Domingo, 11 de diciembre de 2016Actualizado a las 06:44

Miles de argentinos salen a las calles por el 35º aniversario del golpe de Estado

por 24 marzo 2011

Miles de argentinos salen a las calles por el 35º aniversario del golpe de Estado
El Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia también fue conmemorado por la Asociación Madres de Plaza de Mayo, el sector más radical de la entidad humanitaria, que organizó un acto con un mayor tinte político en un estadio cerrado del Mercado Central de Buenos Aires.

Miles de personas se manifestaron este jueves en Argentina para conmemorar el 35 aniversario del golpe de Estado que el 24 de marzo de 1976 dio paso a una cruenta dictadura militar que duró siete años y dejó unos 30.000 desaparecidos.

En ninguno de los numerosos actos conmemorativos que se llevaron a cabo estuvo presente la presidenta Cristina Fernández, quien viajó al sur del país para descansar junto a sus hijos en la localidad de El Calafate.

La principal manifestación se hizo en la Plaza de Mayo, frente a la sede del Gobierno argentino, hacia donde se movilizaron el sector más moderado de las Madres de Plaza de Mayo y las Abuelas de Plaza de Mayo, además de las organizaciones Hijos y Familiares de Detenidos Desaparecidos, entre otras.

La presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, destacó la presencia masiva de los jóvenes en la manifestación, que atribuyó a "la militancia que pudo alentar y formar" el fallecido expresidente Néstor Kirchner.

"Esto emociona y afianza la democracia", señaló Carlotto antes de señalar que la de hoy ha sido la movilización "más masiva" que se recuerde para homenajear a las víctimas del terrorismo de Estado y exigir "juicio y castigo" a los represores de la dictadura.

La titular de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Taty Almeida, consideró que la manifestación demuestra que "no ha sido en vano" la lucha de los familiares de los desaparecidos.

"Lo prueba esta demostración de compromiso y militancia que se da hoy", matizó la dirigente humanitaria, quien encabezó la movilización hacia el histórico paseo de Buenos Aires.

El Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia también fue conmemorado por la Asociación Madres de Plaza de Mayo, el sector más radical de la entidad humanitaria, que organizó un acto con un mayor tinte político en un estadio cerrado del Mercado Central de la capital argentina.

Allí, bajo la consigna "Para que la sangre de nuestros hijos se convierta en escuelas, hospitales, casas y trabajo para todos", su titular, Hebe de Bonafini, expresó su "respaldo absoluto" al Gobierno de Fernández.

"Nunca pensamos que íbamos a conseguir lo que conseguimos. Nos sentimos orgullosas de apoyar al Gobierno de Cristina y de que nos digan 'kirchneristas'. Algunos nos lo dicen como ofensa pero es un orgullo", destacó.

A diferencia del año pasado, cuando encabezó el principal acto conmemorativo, Fernández no participó hoy en ninguna de las actividades recordatorias del aniversario del golpe y prefirió recluirse en El Calafate.

No obstante, en un aviso pagado que publicaron hoy varios diarios de Buenos Aires, la jefa del Estado renovó su compromiso con "las políticas públicas contra la impunidad y en favor de la vigencia de los derechos humanos".

Fernández remarcó la gestión en ese sentido emprendida desde el 2003 por el Gobierno de Néstor Kirchner, su esposo y antecesor en la Presidencia, y señaló que en "esta nueva Argentina renacida de sus cenizas los responsables de los crímenes de lesa humanidad están siendo juzgados y condenados por tribunales competentes de todo el país".

También aludió a la complicidad de "algunos sectores de la sociedad" con la dictadura que "asaltó el poder" el 24 de marzo de 1976 y subrayó el rol de las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo en la "búsqueda de verdad y justicia".

En la actualidad hay ocho juicios orales desarrollándose en simultáneo en todo el país contra represores de la última dictadura y al menos siete a punto de comenzar durante 2011.

Estos procesos involucran a casi 140 personas, que se podrían sumar a los ya 200 condenados por delitos de lesa humanidad que hay desde que en 2003 se reanudaron los procesos tras la anulación parlamentaria de las denominadas "leyes del perdón".

Los datos corresponden a la Unidad Fiscal de Coordinación y Seguimiento de causas por violaciones de los derechos humanos, que subrayó que hay 820 personas procesadas en todo el país, de las cuales cerca de 400 ya tienen al menos una causa en etapa de juicio.

Entre los procesos más emblemáticos que se llevan a cabo está el que involucra a los exdictadores Jorge Videla y Reynaldo Bignone, quienes son juzgados desde febrero por 35 casos de robo de bebés durante el régimen de facto.

Además se espera para este año la sentencia de un juicio que, iniciado a finales de 2009, ventila los crímenes cometidos en la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), la principal cárcel clandestina de la dictadura, en el que están acusados los exmarinos Alfredo Astiz y Jorge "Tigre" Acosta, entre otros.

También tiene procesos pendientes el exgeneral Luciano Menéndez, de 83 años, señalado como uno de los símbolos del terrorismo de Estado y sobre quien ya pesan seis condenas a prisión perpetua, la última de ellas dictada este miércoles por un tribunal de la provincia norteña de Tucumán.

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Encuesta

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes