Sábado, 3 de diciembre de 2016Actualizado a las 20:07

Análisis

Codelco y la jugada de Anglo American que deja al "gobierno de los mejores" con pocas opciones

por 11 noviembre 2011

Codelco y la jugada de Anglo American que deja al
"Un error de niño". Esas fueron las palabras que usaron un banquero y un abogado para describir la decisión del Vicepresidente Ejecutivo de Codelco, Diego Hernández, y del gobierno, de revelar el mes pasado su intención de ejercer la opción de comprar del 49% de ex Disputada a Anglo American. Ambos, con conocimientos íntimos del negocio consideran que la decisión le puede terminar costando a Codelco su puesto como la minera de cobre más grande del mundo.

"Un error de niño". Esas fueron las palabras que usaron un banquero y un abogado para describir la decisión del Vicepresidente Ejecutivo de Codelco, Diego Hernández,  y del gobierno chileno, de revelar el mes pasado su intención de ejercer la opción de comprar del 49% de ex Disputada a Anglo American.

Ambos, con conocimientos íntimos del negocio y vasta experiencia en este tipo de transacciones consideran que la decisión le puede terminar costando a Codelco su puesto como la minera de cobre más grande del mundo.

Hernández, el “Hombre del Año” en la industria del Cobre en el 2010, creyó haber realizado una jugada maestra al haber montado la operación. Juntó el financiamiento y el apoyo del gobierno. Incluso tomó la precaución de asegurarse que otros posible interesados no lanzarían ofertas rivales. Pero aparentemente no contó con la agresiva respuesta de Cynthia Carroll, la máxima ejecutiva de Anglo American.

La minera británica, que en dos ocasiones anteriores había ya intentado, sin éxito, re-comprarle la opción a Codelco, estaba bajo presión de sus inversionistas de demostrar que la movida de Hernández no la había pillado por sorpresa. Lo que hizo Anglo fue simple: concluyó que si tiene que vender, al menos va a vender lo mejor posible. Y eso es exactamente lo que están haciendo. Porque la diferencia de valor entre lo que va a pagar Mitsubishi por el 24.5% de Anglo Sur y lo que pagaría Codelco ejerciendo su opción de compra el 49% es de cerca de US$ 4.000 millones. Cifra que ni siquiera un gigante como Anglo American puede ignorar. Hacerlo sería negligencia.

El precio que esta pagando la compañía japonesa es alrededor de un 40% más del promedio que se ha pagado por transacciones similares en la industria del cobre en los últimos 12 meses, según datos analizados por Bloomberg.

¿Qué hizo mal Codelco y el gobierno? Mostró sus cartas antes de tiempo, dándole la oportunidad a Anglo American de hacer lo que observadores del mercado describen como "una movida extraordinaria" al obtener unos US$4.000 millones más que si hubiese vendido a la cuprífera estatal chilena.

¿Qué hizo mal Codelco y el gobierno? Mostró sus cartas antes de tiempo, dándole la oportunidad a Anglo American de hacer lo que observadores del mercado describen como "una movida extraordinaria".

Entre los muchos códigos del negocio de fusiones y adquisiciones, uno de los más básicos es que cuando alguien tiene una opción de compra de un activo, no avisa que la va ejercer, a no ser que no tenga intenciones reales de ejercerla. Si realmente uno quiere ese activo, "muere pollo", como se dice en buen chileno, y se da el golpe cuando hay que darlo. Y eso es exactamente lo opuesto de lo que hizo Codelco.

¿Cómo hombres de la experiencia de Hernández,  del Ministro de Hacienda Felipe Larraín, y el mismísimo presidente, Sebastián Piñera, reconocido como un gran negociador en el mundo empresarial, ignoraron ese código? ¿Cómo los banqueros y los abogados que asesoraron a Codelco y el gobierno no les advirtieron? ¿Cómo pueden haber sido tan inocentes y pensar que solo porque el ministro Larraín y el ex presidente Ricardo Lagos, advirtieran en público a Anglo de no "actuar de mala fe", la minera británica dejaría pasar la oportunidad de ganar miles de millones de dólares más?

Entre los muchos códigos del negocio de fusiones y adquisiciones, uno de los más básicos es que cuando alguien tiene una opción de compra de un activo, no avisa que la va ejercer, a no ser que no tenga intenciones reales de ejercerla.

El escenario es complicado no solo para Codelco, sino que también para el gobierno, ya que no hay muchas opciones. La amenaza de acudir a la justicia presenta riesgos. Dos abogados que han visto el contrato dicen que desde el punto de vista legal, una demanda de parte de Codelco no tendría mucho mérito. Ahora, si el caso se politiza y un tribunal chileno termina favoreciendo la posición de Codelco y el gobierno, la imagen de seriedad institucional que tanto ha favorecido al desarrollo económico del país, se vería seriamente amenazada, dicen los dos abogados.  Eso se espera de un país como Argentina o Rusia, pero no de Chile.

Parece entonces que hay poco que hacer y mucho que lamentar. Lo que ahora enfrenta Hernández y el gobierno de Sebastián Piñera es una posibilidad muy alta de que el negocio más grande en la historia de Codelco fracase. La forma en que se movieron sería una muestra que lejos de ser un gobierno de los mejores, tiene un fuerte sesgo a la ineptitud.

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes