domingo, 26 de mayo de 2019 Actualizado a las 10:04

Autor Imagen

Un fantasma recorre Europa

por 8 junio, 2012

La crisis financiera europea, simple avatar local de una crisis planetaria, no termina de acabar. Sus responsables están precisamente en esa derecha sin complejos, aquella que pretendió erigir el dogma de la ‘ciencia económica’ en panacea universal. No sabían, o no querían saber, que la ‘ciencia económica’ no existe. Que no hay sino la economía política. Y que alejando la política, es decir la participación ciudadana, de las decisiones que les incumben a todos, mataban a la democracia, le abrían las puertas a los facinerosos que fungen de banqueros, para terminar en la apoteosis del descalabro general.
  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Es evidente que el título de esta nota no tiene pretensiones de originalidad, pero ¿hay otra frase que sintetice mejor lo que está ocurriendo con la izquierda en gran parte de Europa?

Cuando Sebastián Piñera alcanzó la presidencia de Chile la prensa nacional e internacional vinculó su triunfo con un nuevo aire que recorría a la derecha en el mundo. Según decían, David Cameron, Nicolás Sarkozy, Felipe Calderón, Juan Manuel Santos y Sebastián Piñera, entre otros, representaban a una nueva versión mucho más liberal de la derecha, la ‘nueva derecha’, y le permitía a ese sector volver al dominio político luego de décadas de hegemonía socialdemócrata.

¿Recuerda Ud. el optimismo que marcó la gira que hizo Piñera en Europa a fines del 2010 para reunirse con Sarkozy, Merkel y Cameron? De seguro allá no olvidan su obsesión con el papelito de los mineros de la Mina San José.

Gracias a Ángela Merkel, Silvio Berlusconi, David Cameron y Nicolás Sarkozy, los mercados financieros mundiales y los grupos económicos tenían garantías de sobra de estar en una etapa muy favorable para sus intereses. ¡Se ahorrarían varios millones de euros y libras esterlinas en lobistas socialistas! Con ellos, al igual que el Chile de Piñera, estaban representados por sí mismos en los gobiernos.

Es curioso que la misma prensa que vinculaba a estos gobiernos como una tendencia de progresión de la ‘nueva derecha’ ahora no realice el mismo ejercicio con los avances de la izquierda, la de verdad, esa que rechaza el imperio de los mercados financieros.

La crisis financiera europea, simple avatar local de una crisis planetaria, no termina de acabar. Sus  responsables están precisamente en esa derecha sin complejos, aquella que pretendió erigir el dogma de la ‘ciencia económica’ en panacea universal. No sabían, o no querían saber, que la ‘ciencia económica’ no existe. Que no hay sino la economía política. Y que alejando la política, es decir la participación ciudadana, de las decisiones que les incumben a todos, mataban a la democracia, le abrían las puertas a los facinerosos que fungen de banqueros, para terminar en la apoteosis del descalabro general.

¿Por qué ningún medio hace el balance político de la gestión de esos representantes de la ‘nueva derecha’? Es más, ya ni siquiera se habla de ‘nueva derecha’.

La crisis financiera europea, simple avatar local de una crisis planetaria, no termina de acabar. Sus  responsables están precisamente en esa derecha sin complejos, aquella que pretendió erigir el dogma de la ‘ciencia económica’ en panacea universal. No sabían, o no querían saber, que la ‘ciencia económica’ no existe. Que no hay sino la economía política. Y que alejando la política, es decir la participación ciudadana, de las decisiones que les incumben a todos, mataban a la democracia, le abrían las puertas a los facinerosos que fungen de banqueros, para terminar en la apoteosis del descalabro general.

Para seguir leyendo y escuchando sandeces a propósito del libre mercado hay que venir a Chile: en el resto del mundo los neoliberales adoptan el color del papel mural, intentan pasar desapercibidos, ya no dan lecciones sobre la pretendida eficiencia del sector privado.

Es verdad que haber quebrado el sistema financiero mundial cuando dominaban sin contrapeso, o más bien gracias a que dominaban sin contrapeso, no les incita a la soberbia. La crisis no sólo hundió a los mercados financieros, también acabó con el optimismo y la petulancia de la derecha. Ni la ‘nueva’ ni la vieja derecha sabe cómo salir del hoyo en el que pusieron al mundo, y en el que se encuentran muy a su pesar.

El ‘progresismo’ y la socialdemocracia que les imitaron como chimpancés amaestrados aplicando las medidas emanadas del Consenso de Washington, perdieron la brújula, la identidad, y hasta el modo de hablar. Ahora remedan el tonito des imbéciles heureux del FMI.

Tiene gracia: la cuna de lo que nos vendieron como democracia, Grecia, se convierte hoy en su cementerio. La ciudadanía no está dispuesta a seguir pagando las consecuencias de una crisis generada por un puñado de charlatanes y de rufianes.

Los pueblos de Europa saben que la austeridad se les aplica a ellos pero no a la banca, y nadie les va a convencer de que la deuda no es sino otro oscuro negociado. ¿Por qué seguir financiando a los causantes de la crisis?

Ante el hundimiento del proyecto neoliberal la izquierda emerge como alternativa para transformar profundamente las cosas. En Francia el Front de Gauche liderado por Jean-Luc Mélenchon aumentó en 3 millones y medio de votos la adhesión a la izquierda en serio. En Grecia, las elecciones parlamentarias vieron a  ΣYPIZA, el partido de izquierda griego, transformarse en el segundo partido más votado. Todo hace pensar que en las elecciones de junio se convertirán en la primera mayoría.

Junto a las masivas movilizaciones de los indignados, que marcaron el año 2011, nadie puede ocultar que un aire de cambios profundos recorre Europa. Las crecientes protestas y el renacer de la izquierda constituyen la respuesta a la irresponsable borrachera neoliberal. En Europa los cambios están empezando. El despertar político y social ha sido el primer paso. El fantasma se levanta, con ganas de cambiar el mundo. ¿Es que hay otra alternativa?

Claves

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV