viernes, 27 de noviembre de 2020 Actualizado a las 17:33

Familia Jalaff da un paso grande hacia el negocio de administración de activos de terceros

Aurus sucumbe a la realidad y cede el control de su fondo más importante a Grupo Patio y LarrainVial para limitar daño a sus aportantes

por 28 octubre, 2016

Aurus sucumbe a la realidad y cede el control de su fondo más importante a Grupo Patio y LarrainVial para limitar daño a sus aportantes
La afectada gestora de fondos informó ayer su intención de venderles a Grupo Patio y LarrainVial la administración de Renta Inmobiliaria, su vehículo de inversión más grande, por US$6,5 millones que irán en directo beneficio de los aportantes afectados. Solo los inversores que sufrieron algún daño económico se beneficiarían con una compensación económica que se estima en US$20 millones. Patio y LarrainVial habrían dejado en carrera a Bice e Independencia.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Solo tres semanas pasaron para que Aurus Capital decidiera desprenderse de su mayor tesoro. Luego de que el 5 de octubre informara al mercado acerca del fraude cometido por Mauricio Peña, ex gerente de inversiones y socio de la administradora, la firma comunicó ayer su intención de vender la administración de Renta Inmobiliaria, su vehículo de inversión más importante.

Por US$6,5 millones, Aurus busca ceder el manejo de su principal fondo a Grupo Patio –controlado por la familia Jalaff– y LarrainVial, los que compartirán la administración de Renta Inmobiliaria en un 60% y 40%, respectivamente.

Según el hecho esencial emitido ayer, las tres partes firmaron un memorándum de entendimiento que considera un due diligence que duraría 55 días. Patio y LarrainVial iniciarán un road show de cara a los aportantes, para que aprueben el cambio de mánager, lo cual es condicionante para materializar el deal.

“Ambas empresas tienen un reconocido prestigio en el mercado, tanto en el ámbito de la administración de fondos como en el rubro inmobiliario”, dijo Aurus a través de un comunicado.

“Tenemos plena conciencia del impacto de lo que ha ocurrido y estamos haciendo nuestro mayor esfuerzo para materializar esta solución, para lo cual requerimos entendernos con diversos actores. Confiamos en que todos tendrán una mirada realista y la necesaria altura de miras para contribuir a no destruir valor para los aportantes”, afirmó Antonio Cruz, presidente de la afectada gestora.

“Ni el mercado ni las autoridades deben perder de vista que fuimos engañados y estafados, y que lo que queremos es resolver responsable y seriamente el problema que le generó a nuestros aportantes un ex ejecutivo de la empresa, el cual está confeso y hemos demandado por estafa, apropiación indebida y falsificación y uso malicioso de instrumento privado falso”, agregó.

La joyita inmobiliaria

Renta Inmobiliaria es el fondo más grande de Aurus, con activos bajo administración que bordean los US$300 millones. Con aportes que superan las UF3 millones, el fondo les ha generado a sus aportantes una rentabilidad nominal de 89,7% (valor libro + dividendos).

Mauricio Peña era portfolio manager de Insignia y Global, en el caso de Renta Inmobiliaria es César Barros y, a pesar de que este vehículo no habría sido objeto del fraude montado por Peña, de igual manera estaba sufriendo daños reputacionales, pues solo este mes el valor cuota del fondo ha caído un 12,1%, transándose en $25.200.

Entre los principales aportantes de este vehículo figuran Metlife, Prudential y Penta, que ya tienen una relación con Patio, puesto que eran socios en la operación para quedarse con los activos de Walmart en Chile, que finalmente quedaron en manos de Confuturo, del holding ILC (CChC).

Dicha relación habría jugado a favor para que Patio y LarrainVial se quedaran con Renta Inmobiliaria, pues dichos aportantes estarían predispuestos a darles el visto bueno para que se hagan de la administración del fondo.

Según trascendidos, el gallito no habría sido fácil, toda vez que otros gestores que habrían mostrado interés para comprar la administración de Renta Inmobiliaria eran Bice e Independencia.

Con el negocio, Grupo Patio pasaría a administrar US$ 1.300 millones en activos y le daría un fuerte impulso a su unidad de negocios Patio Capital, que es la que, entre otros, administra activos de terceros. LarrainVial, en tanto, recibe la administración de un fondo cuyo tamaño es similar al Beagle, vehículo que perdió por su participación en el caso Cascada y que tenía en activos unos US$315 millones.

El proceso considera la participación de dos consultores independientes que valoricen los activos de Renta Inmobiliaria. El viernes pasado, Aurus ya había comunicado la contratación de Econsult para dicha labor y una de las opciones que se barajan es que Tyndall, de los ex JP Morgan, esté entre los candidatos a ser el segundo asesor.

La labor que se le mandató a Econsult, según el hecho esencial del viernes pasado, era para informar los mecanismos de valorización de los activos y pasivos del fondo Renta Inmobiliaria, así como el cálculo de su valor cuota. Esto como iniciativa del Comité de Vigilancia del fondo y con el propósito de comunicarles estos antecedentes a los aportantes, razón que motivó el llamado del directorio de Aurus a una asamblea extraordinaria para el próximo 25 de noviembre.

Este cambio de mánager fue uno de los primeros efectos que se previeron producto de la crisis de la gestora, a pesar de que los fondos que manipuló fraudulentamente Peña fueron Insignia y Global, los cuales invierten en distintos instrumentos financieros, cuyas rentabilidades maquilló el ex ejecutivo.

Aurus limita perjuicio a US$20 millones

Los US$6,5 millones que recaudaría Aurus al desprenderse de la administración de Renta Inmobiliaria irán en directo beneficio de aquellos aportantes de Insignia y Global que pudieron haber visto afectado su patrimonio.

Aurus ha calculado en torno a US$35 millones los perjuicios económicos provocados por el presunto fraude de Peña, pero la cifra final podría terminar siendo menor, más cercana a los US$ 20 millones, de acuerdo al hecho esencial.

Esta menor cifra se explica porque Aurus solo consideró a aquellos aportantes que efectivamente pudieron haber sufrido un perjuicio económico, pues aquellos que, desde el momento de su inversión, todavía anotan retornos, no fueron considerados.

“Esto, atendiendo que, de acuerdo a lo informado, el daño a los aportantes afectados, medido como la diferencia entre el aporte (capital invertido, menos retiros) y lo que cada aportante tiene en la actualidad en los Fondos Insignia y/o Global, al valor cuota corregido del día 3 de octubre de 2016 –valor que será informado en forma independiente por los auditores externos contratados para estos efectos–, sería aproximadamente de US$ 20 millones”, afirmó Aurus en su comunicado.

Aurus seguirá administrando Insignia y Global, los dos vehículos en los cuales Peña ocultó las pérdidas simulando ganancias ficticias.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV