“No sé si es prioritario enfrascarse en una discusión sobre el ministerio” - El Mostrador

Domingo, 19 de noviembre de 2017 Actualizado a las 01:16

Ex director de la Conama Rodri

"No sé si es prioritario enfrascarse en una discusión sobre el ministerio"

por 19 enero, 2006

Otrora subsecretario de la Segpres durante el gobierno de Ricardo Lagos señaló a El Mostrador.cl que el nuevo ministro presidente de la Conama deberá centrar sus esfuerzos en un cúmulo de temas más importantes, que llevar adelante la creación de una cartera propiamente tal. Respecto de quién sería el más idóneo ocupar el cargo, cree que debe ser una persona capaz de ''articular'' distintas visiones.

Desde diciembre de 2006, el ex subsecretario del Ministerio Secretaria General de la Presidencia (Segpres) del gobierno de Ricardo Lagos y ex director ejecutivo de la Comisión Nacional del Medio Ambiente (Conama), Rodrigo Egaña, tiene a su cargo el Campus Santiago de la Universidad Técnica Santa María. Sin embargo, sigue atento a los movimientos que se producen en materia ambiental en el país, debido a que algunos de los proyectos que hoy se concretan se gestaron durante el tiempo que estuvo en la Segpres.



Uno de los últimos ocurrió esta semana, con la aprobación definitiva en el Congreso de la ley que crea el cargo de presidente de la Conama, que tendrá rango ministerial. Egaña valoró la decisión, pero criticó la demora de su trámite legislativo, el que no era nada de "complejo", asegura.



Dice que las tareas que el nuevo funcionario deberá ambiental son demasiadas como para priorizar y centrar la discusión en la creación de un Ministerio del Medio Ambiente, por lo que éste debería enfocarse en, por ejemplo, prepararse para la nueva evaluación de la OCDE (Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos), en lo que no se avanzó prácticamente nada en 2006.



Sobre el perfil de quién debería ocupar el cargo, sostiene que fundamentalmente debe ser un articulador de políticas, tanto al interior como al exterior del gobierno. Sobre el punto, expresa que el episodio de Adriana Hoffman no inhabilita la llegada de ecologistas al cargo y consultado sobre su interés, sólo se limita ha decir que hoy está trabajando en un proyecto de "mediano" plazo en la universidad.



Tareas más importantes que el ministerio



-El nuevo ministro tiene que crear su propia cartera, ¿cree posible que bajo la actual administración se llegue a consensos para concretarlo?

-Creo que un nombramiento de un primer responsable político, en el gobierno, del tema ambiental es un gran paso, porque significa que la materia adquiere en la estructura orgánica del gobierno un nivel de mayor preponderancia. Una cuestión diferente es hacer la discusión sobre el Ministerio del Medio Ambiente porque la Ley de Bases no optó por la estructura de ministerio, optó conscientemente por la estructura de comisión coordinadora. Ésa fue una larga discusión que se tuvo desde 1989 a 1991, hasta que se estructuró la propuesta de la actual Conama.



Entonces, personalmente no tengo tan claro de que sea absolutamente necesario ir como paso inmediato siguiente a la discusión de una nueva institucionalidad completa, porque un ministerio debería hacerse las preguntas: si vamos a mantener un consejo transversal de ministros, si vamos a mantener las Coremas, etc. Y ésa es una discusión que puede ser tremendamente larga. En consecuencia, creo que estratégicamente lo que debería hacerse es echar a andar el nivel de ministros ¡ya!, porque nos demoramos mucho en sacarlo.



-¿Por qué? ¿Quién ayudó a retrasarlo? ¿El gobierno, los parlamentarios?

-(El gobierno) no, la Presidenta mandó el proyecto en mayo. Ahora, es cierto, el Parlamento va fijando sus ritmos, pero no era un cambio tan fundamental. No era tan complejo el proyecto, y objetivamente, las tareas que se dejaron esperando la llegada de esta autoridad son súper importantes y ya llevamos el 25% del período del gobierno andando.



-En ese sentido, ¿qué temas son los que tiene que absorber de entrada el nuevo ministro?

-Claramente tenemos los temas del informe de la OECD como elementos centrales, que me da la impresión que la nueva autoridad ambiental debería asumirlos como tarea fundamental. Nosotros, dentro de un año y medio como país, vamos a tener que empezar el proceso para una nueva evaluación y creo que prácticamente este año no se ha hecho nada, en avanzar en la implementación de las tareas que surgen de él.



En resumen, hay que echar a andar el rol del ministro; la Superintendencia Ambiental; la evaluación ambiental de la OECD; la reformulación de la política ambiental; y a eso agregarle las cuestiones que el gobierno ha definido como prioridades políticas, o sea, la gestión integral de territorio; la política de cuencas; el aumentar la cantidad de normas ambientales que se van a generar. Después, tenemos que enfrentar la nueva fase del plan de descontaminación de Santiago; la decisión sobre planes del mismo tipo en diez ciudades, por lo tanto, hay una serie de hitos, más proyectos colaterales que, teniendo un Ministro del Medio Ambiente, dejan de ser sólo responsabilidad de otros. Por ejemplo, la Ley de Bosque Nativo deja de ser sólo un problema del Ministro de Agricultura, y como ése caso hay varios otros.



Entonces, la cantidad de temas que están en una agenda medioambiental del gobierno son tales que no sé si lo más prioritario es enfrascarse en una discusión de institucionalidad.



-Según su visión no es prioritaria, pero ¿se debe dar en algún momento?

-Creo que teniendo un rol de ministro naturalmente va a aparecer y con mucho más fuerza, porque hasta ahora su rol lo cumple el titular de la Segpres y, obviamente, para cualquier ministro de la Segpres es uno de los tantos problemas que tiene que ver, y tiene tal carga de trabajo que es difícil que haga del medioambiente el tema central. Pero, además, es un ministro que debe generar arbitrajes al interior del gobierno, por lo que no puede en los temas ambientales ser juez y parte, por lo que es lógico tener otra autoridad política.



Tengo la impresión de que éste era un gran paso, pero yo llamaría a decir cuál es la agenda ambiental prioritaria para los próximos tres años del gobierno de Bachelet. Saquemos esa agenda adelante, con la autoridad que tengamos que tener y vamos haciendo los estudios sobre institucionalidad en la medida que sea necesario. Acaso ¿le vamos a quitar el Ministerio de Agricultura el tema de las áreas silvestres públicas y privadas protegidas? ¿Hay la decisión política de hacerlo, si todavía no hemos sacado la Ley de Bosque Nativo en tres gobiernos?



Nombres en danza



-¿Cree que este ministro será "respetado" por el resto las reparticiones? ¿Podrán sentirse pasados a llevar algunas secretarías de Estado en algunos temas?

-Tengo la impresión de que no es un problema de respeto, cuando el Estado crea una cierta función, todos, de dentro y de fuera del sector público, tienen que respetarla, y tienen que colaborar genuinamente. No creo que esté en una función que va a decidir sin escuchar a los otros, porque en su definición es una instancia coordinadora con un rango distinto. O sea, el tema de medio ambiente se va a sentar en el gabinete, antes no lo estaba, y ciertamente que cuando el tema de la mujer se sentó en el gabinete, el tema cambió en Chile, lo mismo que la cultura.



-Ya han comenzado las especulaciones sobre quién podría adjudicarse el cargo. Se han señalado nombres se ambientalistas -Sarra Larraín, Manuel Baquedano, Ximena Abogabir, etc-, pero ya es conocido como terminó la experiencia con Adriana Hoffman en la Conama. ¿Cuál es el perfil ideal para el cargo? ¿Sería un error intentar con un ecologista?

-Creo que este es un cargo esencialmente articulador y para articular uno tiene que trabajar con sectores muy diversos, y la base del que articula es poder reconocer que frente a un tema hay posturas distintas, que son legítimas, y que es necesario integrarlas.



Ciertamente el nombramiento es privativo de la Presidenta y ella verá cuál es el énfasis que le quiere dar al cargo y a la gestión que se inicia. Ahora, más que tener vetos sobre quién es, lo que más hay que cuidar es qué rol tiene que cumplir esta persona que, creo, debe tener la capacidad de articularse tanto al interior como el exterior del gobierno.



-Pero en el caso de los ecologistas, el tener posturas definidas sobre temas como las centrales en Aisén ¿es un factor para inhabilitarlos?

-El tener opinión sobre distintas cosas no inhabilita a nadie, porque al final tendríamos que nombrar a alguien que no piense sobre el tema. Por ejemplo, Adriana Hoffman cuando asumió la Conama tenía unos juicios contra mi por el caso Trillium, y ella tuvo que desistirse de los juicios antes de asumir, por razones obvias, porque cambia de rol.



Además, se mantiene lo que es el Consejo de Ministros de la Conama, que es el que define la política ambiental... La política ambiental no la va definir sólo esta persona que asume este cargo, sino que él va a tener que dirigir un proceso.



-¿Y cuál es su opinión sobre las centrales en Aisén?

-Creo que en ese tema nos estamos saltando una etapa previa, que es la discusión de la matriz energética en el país. Porque pensar que las resoluciones sobre las centrales se van a empezar a discutir una vez que los proyectos estén ingresados al Sistema de Evaluación de Impacto Ambiental (SEIA) no es adecuado. Porque tenemos que discutir qué tipo de centrales queremos, cuántas.. Se requiere una articulación de actores muy fuerte.



¿Disponible?



-La designación es privativa de la Presidenta, pero a usted ¿le interesa el cargo?

-(Ríe) A ver, yo salí del gobierno en marzo, hice un par de colaboraciones puntuales y el 13 de diciembre me invitaron a asumir este proyecto en la Universidad Santa María, de mediano plazo, y estoy en esto, el resto....



-¿El nombramiento pasará por buscar equilibrios políticos? Tenemos en las Segpres y la Conama a dos personas del PS...

-Este es un gobierno que en ese sentido ha innovado en una enormidad. Usted ve que cuando nombraron al ministro Alejandro Ferreiro en Economía, se mantuvo a la Ana María Correa, que son militantes del mismo partido (DC). Creo que estos elementos (partidarios) son cada vez menos relevantes, por lo que uno ve como se ha organizado el gobierno. No hay un gabinete de puros militantes activos de primera línea, hay gente más o menos activa... Creo que en buena hora nos estamos alejando que toda la estructura tiene que estar equilibrada. Es obvio, que los partidos de la Concertación tienen presencia en el gobierno, pero aquí ha habido maduración.



___________

Compartir Noticia

Más información sobre El Mostrador

Videos

Más Noticias

Blogs y Opinión

Mercados

TV

Cultura + Ciudad

Deportes

Plan Individual

Anual:
$90.000
Semestral:
$40.000
Trimestral:
$20.000
Mensual:
$10.000

Plan Empresa

Anual:
$700.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 1.200.000)

Semestral:
$400.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 600.000)

Trimestral:
$200.000

hasta 10 usuarios
(valor normal 300.000)

Mensual:
$80.000

Hasta 10 usuarios
(valor normal 100.000)