sábado, 21 de julio de 2018 Actualizado a las 20:17

En la misiva llaman a votar po

Con carta abierta la Alianza pretende frenar sangría de descolgados

por 28 octubre, 2004

En Los Ángeles, Octava Región, la disputa por el municipio se está tornando color hormiga. Pese a los múltiples llamados a votar por los representantes del conglomerado, el candidato descolgado de la UDI ha hecho caso omiso de estas recomendaciones, generando roces al interior del pacto.

En la medida que se acerca el día de las elecciones municipales en la Alianza por Chile comienzan a adquirir mayor trascendencia temas a los que, hasta hace sólo algunas semanas, se les restaba importancia porque según dirigentes de la oposición afectarían más a la Concertación, como es el caso de los candidatos descolgados, ya que el oficialismo tiene muchos más que la oposición. A pesar de que eso es cierto, también lo es que el caso de la comuna de Los Ángeles, en la Octava Región, ha sido un permanente dolor de cabeza para el equipo del presidenciable opositor Joaquín Lavín.



Desde que en la Alianza por Chile se llegó a acuerdo en torno a que en las comunas en las que cada partido ya tenía alcalde éste iría a la reelección por derecho propio, comenzó el problema por el municipio de Los Ángeles. Ello debido a que el precandidato gremialista, Joel Rosales, defendió hasta el final su mejor derecho a ser el representante del conglomerado en la zona. Pese a sus argumentos, en la negociación interna de la Alianza se respetó el acuerdo inicial en orden a que cada colectividad tenía la primera opción sobre una comuna en la que ya tuviera alcalde. Ello favoreció al candidato de RN a la reelección, Daniel Badilla Alegría, quien dirige los destinos de Los Ángeles desde 1992.



Los caminos entre el alcalde de RN y Rosales se cruzaron por primera vez en 1996, cuando Badilla iba a la reelección y el ahora gremialista probaba suerte como independiente en la lista de la UDI. En la ocasión el alcalde obtuvo 34,02 por ciento, mientras que el debutante sacó un nada despreciable cifra de 19,26 por ciento. Para las municipales del 2000, Rosales volvió a intentarlo con bastante mejor suerte. Esta vez, mientras Badilla consiguió aumentar su votación hasta el 37,45 por ciento, Rosales lo seguía de muy cerca con un 30,66 por ciento. Lo que obviamente le abrió los apetitos por ocupar, en la siguiente vuelta, el cargo de su aliado.



De allí su molestia cuando los dirigentes de su partido respetaron el acuerdo original que lo desfavorecía. Tan molesto quedó Rosales con la negociación que decidió tomar el toro por las astas y haciendo caso omiso a eventuales represalias de parte de la UDI por su indisciplina, se inscribió para postular a reemplazar al actual alcalde de la comuna y arrebatársela a la Concertación. En este escenario, según los cálculos de la oposición, el próximo alcalde será sí o sí del conglomerado, ya sea el candidato oficial o el rebelde que desobedeció a la directiva encabezada por el senador Jovino Novoa.



En cualquier caso, dicen en la UDI, la Alianza se quedará con la comuna, pues dudan que la Concertación logre ganar a pesar del descolgado de la Alianza por Chile. Por otra parte, ante los reclamos que RN ha expresado tanto explícita como implícitamente, en el gremialismo no le dan mayor importancia. Incluso precisan que el mismo caso se produce a favor de sus socios en Osorno, donde militantes de la tienda de Sergio Diez apoyan a Eduardo Hott, en desmedro de la candidata designada por el pacto, la UDI María Angélica Barraza.



En Renovación Nacional, en tanto, reconocen el caso de Osorno e incluso precisan que hay algunos más; sin embargo, aclaran que el comportamiento en estos casos ha sido muy distinto al de sus aliados, ya que desde el presidente del partido hasta un importante grupo de parlamentarios, entre ellos el senador Alberto Espina, han viajado a la zona para llamar a votar por la candidata de la UDI.



Carta abierta a los electores de la Alianza



En todo caso, el tema de Los Ángeles ha tenido bastante preocupados a los dirigentes de Renovación Nacional. Esto, porque el propio candidato de la colectividad se quejó con los dirigentes debido a que el diputado gremialista Víctor Pérez estaría llamando a votar por el descolgado.



Acusación que rechazan en la UDI, donde explican que, por el contrario, el diputado se ha mantenido al margen de las disputas entre Badilla y Rosales. También descartan que Pérez haya grabado alguna frase radial instando a los electores de la comuna a votar por Rosales y aseguran que la UDI está cumpliendo los acuerdos.



Por el contrario, en Renovación Nacional aseguran que el diputado gremialista grabó una frase, en una radio de la zona, en la que llama a votar por Rosales, señalando que es el candidato que representa el cambio en la comuna. Frase que en RN afirman haber escuchado.



Esto generó una enorme molestia en Renovación Nacional, donde incluso se abordó el tema en la reunión de mesa del lunes 25. Allí se acordó representar su molestia a Joaquín Lavín y, junto con ello, elaborar una carta en la que la Alianza por Chile llamara a su electorado a votar por los candidatos del pacto, los de la lista B.



Luego de una conversación entre los secretarios generales de ambos partidos, en RN redactaron la misiva de sólo cinco párrafos, posteriormente la UDI la aprobó con pequeños cambios, tras lo cual fue suscrita por Jovino Novoa, Sergio Diez y Joaquín Lavín, quien la leyó en la reunión que sostuvo con los representantes de los partidos el martes recién pasado, convocada originalmente para analizar la campaña.



En la "Carta abierta de la Alianza a los electores" se sostiene que el pacto "se encuentra frente a una oportunidad histórica: que sus candidatos a alcalde y concejales sean electos en la mayoría de las comunas del país", lo que "ha sido fruto del trabajo unitario y mancomunado de las directivas, dirigentes y militantes de la Unión Demócrata Independiente, de Renovación Nacional y de importantes sectores independientes".



Añade que el "actual sistema contempla sólo un candidato a alcalde por pacto electoral, por lo que el apoyo a cualquier candidato fuera del pacto debilita el proyecto de la Alianza y disminuye su votación en el total del país, con efectos obviamente perjudiciales a la candidatura presidencial''. Agregando que "los objetivos separatistas personales no tienen cabida cuando estamos en proyecto nacional que depende de todos nosotros".



"Por lo anterior -concluye la misiva fechada el 25 de octubre-, le solicitamos votar por el candidato a alcalde de la Alianza (Lista B) y por uno de los candidatos a concejal de esa misma lista".



No obstante la misiva, nada asegura que quienes ya están trabajando por los candidatos descolgados dejen de hacerlo, bien porque no son militantes de los partidos del pacto o bien porque en ninguno de los dos partidos han sido lo suficientemente drásticos con quienes decidieron ir por fuera. Entre otras cosas, porque de ganar de todos modos le aportarán sus votos a la Alianza por Chile, cosa nada menor para la oposición. En todo caso, habrá que esperar el resultado de Los Ángeles para y Osorno, entre otros -ya que en la Alianza son 39 los candidatos descolgados contra 75 de la Concertación- para ver el comportamiento del conglomerado opositor que, de todos modos, está confiado en que este fenómeno afectará más a la coalición oficialista que a la Alianza.





__________________

Artículos relacionados:



Alianza desestima efectos negativos por candidatos descolgados (18 de septiembre 2004)



Pacto municipal: el riesgo de multiplicar el 'efecto Paredes' (23 de junio 2003)
















Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Noticias

Blogs y Opinión

Columnas
Cartas al Director
Cartas al Director

Noticias del día

TV