domingo, 24 de enero de 2021 Actualizado a las 17:14

Destacado

Los hombres y el aborto: ¿ellos tienen derecho a decidir?

por 1 marzo, 2017

Los hombres y el aborto: ¿ellos tienen derecho a decidir?
La justicia uruguaya ordenó suspender el aborto de una mujer tras un recurso del padre, quien aseguró que él se haría cargo del hijo que esperan. El debate crece sobre el derecho de ellos a decidir si quieren o no ser padres.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Quedó embarazada luego de una relación de seis meses, pero la relación se acabó. Por eso, una mujer uruguaya -cuya identidad se mantiene en reserva- siguió los pasos de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo de su país, que permite a las mujeres abortar legalmente durante las primeras 12 semanas de gestación.

Sin embargo, pese a tener 10 semanas, no ha podido realizarse el procedimiento. Un fallo inédito de la justicia se lo prohibió. El padre de la criatura presentó un recurso de amparo al enterarse de lo que iba a hacer su ex pareja y por eso, activó "los mecanismos legales tendientes a la protección de la vida del hijo en común", según en el texto judicial.

El hombre afirmó haber “intentado de todas las formas posibles hacer reflexionar a la demandada para que depusiera su actitud, lo cual resultó infructuoso”. También señaló que, si bien ya no estaba en pareja, estaba dispuesto a hacerse cargo de su hijo solo y que tiene los medios económicos para hacerlo.

Por eso, su abogado presentó un recurso de inconstitucionalidad contra la ley de aborto. Y la jueza Pura Concepción Book Silva accedió al pedido y ordenó que se frenara el procedimiento.

¿El hombre tenía derecho a decidir sobre el aborto? No. La magistrada consideró que no se había cumplido con el artículo 3 de la ley, que exige que en la historia clínica de la paciente se registren “las circunstancias derivadas de las condiciones en las que ha sobrevenido la concepción, situaciones de penuria económica, sociales o familiares o etarias que a su criterio le impidan continuar con el embarazo en curso”.

Pero eso no es todo. El dictamen de la jueza muestra un claro cuestionamiento a la constitucionalidad de la ley de aborto. “Toda persona tiene derecho a que se respete su vida. Este derecho estará protegido por la ley y, en general, a partir del momento de la concepción. Nadie puede ser privado de la vida arbitrariamente”, agregó en un pasaje.

También sostuvo que avanzar con la interrupción del embarazo “significa un daño violatorio de los derechos de la personalidad, consagrados en los artículos 72 y 332 de la Constitución Nacional, dado que se lesiona el derecho a la vida del concebido”.

“Los grupos pro vida han estado buscando una manera de plantear la inconstitucionalidad de la ley, pero les faltaba un caso y éste les vino como anillo al dedo”, dijo a BBC Mundo la directora de la ONG Mujer y Salud Uruguay (MySU),, Lilián Abracinskas. Además, acusó a la jueza de buscar “ abrir de nuevo el debate sobre la ley , algo que no es su potestad”.

Abracinskas teme que el fallo pueda sentar un precedente para otros hombres que quieran frenar los abortos de sus parejas o exparejas.“La jueza plantea que la vida comienza a partir del momento de la concepción, un debate que ya fue saldado con la aprobación de esta ley, que fue democráticamente acordada”, señaló.

Del otro lado, están quienes creen que el fallo permite por primera vez poner al futuro padre como sujeto de derecho en este tema.

“Hay esperanza! Fallo histórico, protege derecho del Padre y del Bebé, y frena Aborto. La Ley del Aborto va a caer!” (sic), tuiteó el diputado del Partido Nacional Carlos Iafigliola, líder de la organización Pro-Vida.

El legislador dijo al diario El País que la ley de aborto “nació mal parida” porque no contiene “siquiera un solo renglón” sobre los derechos de los padres .

¿El hombre tiene derechos?

En diciembre de 2005, un artículo llamado A Man´s Right to Choose (El derecho de un hombre elegir) en The New York Times encendió el debate. “Si queremos hacer relevante el papel de los padres, también necesitan derechos. Si un padre está dispuesto a comprometerse legalmente a criar a un niño sin la ayuda de la madre, debería ser capaz de obtener una orden judicial contra el aborto del feto que ayudó a crear”, señaló Dalton Conley, decano de la Facultad de Sociología de la Universidad de Nueva York.

Allí planteaba además que un hombre está en desventaja si la mujer con quien mantuvo relaciones sexuales consensuadas desea interrumpir su embarazo voluntariamente. "Cuando hombres y mujeres se involucran en relaciones sexuales, ambas partes reconocen el potencial de crear vida. Si los dos participan de manera voluntaria, ¿no deberían tener ambos algo que decir en la posibilidad de tener el bebé resultante?", se preguntaba.

En general, se ignora el impacto emocional que puede tener el aborto en un hombre. En sitios web como www.menandabortion.info hay diversos testimonio de quienes han vivido esta experiencia.

El director del National Center for Men, Mel Feit, ha dicho que "la decisión sobre la reproducción ha estado en manos de las mujeres. Pero si queremos hombres responsables, lo correcto ¿no sería que ellos también tuvieran opción de decidir?".

Y es que son dos los puntos de vistas que parecen estar enfrentados. Por un lado está el derecho de las mujeres a ser dueñas de su cuerpo y a tomar una decisión que biológicamente las afecta. Por el otro, los padres demandan su derecho a decidir interrumpir un embarazo del que también participaron.

Al respecto, Mónica Roa, directora de Women’s Link Worldwide, dijo a Revista Diners: “La que corre con todos los gastos biológicos y fisiológicos del embarazo es la mujer. Por esa razón, jurídicamente, no se puede condicionar la decisión de abortar o no a lo que opine el hombre. Pero eso no quiere decir que socialmente no deba promoverse que los hombres estén más involucrados dentro de este tipo de decisiones”.

Pero el derecho de los hombres no sólo se plantea en el caso de querer seguir adelante con un embarazo que la madre no desea, como el caso uruguayo, si no también para decidir no ser padres. Y es que si un hombre no quiere tener el hijo que espera y la mujer decide tenerlo igual, las leyes obligan al padre a hacerse responsable.

Para Armin Brott, padre de tres hijos y quien se ha convertido en experto en paternidad gracias a MrDad.com, la inequidad es evidente. “Una mujer puede legalmente privar a un hombre de su derecho de ser padre o forzarlo a ser contra su voluntad”, dice.

En los últimos años  en Estados Unidos ha surgido un movimiento en pro del "aborto masculino”, es decir, el derecho de un padre a “abortar” sus obligaciones de un hijo no deseado.

También el Partido Liberal del Oeste (LUF Vast) de Suecia propuso el año pasado permitir que los hombres puedan negarse a aceptar la responsabilidad de ser padres dentro de las 18 primeras semanas de embarazo, mismo plazo que tiene derecho una mujer a abortar en ese país.

"Esto significa que un hombre renuncia a los derechos y a las obligaciones de la paternidad", dijo el presidente de LUF Vast, Marcus Nilsen, a un medio local. El partido consideró que su iniciativa promovía la igualdad de géneros.

Sin embargo, los opositores a la iniciativa aseguraron que ésta contradecía la Convención sobre los Derechos del Niño de la ONU. "El niño tiene derecho, en la medida de lo posible, a saber quiénes son sus padres", del artículo 7, y "el niño no debe ser separado de sus padres contra su voluntad, salvo cuando esto sea mejor para el niño", del artículo 9, fueron los principales argumentos usados

 

 

Más información sobre El Mostrador

Braga Multimedia

 Ver más

Noticias

Noticias del día