Jueves, 8 de diciembre de 2016Actualizado a las 22:18

Chile presenta propuesta para tener el telescopio más grande del mundo

por 9 febrero 2010

Chile presenta propuesta para tener el telescopio más grande del mundo
La propuesta chilena incluye la donación del terreno del cerro Armazones, en Antofagasta, al norte del país, y la creación de un área protegida que abarcaría no sólo la zona en que se construiría el nuevo telescopio sino también el observatorio Paranal.

Chile presentó su propuesta para adjudicarse el telescopio European Extremely Large Telescope (E-ELT), el más grande del mundo, al que también optan las Islas Canarias, en España.

El Ministerio de Relaciones Exteriores prevé entregar esta propuesta, presentada ayer en Santiago, antes del 15 de febrero al Observatorio Europeo Austral (ESO, por sus siglas en inglés), que debe dar una respuesta a principios de marzo.

La propuesta chilena incluye la donación del terreno del cerro Armazones, en Antofagasta, al norte del país, y la creación de un área protegida que abarcaría no sólo la zona en que se construiría el nuevo telescopio sino también el observatorio Paranal.

Con ello, el Gobierno pretende garantizar que no se llevarán a cabo en la zona proyectos mineros que puedan reducir la cantidad de noches despejadas en el norte del país, que son 350 frente a las 280 que ofrecen las Islas Canarias.

Además, con la instalación del E-ELT, Chile  se consolidaría como uno de los principales polos astronómicos del mundo, por albergar ya tres centros del Observatorio Europeo Austral (ESO, por sus siglas en inglés).

Se trata del observatorio La Silla, en la región norteña de Coquimbo; Paranal, a unos 40 kilómetros del cerro Armazones, donde se instaló el Very Large Telescope (VLT), y Chajnantor, a 50 kilómetros de San Pedro de Atacama.

En Chajnantor, ESO construye junto a sus socios internacionales el observatorio ALMA (Atacama Millimeter/submillimeter Array, en inglés), el mayor proyecto astronómico mundial para estudiar los cuerpos más fríos y lejanos del universo.

Otro de los atractivos de la oferta chilena consiste en mejorar la infraestructura en la zona, dado que al área de los cerros Paranal y Armazones no llega energía suministrada ni por el Sistema Interconectado Central ni por el del Norte.

Actualmente, el personal del observatorio Paranal emplea gas para generar la electricidad que abastece al centro, pero el Gobierno se compromete a lograr que alguno de los dos sistemas abastezca al E-ELT, de forma que sus gastos de mantenimiento se reducirían considerablemente.

La propuesta chilena prevé además la posibilidad de reducir el porcentaje del 10% de horas de observación que los científicos chilenos tienen reservadas en los centros extranjeros situados en su territorio.

ESO es la principal organización astronómica intergubernamental en Europa y el observatorio astronómico más productivo del mundo apoyado por catorce países europeos, entre ellos España, que compite con Chile por adjudicarse el E-ELT.

Se prevé que la construcción de este telescopio, de 42 metros de diámetro, comience a finales de 2011 y finalice en 2018 y su presupuesto rondará los 950 millones de dólares.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes