín. Los apellidos, a primera vista, no los vinculan. Pero es sobrino del Presidente a través de la rama Chadwick-Piñera. El abogado se hizo conocido como síndico de quiebras a comienzos de los 2000. Había participado en cuatro directorios antes de cumplir 35 y como interventor de los bienes en causas muy conocidas, pero cayó en desgracia hace dos años, cuando estalló el caso Caval, donde podría enfrentar un juicio oral.

El Ministerio Público pide una pena de 818 días por uso de ventajas indebidas y otros ilícitos tributarios. Por su parte, el Consejo de Defensa del Estado (CDE) incluyó en su acusación el delito de soborno y pide que sea condenado a 11 años de cárcel. En este caso, Chadwick fue condenado por la justicia civil a devolver 127 millones a la familia Weisner, que vendió a través de él los terrenos en Machalí a Caval, vinculada a Natalia Compagnon y su marido, Sebastián Dávalos, que fue sobreseído en una de las aristas del caso la semana pasada.

En agosto de 2017, un acreedor en la quiebra del Instituto Chileno Norteamericano, también gestionada por Chadwick, se querelló en su contra por infringir la ley que regula estos procedimientos y una supuesta “apropiación indebida”. El abogado todavía permanece en el registro de síndicos, pero su prestigio está cada vez más agrietado.

Chadwick y la Universidad del Mar

Esta semana, Sergio Vera Muñoz, uno de los socios de la que fuera la Universidad del Mar, reveló que Chadwick en 2012 se presentó ante los controladores del plantel, que estaba en crisis terminal, para ofrecerles sus “buenos oficios” ante el Gobierno, de su tío Sebastián, y encontrar una solución para evitar el cierre.

La solución era que los socios dejaran “en sus manos” la universidad, para traspasarla a terceros. A cambio, Chadwick ofrecía intervenir para evitar el cierre. Sus gestiones incluían conversar con Raúl Figueroa, entonces jefe del Departamento Jurídico del Mineduc , y uno de los ministeriables en esta cartera para el próximo Gobierno.

Según Vera, Chadwick “dejó claro quién era su familia” y durante las reuniones en que negociaron la propuesta, que no fue aceptada, aseguró que podía hacer gestiones “con el Presidente de la República, Sebastián Piñera”, afirmó a El Mostrador.

Chadwick Piñera, primo cercano del Presidente electo, tuvo un puesto en el Gobierno anterior, como presidente del Consejo Nacional de Televisión (CNTV) y es conocido como uno de los hombres más conectados de Chile. Participa en algunos directorios en sectores estratégicos. Es el presidente en Chile de la eléctrica Enel. También ocupa un lugar en el directorio de Aguas Andinas e Intervial, que reúne a cinco carreteras concesionadas. Chadwick, de 72 años y conocido como el “teléfono de oro” por su nivel de contactos, no ha sido inmune a la tensión por los problemas de su hijo y en octubre debió ser operado a causa de un derrame cerebral.

Cuando ocurrieron estos hechos, el padre del síndico, Herman Chadwick Piñera, era presidente del directorio de la Universidad de las Américas, competidor de la Universidad del Mar.

El hombre del teléfono de oro

Chadwick Piñera, primo cercano del Presidente electo, tuvo un puesto en el Gobierno anterior, como presidente del Consejo Nacional de Televisión (CNTV) y es conocido como uno de los hombres más conectados de Chile. Participa en algunos directorios en sectores estratégicos. Es el presidente en Chile de la eléctrica Enel. También ocupa un lugar en el directorio de Aguas Andinas e Intervial, que reúne a cinco carreteras concesionadas. Chadwick, de 72 años y conocido como el “teléfono de oro” por su nivel de contactos, no ha sido inmune a la tensión por los problemas de su hijo y en octubre debió ser operado a causa de un derrame cerebral.

Agencia boutique

La situación de María Irene Chadwick es muy diferente a la de su hermano. Fue jefa de Programación en La Moneda durante el primer mandato de Piñera. Aprovechó ese capital para instalarse con una agencia de comunicaciones “boutique” (pocos clientes con dedicación exclusiva): Via Central. Es socia con otros dos asesores del primer Gobierno piñerista, el periodista Gonzalo Gómez, y Carla Munizaga, histórica asesora de prensa de Piñera. El año pasado se juntaron tres personas ligadas al caso Caval como sus clientes: Ciro Colombara, abogado de Chadwick Larraín; el propio síndico y sus relaciones con la prensa; además del empresario Gonzalo Vial Concha, que demandó a Caval por estafa. También asesoraron a Felipe Alessandri en su campaña que lo convirtió en alcalde de Santiago.

Probablemente, desde el 11 de marzo ,Vía Central sea la agencia de comunicaciones mejor conectada con La Moneda, pero también un posible flanco para activar conflictos de interés, por el parentesco y la relación antigua y directa de una de las socias  con su tío, Sebastián Piñera.

Quien nunca se ha ido de la primera línea entre los asesores de Jefe de Estado electo es Andrés Chadwick Piñera, ex ministro del Interior y, asimismo, ex titular de la Secretaría General de Gobierno, que es considerado el hombre fuerte del comando y podría repetirse el plato en un puesto de relevancia, teniendo en cuenta su reconocida muñeca política.

Funcionaria transversal

La hija de Andrés Chadwick, Camila Chadwick Costa, tal vez sea el ejemplo que tuvo en la cabeza el Mandatario electo cuando dijo que, en su Gobierno, los buenos funcionarios públicos iban a mantener sus puestos. Camila Chadwick trabajó en 2011 como periodista en el Ministerio de Defensa, pero desde 2015 es la encargada nacional de comunicaciones del Servicio Nacional de Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (Senda), vínculo a honorarios que finalizó el 31 de diciembre del año pasado.

Durante la campaña presidencial, el senador Alejandro Guillier recordó el “nepotismo” en la anterior administración de Piñera, mencionando los puestos ocupados por la familia Chadwick Piñera. Pero también el hecho de que la hija del Presidente haya sido su jefa de gabinete.

Magdalena Piñera, profesora de Historia, fue jefa de gabinete de su padre y tuvo oficina en La Moneda. Conocida en los pasillos durante esa época como la “Lucía chica”, por su carácter autoritario al estilo de Lucía Hiriart, dejó el Gobierno a las pocas semanas de asumido, luego de diferencias con la jefa de asesores, María Luisa Brahm.

Pero la influencia sobre su padre continúa y eso se notó durante la campaña, cuando colaboró activamente. En una entrevista reciente dijo que no volvería al Gobierno. Por ahora, se mantiene en la agencia de contenidos digitales AMNA, donde comparte sociedad con Pablo Matamoros y Samuel Necochea, ambos veteranos del primer mandato de Piñera.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes

Plan Individual

Anual:
$90.000
Semestral:
$40.000
Trimestral:
$20.000
Mensual:
$10.000

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)