domingo, 16 de enero de 2022 Actualizado a las 19:07

Operadores apuestan a que más rebajas de tasas en Brasil significan una contramarcha más importante

por 14 junio, 2012

Operadores apuestan a que más rebajas de tasas en Brasil significan una contramarcha más importante
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

La presunción de que los funcionarios brasileños redoblarán sus esfuerzos para reactivar el crecimiento económico está llevando a los operadores a multiplicar sus pronósticos de aumentos de tasas el año que viene.

Si bien los futuros indican que los operadores ahora prevén que el banco central bajará la tasa de interés de referencia a 7,75 por ciento este año, los contratos también revelan que los funcionarios las subirán 164 puntos básicos a fines de 2013 para contener la inflación. El día anterior a que el presidente del banco central, Alexandre Tombini, recortara la tasa a un mínimo récord de 8,5 por ciento, los operadores previeron 50 puntos básicos más de reducciones este año y un aumento de 142 en 2013. Contratos similares muestran que México mantendrá las tasas sin cambios hasta por lo menos junio de 2014, según los datos que reunió Bloomberg.

Los inversores apuestan a una vuelta atrás más importante en las tasas en medio de señales de que la presidenta Dilma Rousseff está dispuesta a aceptar una inflación más alta para fomentar el crecimiento en la mayor economía de América Latina al agravarse la crisis financiera de Europa. Brasil redujo las tasas 4 puntos porcentuales desde agosto, más que ningún otro país del Grupo de los 20. Aunque la inflación se desaceleró a 4,99 por ciento en mayo, el nivel más bajo en veinte meses, los precios de los bonos muestran que los inversores prevén que la tasa superará la meta de Brasil en los próximos cinco años.

“La inflación ahora está baja debido al efecto de la débil actividad económica desde el tercer trimestre”, explicó Diego Donadio, estratega latinoamericano de BNP Paribas, en una entrevista telefónica desde Sao Paulo. “No imagino que todo este estímulo que se está inyectando en la economía no se traduzca en más actividad. Se está poniendo leña en el fuego de la demanda interna y en seis meses veremos una actividad más vigorosa que acelerará la inflación”.

‘Buenas noticias’

El diferencial de rendimiento entre los bonos indexados por inflación con vencimiento en agosto de 2014 y los futuros sobre tasas de interés de similar vencimiento, parámetro de las expectativas de los inversores respecto del aumento anual de los precios al consumidor, ayer cayó a 4.64 puntos porcentuales, el nivel más bajo desde mayo de 2009, según los datos que reunió Bloomberg.

El pagaré local de referencia de Brasil con vencimiento en 2021 rinde 10,35 por ciento, o 457 puntos básicos más que los títulos mexicanos de similar vencimiento y 870 puntos básicos más que el pagaré de referencia estadounidense a diez años.

La inflación anual promediará 5,46 por ciento hasta 2017, muestra la negociación de los futuros con vencimiento a más largo plazo y la deuda indexada por inflación. Brasil fijó una meta de inflación del 4,5 por ciento, más o menos 2 puntos porcentuales.

Ayer, Tombini anunció a los senadores en Brasilia que hay “buenas noticias” en el plano de la inflación y que el crecimiento se acelerará en la segunda mitad del año.

Donadio de BNP Paribas predice una tasa de menos del 7 por ciento el año que viene.

“El mercado está apostando a que tendremos tanto estímulo en la economía que será necesario un ajuste de la política monetaria”, expresó.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV