Jueves, 8 de diciembre de 2016Actualizado a las 20:10

Piñera oficializa equipo de subsecretarios y rinde homenaje a padre Poblete

por 19 febrero 2010

Terminando la incertidumbre que hubo en el curso de estas semanas, este viernes se oficializó la lista con los nombres de los 28 subsecretarios y tres subdirectores de la futura administración de Sebastián Piñera.

En el Museo de Bellas Artes, el propio Piñera emuló el ceremonial utilizado cuando se dio a conocer a los miembros del gabinete, es decir, al presentarlos entregarles una carpeta, un pendrive y un cronómetro de lo que será su gestión.

Entre los designados figuran:

- Interior: Rodrigo Ubilla

- Relaciones Exteriores: Fernando Schmidt

- Defensa: Alfonso Vargas

- Carabineros: Carol Bown

- Investigaciones: Mario Desbordes

- Dirección de Presupuesto: Rossana Costa

- Secretaría General de la Presidencia: Claudio Alvarado

- Secretaría General de Gobierno: María Eugenia de la Fuente

- Economía: Tomás Flores

- Educación: Fernando Rojas

- Justicia: Patricia Pérez

- Deportes: Gabriel Ruiz-Tagle

- Hacienda: Rodrigo Álvarez

- Pesca: Pablo Galilea

- Planificación: Soledad Arellano

- Redes Asistenciales: Giovanna Gutiérrez

- Comisión Nacional del Medio Ambiente: Alvaro Sapag.

- Trabajo: Marcelo Soto

- Previsión Social: Augusto Iglesias

- Obras Públicas: Loreto Silva

- Salud Pública: Viviana Jadue

- Vivienda: Andrés Lacobelli

- Agricultura: Álvaro Cruzat

- Minería: Pablo Wagner:

- Transportes: Gloria Hutt

- Desarrollo Regional: Miguel Flores

- Telecomunicaciones: Jorge Atton

- Bienes Nacionales: Carlos Llancaqueo

- Energía: Jimena Bronfman

- Subdirección Sernam: María Paz Lagos

- Subdirección Consejo de la Cultura: Nicolas War

En la oportunidad, el mandatario electo destacó que se trata de personas de excelencia, y como tal ello implicará trabajar fuerte para demostrar al pais el cumplimiento de metas trazadas por el gobierno.

En la ocasión, junto con rendir un homenaje al fallecido padre Renato Poblete, invitó a los subsecretarios a trabajar por los más necesitados y a lograr el desarrollo del país.

DISCURSO PRESIDENTE ELECTO

Estimadas amigas y amigos,

Hemos querido venir hasta este Museo de Bellas Artes, el museo más importante y emblemático de nuestro país, a presentar a los 28 futuros subsecretarios, que a partir del 11 de marzo, y junto a los futuros ministros ya anunciados, asumirán la noble y maravillosa responsabilidad de gobernar nuestro país.

Quiero agradecer y felicitar a Milan Ivelic, director de este museo inaugurado para el Centenario de la República, y recordar también a su antecesor, el gran pintor Nemesio Antunez, con quien tuve el privilegio de compartir largas conversaciones y editar uno de sus libros más sentidos "Carta Aérea a mi Hijo Pablo" donde confesaba "soy pintor de vivencias y todo lo que haga, diga o pinte está empapado de lo que pienso y siento".

La verdad es que el arte, la vida y la política tienen muchas semejanzas: son más inspiradoras cuando hay imaginación, más entretenidas cuando hay pasión y más fecundas cuando hay confianza. Y la verdadera imaginación, pasión y confianza nunca provienen de tener todas las respuestas, sino de estar abiertos a todas las preguntas.

Por eso hoy, al presentar a los futuros subsecretarios, quiero reiterar que nuestros ministros y subsecretarios no serán un grupo de iluminados que crean tener todas las respuestas. Por el contrario, estarán siempre abiertos a todas las preguntas y propuestas, y también al diálogo franco y fecundo con la oposición y la sociedad civil.

Durante nuestra campaña planteamos como meta de la Generación del Bicentenario, nuestra generación, llegar al 2018 como un país desarrollado y sin pobreza.

Y cuando hablamos de desarrollo estamos pensando en un concepto integral, que va mucho más allá de lo material y lo económico. Significa ampliar y no coartar las libertades de las personas. Significa dignificar y no abusar de los individuos. Significa cultivar los valores de la familia, la justicia, la solidaridad, el pluralismo, la tolerancia y el respeto al medio ambiente. Y significa enfatizar no sólo los derechos y aspiraciones sino también las responsabilidades y deberes de los ciudadanos.

Y en esta desafiante jornada hacia el desarrollo integral sabemos que estamos recién a mitad de camino y, sabemos también, que la segunda parte será mucho más exigente y difícil que la primera.

