Jueves, 8 de diciembre de 2016Actualizado a las 20:10

Cultura - El Mostrador

Cuando la "beatlemanía" estalló en la televisión

por 6 septiembre 2010

Cuando la
Universal reunió los cuatro programas del "Ed Sullivan Show" en los que aparecieron los Beatles entre 1964 y 1965, que han sido remasterizados digitalmente y a los que se añadió material inédito.

El 9 de febrero de 1964, 73 millones de espectadores vieron el debut de los Beatles en la televisión estadounidense, un fenómeno sin precedentes que marcó el estallido de la "beatlemanía" y que ha sido recuperado en un doble DVD que se publica mañana.

Universal reunió los cuatro programas del "Ed Sullivan Show" en los que aparecieron los Beatles entre 1964 y 1965, que han sido remasterizados digitalmente y a los que se añadió material inédito.

"The complete Ed Sullivan Show", que incluye los programas íntegros y con la publicidad original, permite descubrir al espectador del siglo XXI qué antiguo era el mundo antes de que los Beatles irrumpieran en él y qué deprisa sucedieron los acontecimientos en la década en la que el grupo desarrolló su carrera artística.

El empresario y presentador Ed Sullivan ha pasado a la historia como el hombre que puso a los Beatles en los salones de los hogares norteamericanos, aunque su programa era un espectáculo de variedades a la más vieja usanza en el que se alternaban humoristas, magos y cantantes melódicos.

No parecía el lugar más propicio para la revolución que estalló aquel domingo de 1964.

Convertidos ya en un fenómeno de masas en el Reino Unido y algunos países europeos, los Beatles habían viajado por primera vez a Estados Unidos para asaltar el mercado norteamericano.

Ed Sullivan presentó a un grupo procedente de Liverpool, tras comentar que el mismísimo Elvis y su inefable representante, el coronel Parker, habían remitido a los Beatles un telegrama deseándoles suerte en su visita.

Hay que decir que la primera actuación de los Beatles en la televisión norteamericana no puede contarse entre las mejores de su carrera. Curtidos durante años en los clubes nocturnos de Hamburgo y en los garitos de su ciudad natal, los Fab Four aparecieron rígidos en el plató de Nueva York.

A Paul McCartney le tiembla la voz en "All my loving", el primer tema que interpretaron, al que siguió "Till there was you", tal vez el tema más almibarado de todo su repertorio. Terminaron su primera ronda con "She loves you" y luego volvieron al final del programa.

Entre el público se escuchaban ya algunos gritos de la audiencia femenina, que Sullivan acalló con un terminante "¡silencio¡"

Pero millones de personas acababan de ver algo distinto. Aquellos chicos habían prendido la mecha.

"Fue un momento glorioso para toda una generación", asegura Andrew Solt, presidente de SOFA Entertainment, que en 1990 adquirió las 1.050 horas del programa de Ed Sullivan.

Solt considera que lo que hizo esa actuación "tan especial" es que el programa fue "el único donde se pudo ver a los Beatles", ya que aunque su música era ya "omnipresente" nunca se les había visto actuar en televisión.

Una semana después, ya más relajados, los Beatles regresaron al programa, emitido esta vez desde Miami y en el que Sullivan exhibió orgulloso las cifras récord de audiencia logradas en el primer show. Aún aparecieron una tercera vez, a la semana siguiente, antes de volver al Reino Unido.

Cuando los Fab Four regresaron al Ed Sullivan Show un año y medio después, en septiembre de 1965, ya eran grandes estrellas mundiales y su confianza era inmensa.

En su cuarta aparición se atreven con "I'm down", uno de sus temas más potentes de la época, incluso con "Yesterday", en el que McCartney se queda solo en el escenario con su guitarra acústica, y Ringo Starr tiene sus tres minutos de gloria cantando "Act naturally", antes de cerrar su triunfal aparición con "Help¡".

Hablan entre canción y canción, se mueven en el escenario con seguridad y gastan bromas a su audiencia, que enloquece con cada gesto de los músicos.

El griterío de las fans se escucha ya durante todos los temas de la actuación. Ahora Ed Sullivan se muestra incapaz de imponer silencio.

Un año después, los Beatles dejaban de dar conciertos, hartos de que esos mismos gritos impidieran oír su música.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes