Adiós a Bielsa: Twitter fue el muro de los lamentos - El Mostrador