Y para tener éxito en esta gran misión tenemos que instaurar una nueva forma de gobernar, basada en la excelencia, el compromiso y la vocación de servicio público que nos permita reestablecer en plenitud la cultura de hacer las cosas bien, en forma honesta y con un sentido de urgencia.

Por estas razones vamos a fortalecer la red de protección social, pero también, y con la misma fuerza, vamos a desarrollar una red de oportunidades. La primera apunta a garantizar a todos un piso compatible con la dignidad humana. La segunda, se orienta a otorgarles a todos una verdadera oportunidad para, con su esfuerzo y trabajo, desarrollar en plenitud sus talentos.

Significa en último término cultivar, promover y valorar la creatividad, el esfuerzo, la innovación y el emprendimiento que viven en el alma de las chilenas y chilenos.

Amigas y amigos,

Nuestro gobierno está comprometido y se esforzará por dignificar y fortalecer el concepto de la política y de lo público. Y no hay mejor forma de lograrlo que predicando con el ejemplo y haciendo un muy buen gobierno para la gente.

Los partidos políticos no sólo son muy importantes. Son también insustituibles para la vida democrática. Pero la verdadera política es mucho más que los partidos políticos. Me gustó escuchar al futuro ministro de salud comprometiéndose con el partido de los enfermos y al futuro ministro de educación con el partido de los estudiantes.

También debemos comprender que el concepto de lo público es mucho más amplio que el concepto de lo estatal. Lo primero apunta a lo que le interesa e importa a la gente y lo segundo a la acción del Estado. En la sociedad moderna, para avanzar hacia el bien común, el bien público, deberemos establecer sólidas alianzas estratégicas y nuevas formas de colaboración entre el Estado y la sociedad civil.

Hace un mes atrás, Chile tuvo una elección ejemplar y los chilenos me honraron eligiéndome Presidente de la República. Esa noche, ratificando mis compromisos de campaña, me comprometí a hacer un gobierno con un espíritu de unidad nacional, porque al fin y al cabo, ya sea que nos guíe un arcoiris o una estrella de colores, todos nos conmovemos frente a nuestra bandera, todos celebramos los triunfos de nuestra selección, todos nos sentimos orgullosos de nuestra historia y todos compartimos un profundo amor por nuestra Patria.

Y en consecuencia, todos, sin renunciar a nuestras posiciones y convicciones, con un sentido de unidad nacional, debemos enfrentar los problemas y dificultades del presente y los desafíos y oportunidades del futuro. Eso es lo que la gente pide y merece de nuestros líderes políticos y ese es nuestro deber y obligación con los chilenos. Sabemos que el camino no será fácil.

La esencia del problema económico es la existencia de necesidades múltiples frente a medios escasos. El año pasado, las finanzas públicas experimentaron un déficit fiscal de 4,5% del PIB, lo que representan una cifra cercana a los US $7,200 millones, uno de los déficit fiscales más altos de nuestra historia y no repetible en el tiempo. Quiero reiterar hoy día nuestro compromiso con una política pública y fiscal sana, responsable, seria y sustentable, lo que significará un marco presupuestario austero para el año 2010, que nos obligará a priorizar las necesidades más sensibles de la gente pero que no nos permitirá acoger todas las demandas de la ciudadanía, por justas y legítimas que ellas sean.

Amigas y Amigos,

Ayer murió el Padre Renato Poblete. Todos los que tuvimos el privilegio de conocerlo sabemos que fue un regalo de Dios y un pedazo de Cristo en este mundo. Podríamos recordar muchas obras del Padre Poblete: fue el motor e impulsor del Hogar de Cristo, creado por San Alberto Hurtado, fue el alma de la Escuela de Sociología de la Universidad Católica. Fue un inspirador de la Revista Mensaje. Fue un puente entre los pobres y el resto de nuestra sociedad y podríamos seguir.

Pero prefiero terminar estas palabras recordando algo más humano y más personal. Tuve el privilegio de haber gozado de una larga, verdadera y cercana amistad con Renato Poblete. Era el hombre del millón de amigos. Era un amigo sensible, cercano y cariñoso como muy pocos. Pero también era un consejero y confidente sabio, paciente y generoso. Durante esta campaña lo fui a ver varias veces a su lecho de enfermo en el Hospital Clínico de la Universidad Católica.

La última vez, intuyendo tal vez que le quedaban pocos días de vida, me tomó las dos manos y con una fuerza y emoción muy especiales me repitió varias veces: "Sebastián, sé un Presidente de unidad, acoge y escúchalos a todos, pero ten siempre a los más pobres muy cerca de tu corazón".

Futuros subsecretarias y subsecretarios,

El mejor homenaje que podemos hacerle hoy al Padre Poblete y la mejor forma de interpretar fielmente el verdadero espíritu de nuestro gobierno, es recordar y ser siempre fieles a estas últimas palabras que tuve el privilegio de escuchar del Padre Poblete.

upi/hc/bape//

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes