sábado, 6 de junio de 2020 Actualizado a las 14:17

Autor Imagen

TAREAS CUMPLIDAS, TAREAS PLANTEADAS

por 7 noviembre, 2012

  • Compartir
  • Twittear
  • Compartir
  • Imprimir
  • Enviar por mail
  • Rectificar

Para los comunistas, los triunfos obtenidos en las elecciones municipales del pasado 28 de octubre, elevan la vara de tareas y objetivos que se deben asumir y desarrollar en el nuevo ciclo que, de hecho, se inició al día siguiente de ese proceso electoral.

Así como desde un primer momento dijimos que para las municipales había que llegar a un acuerdo opositor (que finalmente se materializó en el pacto por omisión para alcaldes y en el pacto Por Un Chile Justo para concejales) para derrotar a la derecha y conquistar más municipios para las fuerzas democráticas, progresistas y de izquierda, y planteamos un programa municipal de claro perfil social, planteando comunas más democráticas y participativas, ahora decimos que es necesario trabajar por un programa común de toda la oposición para las presidenciales y las parlamentarias que permita un acuerdo sólido y sustentable para tener candidata o candidato único de la oposición, dando cuenta de las demandas del movimiento social y ciudadano.

Hemos avanzado en materias como reforma tributaria, cambio del sistema electoral binominal, reformas en educación y otras materias. Podemos avanzar más aun, estableciendo prioridades muy realistas en función de un gobierno de cuatro años. Plantearle al pueblo lo que se pueda hacer en ese periodo, dejando establecido lo que puede venir después, sobre todo si los sectores democráticos y progresistas, de centro y de izquierda, cumplen con lo prometido y consolidan el apoyo popular.

Hoy no se trata de reforzar coaliciones o alianzas bilaterales. De lo que se trata claramente es de trabajar y materializar un acuerdo unitario de toda la oposición; generar una mayoría nacional; convocar a la ciudadanía a votar; dejar de lado odiosidades y descalificaciones; contar con un programa sólido que exprese la respuesta de la demanda social y de los trabajadores, que tenga un contenido democratizador y transformador; generar una amplia participación opositora; fortalecer la movilización social y la lucha en las calles.

Le propinamos una contundente derrota a la derecha. Debilitamos políticamente su modelo neoliberal y sus pretensiones conservadoras. Debilitamos a RN y la UDI a nivel municipal. Desbancamos a los más fieles exponentes del pinochetismo y la derecha más reaccionaria.

Al mismo tiempo, abrimos aún más el camino para la reivindicación social, ciudadana, sindical, estudiantil, medioambiental, indígena, juvenil, de las minorías, la cual pueden encontrar cauce a nivel parlamentario y presidencial si allí están los representantes democráticos, progresistas y de izquierda.

En ese camino, viene un esfuerzo trascendental por lograr que vote más gente para fortalecer las propuestas programáticas y las candidaturas democráticas y antineoliberales.

En ese camino ayuda y ayudará, por cierto, el contar con seis nuevos alcaldes, más de cien concejales, más votación nacional y con la simpatía de amplios sectores de la población.

Los tiempos de lucha electoral que se avecinan, de avanzar en un proyecto de toda la oposición, deben ir, por cierto, de la mano de la movilización social y de todas las expresiones del movimiento social, ciudadano, de los trabajadores y los estudiantes. Los comunistas ya tenemos un espacio protagónico a nivel nacional y lo tenemos que consolidar. Hay tiempo y hay condiciones para avanzar decididamente hacia la convergencia social y política de la oposición, para tener un programa del pueblo y para fortalecer el movimiento social y ciudadano en todas sus expresiones.

Ver el posteo original

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV