Lunes, 5 de diciembre de 2016Actualizado a las 05:12

Diputado Van Rysselberghe refuta nuevamente a director de Isapres

por Enrique Van Rysselberghe H., diputado de la UDI. 26 diciembre 2011

Señor Director:

Es verdad lo señalado en su última misiva por el señor Caviedes (Director Ejecutivo de la Asociación de Isapres), citando al Sr. Mark Pearson, jefe de la división salud de la OECD, en el sentido que “el principal problema referido a salud de los países de la OECD es que los costos de la salud aumentan por sobre el crecimiento económico de los países.” Asimismo es cierto que, tal como lo señalé en mi carta anterior, los costos de salud aumentan año a año por las nuevas tecnologías; a este respecto cito el ejemplo del mismo señor Caviedes en su anterior misiva, donde indica que “una simple radiografía hoy se sustituye por una resonancia nuclear, lo que da mayor resolución y mejor diagnóstico ¡pero es veinte veces más cara”.

Ahora bien, es por esta misma razón que la Ley actual concedió a las Isapres la facultad - que incluso para muchos vulnera uno de los principios fundamentales que defendemos, cual es la libertad contractual, por cuanto el contrato es una ley para las partes y no puede modificarse sin el consentimiento mutuo - de modificar unilateralmente el precio de los planes de Salud una vez al año.

Pero esta facultad, cuyo fundamento es el anteriormente expuesto, exige que efectivamente los costos por nuevos tratamientos e inversión en nuevas tecnologías sean lo que fundamenten esta alza y no una decisión arbitraria u antojadiza de la Isapre, como puede ser el aumento en los costos de los mismos tratamientos.-

No soy partidario de limitar o regular las utilidades, pero tampoco soy partidario de modificar la ley para que determinadas empresas obtengan mayores utilidades que las que les permite el actual marco normativo en el cual operan y con el cual fueron creadas. Y menos partidario soy aún del hecho que para aumentar dichas utilidades las Isapres aumenten los precios de los planes de Salud con el único fundamento del aumento del precio de las mismas prestaciones, cuestión que obligaría a quienes en su etapa de menos riesgo en materia de salud impusieron en las Isapres , - generando utilidades - a que cuando lleguen a la etapa de la vida en que aumentan los riesgos en materia de salud, deban producto del alza en sus planes, citando al señor Caviedes, “tomar la opción de Fonasa, que es cada vez más competitivo”.

Se debe tener presente que las Isapres obtienen utilidades que sin duda permiten que dicho mercado sea atractivo, pero deben aceptar que como todo negocio - y sobre todo en aquéllos que por un precio se asume un riesgo - no siempre se gana, y cuando no se gana, o no se gana lo que se desea, o hay menos posibilidades de ganar, no puede pretenderse que el Estado asuma el costo o el riesgo.-

Si las Isapres pretenden una modificación legal que aumente o asegure sus utilidades modificando a su favor las reglas del juego con que fueron creadas y operan, imponiendo un sacrificio económico a millones de chilenos, deben decir al país ¿Qué utilidad consideran razonable? o ¿Cuál es la relación capital o inversión versus utilidad que consideran razonable? o al menos, ¿ Por qué consideran que la actual rentabilidad del sistema es tan exigua que las pone en riesgo?

Enrique Van Rysselberghe H.
Diputado

Claves

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes